Sabado 12 de Agosto de 2017 | 07:45

‘Veladas Paraguayas’ para homenajear al reconocido actor Carlos Gómez
576

El renombrado actor paraguayo será homenajeado en el Salazar. El renombrado actor paraguayo será homenajeado en el Salazar.

El Grupo Real de Teatro presenta su obra “Veladas Paraguayas”, en homenaje al actor y director de teatro Carlos Gómez, por el centenario de su nacimiento, el viernes 11 y sábado 12 de agosto a las 20:00 horas en el Auditorio Manuel de Falla, con acceso libre y gratuito.

Veladas Paraguayas, en la versión y dirección de Roger Bernalve reúne tres piezas de carácter popular tituladas “Kuña Kate”, “Añandú Ndachera’y Mo’ai” y “Tembireko Paraguaiete”, con un elenco liderado por Luis D’Oliveira.

Carlos Gómez fue un actor de cine y televisión que trabajó tanto Paraguay, como en Argentina. Realizó su formación actoral bajo la dirección del poeta popular paraguayo Julio Correa, creador del teatro en guaraní junto con otros grandes actores populares, como Ernesto Báez, Teodoro Mongelós, Emigdia Reisófer y Aníbal Romero, entre otros.

Debutó en el teatro a los 22 años, integrando Destello Juvenil (1939- 1940), un grupo de jóvenes del barrio General Díaz que recorría escuelas y colegios, hasta que por iniciativa de Fernando Oca del Valle, Gómez ingresó como socio fundador en la conformación del primer elenco de la Compañía en Castellano del Ateneo Paraguayo.

La revolución de 1947 le obligó a exiliarse y se radicó hasta el año siguiente en Buenos Aires, Argentina, junto a Báez y Reisofer; allí aprovechaban que las compañías argentinas que hacían temporada en el Teatro Apolo tenían los lunes como día de descanso para representar obras paraguayas como Los Quintana, A la sombra del Ingá, La señora del ministro, entre otras.

Al regresar en 1948 los tres forman la compañía Báez-Reisofer-Gómez y actúan durante varias temporadas representando grandes éxitos del teatro paraguayo, como El comisario de Valle Lorito, Añaretã’i, Mbarete ruvicha, La Madama, La Noticia y, finalmente, Hembypa la candidato, poco antes de que la muerte de Ernesto Báez disolviera el rubro.

Gómez participó como artista invitado en varias compañías teatrales, como las de Oscar Carvallo (para la zarzuela Paseras del Paraná), Luis D’ Oliveira, Sánchez-Pastor y Grupo Real de Teatro. También hizo algunas presentaciones en Montevideo a comienzos de la década de 1960. Trabajó en películas de Argentina y Paraguay.

La primera convocatoria fue del maestro Herminio Giménez para Alto Paraná (1958), filmada en Paso de Patria. En 1959 trabajó en En la vía, Aquello que amamos y La sangre y la semilla y en los años siguientes lo hizo en otros filmes. En Paraguay tuvo a su cargo papeles importantes en La burrerita de Ypacaraí (1962) y Cerro Cora (1978). Su último trabajo fílmico fue en el rol de ministro en Miss Ameriguá (1994).

Entre las distinciones que recibió se encuentran la Orden Nacional del Mérito en el grado de Comendador, Hijo Dilecto de Asunción, premio Arturo Alsina a la trayectoria teatral, entre otros más.

En agosto de 2008 fue presentado su libro “Las huellas de un patriota del arte”, dentro de las actividades previstas en celebración de la asunción presidencial de Fernando Lugo. La salud de Carlos Gómez se encontraba últimamente muy deteriorada por una afección en el esófago y el propio presidente Lugo lo visitó el 5 de agosto de 2009 en su casa en el barrio Republicano de Asunción para interiorizarse de su salud. En esa casa Carlos Gómez murió en la madrugada del 15 de agosto de 2009, a los 92 años.

 
 
 
De que se habla hoy
Hoy en las redes
twitter hoy
facebook hoy