Comercio e Industrias

Restaurant paraguayo en Nueva York: Lugar que hace llorar a compatriotas

"I love Paraguay" se denomina un local de comidas paraguayas que encontró su lugar en los Estados Unidos y que cada día consigue más amantes extranjeros.

Una familia de paraguayos, compuesta por la pareja Nancy Flores y Carlos Raul Ojeda, y sus hijos Natalia y Fabricio, decidieron ir de Asunción a los Estados Unidos para crear allí un lugar especial de Paraguay. En comunicación con nuestra redacción, Flores dijo que desde hace 14 años se encuentran en Nueva York y que primeramente abrieron un delicatessen (alimentos exclusivos) de comida paraguaya en la ciudad de West Harrison, en el Condado de Westchester. “Era muy conocido por todos los paraguayos, era un pedacito de Paraguay, un lugar de encuentro para ir al trabajo, que le llamaban La Deli Paraguaya. Con ese local aprendimos las leyes, requisitos, y cómo funciona un pequeño negocio en los Estados Unidos. Pasaron 2 años (2004-2006) lo vendimos y decidimos abrir un restaurant”, sostuvo. APOYO DEL GOBIERNO NORTEAMERICANO La empresaria gastronómica comentó que en el 2007 el sueño de “I Love Paraguay” fue una realidad gracias los cursos que obtuvieron por medio del Gobierno norteamericano. “Para ellos es muy importante los small business (pequeños negocios) como el nuestro, porque aportamos lugares de trabajo”, aseguró. Hasta el momento son los únicos que ofrecen exclusivamente comidas paraguayas en Nueva York, y según comentó la mujer, varias personas van conociendo nuestras comidas, mientras que otros escuchan por primera vez el nombre de nuestro país gracias al “restó”. La empresaria sostuvo que el negocio va por buen camino, es más, indicó que hace un año realizaron una renovación total del local. COMIDAS MÁS PEDIDAS Las comidas que más se piden en “I love Paraguay” son la sopa de pescado y el caldo de pollo con vori vori, que cuestan US$ 6.25 (28.000 guaraníes), y van acompañadas por tortillas que salen US$ 1.50 (6.700 guaraníes). Le siguen las empanadas de carne, pollo, jamón y queso, a $2.00 (9.000 guaraníes), croquetas $1.75 (7.800 guaraníes), chipa guazu y sopa paraguaya a $4.50 (20.000 guaraníes), chipa a $2.00 (9.000 guaraníes) y el mbeju $3.50 (15.000 guaraníes). “Todos los platos son muy requeridos, porque todo es nuestra comida, no nos salimos bajo ningún concepto de lo que es la comida paraguaya, tratamos de hacer lo mejor posible en todos los aspectos”, aseveró Nancy Flores. LLORAN LOS PARAGUAYOS La paraguaya recordó que “un día vino entrando despacio un joven de unos 20 años, y cuando le saludamos, no podía hablar, ¡estaba llorando! Pidió disculpas y nos contó que hace mucho que no ve nada de Paraguay, y nos pidió tiempo para recuperarse. Fue muy emocionante esa experiencia”. También contó que varios extranjeros ingresan a su local y piden café, pero que ellos les dan cocido para probar. “Después ya nunca más quieren café, y vienen pidiendo paraguayan tea, o sea, té paraguayo, así le llaman”, señaló. ABRIR SUCURSALES En cuanto a los planes a futuro, Flores indicó que está en proyecto abrir sucursales, para que más paraguayos vuelvan a enamorarse de sus comidas y que los extranjeros conozcan nuestra cultura. Afirmó que solo que es cuestión de tiempo. Dada su exitosa experiencia en la industria gastronómica en los Estados Unidos, alentó a las personas que quieran ir a trabajar a dicho país. “Solo hay que poner alma, corazón y vida, el resto ya es fácil”, puntualizó.

 

Comercio e Industrias

​Economía Naranja, nueva oportunidad para hacer negocios con ideas

Tener una idea, trabajarla, desarrollarla y convertirla en un negocio, hoy puede convertirse en realidad. El crecimiento de la industria creativa en Paraguay genera cada vez más oportunidades laborales en nuestro país.

Fuente: Por Brian Vicésar (@brianvicesar) y Jorge Pettengil

"Hacer negocios con ideas", esa es la consiga de un nuevo modelo económico que ofrece una salida laboral al sector que más necesita, el de la juventud.

Involucra a la cultura: cine, música, video, y por supuesto Internet, que va tomando adeptos de forma vertiginosa. Se denominada "economía naranja", engloba las industrias creativas y pretende intensificar y rentabilizar las ideas y la creatividad.

Para comprender sobre el negocio de las ideas y su proyección en Paraguay, Guillermo Ramírez, un joven visionario, emprendedor y que trabaja dentro de esta industria, revela más datos sobre el nuevo concepto.

- ¿Cómo evalúa el mercado paraguayo en cuanto a ideas de negocios?

- El mercado creativo acá es una industria novel, pero está creciendo y en movimiento. Es categórico que estamos quizás ante la mejor oportunidad de hacer negocios en Paraguay.

Hoy a nivel digital hay muchísimas oportunidades, pero no solo en ese sector, sino que a la hora de hacer negocios con las ideas. Por fin la gente se anima que su idea se transforme en realidades.

En el 2013 tuvimos por primera vez el Startup Weekend, donde los jóvenes se juntaron a crear empresas digitales. Transformaron en negocios sus ideas y hoy hay personas que ya están generando ingresos.

- ¿Qué hace falta para intensificarla?

- Creo que hace falta trabajar sobre ciertos marcos que permitan profesionalizar la industria de las ideas. Yo creo que todo va a ir para ahí. Primeramente necesitamos incentivar a las personas que están trabajando sobre ideas.

Paraguay se destacó por su economía agroganadera, y tus papás querían que seas médico o contador. Es hora de romper esos paradigmas dentro mismo de la familia.

Tenemos que poner plataformas para que la gente pueda comenzar a trabajar en las industrias creativas. Está buenísimo eso, porque por suerte ya está ocurriendo. Cada vez hay más productoras audiovisuales, tenemos espacios de teatro, e inclusive tenemos nuevas formas de expresión como el Stand Up, porque no hay que hablar solo sobre las ideas dentro del entorno digital, sino en todas las expresiones de la cultura.

Necesitamos generar un clima de ideas, instituciones fuertes, no en el sentido de más leyes, sino que se promueva la creatividad. Hay varios puntos sobre los que se pueden trabajar dentro del sector público y privado que van a permitir que las industrias creativas, esto que conocemos como la Economía Naranja, pueda explotar, pero para eso falta dar espacio a las oportunidades.

- ¿Cómo se encuentra Paraguay frente a los países vecinos?

- Argentina, Uruguay y Brasil tienen un mercado creativo impresionante. En Argentina el 3,9 de su economía está basada sobre industria creativa y en Paraguay el 3,3%, obviamente a nivel volumen eso es abismal. Nosotros no podemos ignorar que el mundo está generando oportunidades de negocio con las ideas, no podemos ignorar la consecuencia de eso. Necesitamos más gente que estudie diseño y programación.

Los trabajos realizados en Caacupé con "Una computadora por niño" demostraron que si vos le das una oportunidad, los chicos te van a responder. El sector público debe modificar la malla curricular para que sea más fácil que un chico de 7 años pueda estudiar diseño y el sector privado que brinde oportunidades laborales para que cuando salgan del colegio ya puedan trabajar.

- Habló sobre la Economía Naranja. ¿De qué se trata y quién lo creó?

- La Economía Naranja es un nombre con el que se pretende aglutinar a todas las que antes se conocían como economías verdes e industrias de las ideas, es un nombre más 'marketero' que sale de un estudio del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). El color naranja es el color del fuego, para los egipcios era el color con el que se pintaban los sarcófagos de los faraones, para la India es el chakra de la idea de los individuos.

Se juntaron los elementos para crear la Economía Naranja, que no es más que buscar estandarizar las industrias creativas alrededor del mundo. Estas industrias son el arte, música, teatro, cine, arquitectura, las industrias editoriales, videojuegos, social media, desarrollo web, son las economía que están basadas en generación de la cadena de valor a partir de una idea.

- ¿Cuáles son los beneficios de esta economía?

- Si vos explotás tu lado creativo y a la vez podés generar negocios con esto, vos estás generando cultura y valor económico. Además de eso, las industrias creativas generan oportunidades de negocios no solo dentro del núcleo, sino de soporte dentro de la comunidad, y es amigable con el medio ambiente, porque hablamos en muchos casos de industrias que se basan dentro de lo intangible como Internet.

- ¿Se pueden hablar de desventajas dentro de la Economía Naranja?

- Es muy difícil conseguir personas nuevas para que ingresen a esta flujo de negocios, porque no tenemos una mano de obra calificada. Cuesta mucho, cuando hacemos llamados a concurso para redactores creativos, programadores y desarrolladores móviles, recibimos pocos CV y los pocos que recibimos tenemos que hacer un poco de búsqueda bastante específica, y esa es una realidad y es triste porque las oportunidades laborales están.

En el rubro artístico hay dificultad, por ejemplo hacer cine en el Paraguay, ya que es caro y la gente no está acostumbrada a pagar por el cine local. Para el cineasta es más fácil conseguir fondos afuera. A nivel música la cosa está más pareja, pero vivir de la música es difícil todavía. Por suerte el público aceptó a la música nacional como propia.

Mucha gente no hace la asociación de la cultura y economía, y en el medio lo que une son las oportunidades de negocio. Hace falta que más gente vea esa conexión y comience a explorar dentro de esa conexión.

- ¿Cómo es la retribución monetaria de los trabajadores?

- El mundo de la publicidad mueve bastante dinero, los sueldos están por encima del promedio frente a los otros servicios. Lo que falta es profesionalización para que la industria pueda intensificarse. Es una cadena de valor tangible, porque al final se termina con un servicio mejor ofrecido. Se podría pagar mucho más, es algo novel, está empezando recién.

- ¿El nivel de competencia de las empresas de ideas cómo se encuentra en el país?

- Hoy hay un nivel interesante de competencia entre agencias, todo el mundo está remando. La industria paraguaya, como Oniria, está ganando premios afuera, muchos están exportando sus ideas al exterior. Tenemos que hablar de pasos de ideas, mediante la Senatics podemos ver la posibilidad de exportar ideas, pero para eso necesitamos tener desarrollo local.

- Si se realizan bien los trabajos desde ahora, ¿en cuánto tiempo se instalará una buena Economía Naranja?

- Es difícil hacer predicciones económicas, pero si vemos los factores de crecimiento a nivel de país y entendiendo un poco cómo funciona el negocio de la idea, dentro de cinco años tendrá mayor peso dentro del Producto Interno Bruto y de la cantidad de personas que trabajan en el rubro de las ideas en Paraguay.

- ¿Qué aconseja a los jóvenes que poseen un proyecto?

- Si uno tiene una idea, lo primero que puede hacer es tratarla en serio. Ponerse el chip del empresario, no importa la idea que uno tenga. Tenemos que generar una cultura de empresarios jóvenes responsables con su entorno.

Tratarla en serio a la idea, trabajarla, hacerla un modelo de como funcionaría. Si es una idea digital es más fácil transformarla en realidad, porque en una semana se puede tener un prototipo. Las condiciones están dadas.

DATOS DEL ENTREVISTADO

Guillermo Ramírez, es cofundador de la empresa digital Analógica, que funciona desde el 2012. Primeramente incursionó en el sector gastronómico y el servicio de las telefonías, luego pasó a los medios de comunicación (en radio Urbana y Monumental).

En el 2010 decidió explorar las ideas que ofrecía Internet, y se inició como freelancer de varias empresas. Para el 2012, Analógica fue posible gracias a su alianza con Juanma Teixidó, Rodrigo Weiberlen y Camilo Guanes, estos dos últimos dueños de la empresa publicitaria Oniria.

 

Dinero & Negocios

Derechos de propiedad y trabas a inversión bajan la puntuación para negocios

La Fundación Heritage (The Heritage Foundation), centro de Investigación Política estadounidense, emitió los resultados de estudios sobre aspectos de la realidad política y económica de Paraguay.

En el capítulo dedicado a la libertad económica, el documento consigna la apertura que lo ubica en el puesto 78 entre 194 países del mundo. Pero a la vez plantea algunos problemas que se verifican en el escenario económico, que "atentan contra la libertad económica".

"Las mejoras en las libertades económicas, se han visto contrarrestados por la disminución de puntuación de más de 10 puntos en los derechos de propiedad, libertad de empresa y libertad de inversión", sostiene en una parte de las observaciones.

"Su puntuación es 0,9 puntos respecto al año anterior, con mejoras en la mitad de las 10 libertades económicas, incluídas la libertad de inversión, la gestión de finanzas públicas y la libertad de trabajo. Todo esto parcialmente compensado por la disminución del comercio y la liberalidad frente a la corrupción", menciona el documento.

Para Heritage Foundation, nuestro país se ubica en el puesto 15 entre 29 países de América del Sur, Central y el Caribe, en libertad económica. Y su puntaje general está por encima de la media mundial.

Durante los 20 años de historia del índice -significa el estudio- el progreso del Paraguay hacia una mayor libertad económica ha sido desigual.

 

Comercio e Industrias

Relaciones comerciales con Brasil: "El cielo es el límite"

Las relaciones económicas entre Brasil y Paraguay se intensificaron hoy con el acuerdo de realizar varias inversiones mediante encuentros de empresarios de ambos países.

El Ministro de Industria y Comercio, Gustavo Leite, y su par de Desarrollo, Industria y Comercio Exterior del Brasil, Fernando Pimentel, se reunieron en el MIC con el fin de profundizar las relaciones comerciales e inversiones entre ambos países.

"Las cadenas productivas están hoy ya instaladas, existen empresarios brasileños quienes son dueños de empresas en Paraguay, y con el BID (Banco Interamericano de Desarrollo) establecimos una cooperación en tiempo récord para identificarlas, y hoy empresas brasileñas instaladas en nuestro país exportan más de US$ 200 millones a Brasil en sectores como calzados, confecciones, autopartes, o alguna que otra industria ligera", expresó Leite.

Sostuvo que el logro más importante es el "trabajo inédito" que se dará entre ambos países, y que en cuanto a las inversiones brasileñas con respecto a los créditos, será como dice el ministro Pimentel, “el cielo es el límite”.

Por su parte, el ministro Fernando Pimentel adelantó que en breve la Federación de Industrias del Estado de Paraná hará una misión al Paraguay, donde empresarios van a venir a identificar posibilidades de negocios y oportunidades de inversiones.

Así también se hará otro encuentro en Sao Paulo, donde una representación empresarios y autoridades paraguayas ofrecerán a los brasileños varias oportunidades de negocios.

Agregó que el inicio de la construcción de la hidroeléctrica Yguazú tiene participación de empresas brasileñas, por lo que trabajará para que se financien fuertes inversiones allí.

Durante la reunión también se instaló la cooperación entre el Instituto Nacional de Metrología, Calidad y Tecnología de Brasil y su equivalente paraguayo, el Instituto Nacional de Tecnología, Normalización y Metrología (INTN). incentivar la certificación y el reconocimiento mutuo de productos certificados, lo que facilita con esta plataforma de trabajo, el comercio entre los dos países.

 

Comercio e Industrias

​Calzados de tendencia internacional en Paraguay

La marca canadiense Aldo Shoes & Accessories, lleva un mes en nuestro país, ofreciendo la mejor selección de la moda internacional. La firma también está presente en Europa y Asia.

La tienda ubicada en el local 134 del primer nivel del Mcal. López Shopping, es visitada diariamente por decenas de clientes, quienes acuden en busca de las tendencias más actuales en todo el mundo.

La directora de Aldo Shoes Paraguay & Accessories, Laura Sallustro explicó con la redacción de HOY, que se trata de una marca de moda internacional de calzados y accesorios, tanto para mujeres como para hombres.

"El beneficio para el consumidor es que le ofrecemos calidad, actualidad y variedad a precios internacionales", expresó Sallustro.

Explicó que las tiendas son temáticas a nivel mundial, por lo el ingresar a los locales, el cliente tiene la misma sensación de estar en Miami, Nueva York

Los productos son elaborados en varios países pero la marca es de origen canadiense. La firma está esparcida en más de 1.600 puestos de Estados Unidos, Canadá Europa, Asia y Latinoamérica.