"Después del domingo habrá un campeón y no se hablará más"

Franco Armani, portero de River Plate, dijo que después de todo lo que ha acontecido alrededor de la Copa Libertadores los últimos días miran "lo positivo" que supone jugar la final contra Boca Juniors, aunque sea en Madrid, y tras la cuál "habrá un campeón y no se hablará más".


Fuente: EFE

Armani, arquero titular del conjunto bonaerense, se encuentra en Madrid, ciudad a la que ha llegado junto a sus compañeros para disputar la final de la Copa Libertadores que no se pudo celebrar en su estadio debido a los incidentes violentos que algunos seguidores de su equipo protagonizaron contra los jugadores de Boca Juniors.

"El Santiago Bernabéu es una cancha hermosa donde no se podrá decir que el balón pica mal. Hay que disfrutar de este escenario y más aquel que no lo tocó jugar nunca aquí", señaló anoche el portero argentino, campeón de una Copa Libertadores en 2016 con el Atlético Nacional de Medellín.

"Me hubiera gustado jugar en la cancha de River, pero ahora no queda más que dar lo mejor. Miramos el lado positivo y lo positivo es que se juega esta Copa en Madrid y la queremos ganar", confesó.

"Ya lo que sucedió, sucedió, y los partidos se ganan y se juegan en la cancha. Después del domingo habrá un campeón y no se hablará más", concluyó.

 

Lo salva al final y se cuelga la medalla de vice campeón

Cerro Porteño salvó la última fecha. Estaba perdiendo hasta que a dos minutos para el final pudo empatar con Nacional 1-1, para dar por terminado el año recibiendo su medalla como sub campeón del Clausura, tal como en el Apertura.

La Academia se adelantaba en el marcador a los 45’ de la primera etapa por medio de Adam Bareiro.

Esa ventaja la mantuvo con solidez hasta los 88’, momento en que el juez Marcos Galeano sanciona un penal a favor del Ciclón.

Del mismo se ocupa Diego Churín, quien patea sin vacilación para someter a Santiago Rojas y establecer la paridad que termina consolidándolo en la segunda posición del campeonato.

La campaña de Nacional termina a su vez siendo de cierta forma auspiciosa con Fernando Gamboa, que cierra esta parte del semestre con cuatro empates y una victoria, más la clasificación a Copa Libertadores de América.

 

Dan por terminado el año y aprueban sus materias

En el comienzo del cierre de la temporada, Libertad se impuso a Deportivo Santaní, que llega a fin de año con el éxito de haber salvado la temporada y clasificado a la Copa Sudamericana.

El resultado fue de 2-1 para los albinegros de Tuyucuá, que marcaron mediante Matías Espinoza y Edgar Benítez, uno por tiempo.

A falta de cinco minutos para cumplirse los noventa reglamentarios, Santaní alcanzó el descuento por medio de un penal que Luis Caballero lo ejecutó con efectividad.

Fueron minutos de suspenso, porque Deportivo Santaní recobró fuerzas y procuró dar el zarpazo, pero poco después del tanto sampedrano, Ulises Mereles iría a beneficiar al local con un penal.

La pena máxima no existió, sí para el juez principal. No hubo reclamo y Oscar Cardozo se encargaba de ejecutar el remate con solvencia para terminar la temporada como el máximo artillero del campeonato y asegurar el triunfo repollero.

Se bajó la persiana para ambos. Para Santaní, en otras circunstancias habría sido una derrota corrosiva, pero no golpea porque el objetivo primordial se cumplió, incluso con el plus de ir a la Copa Sudamericana.

Libertad, clasificado a la Libertadores por su parte comienza una etapa en la que debe reacomodar su plantel para redireccionarse y volver a ser protagonista a la altura de lo que le exige su historia en este nuevo milenio.

 

Con un gol de Sanabria, Betis va a Octavos de la Copa del Rey

El paraguayo Antonio Sanabria convirtió el segundo gol de Real Betis ante Racing de Santander. La escuadra verdiblanca goleó a su rival por la Copa del Rey en España para avanzar de ronda.

La diferencia fue de 4-0. Fueron autores de los goles Jon Ander en contra, el paraguayo Sanabria, Sergio León y Giovani Lo Celso.

En la ida celebrada en El Sardinero, Betis había conquistado una victoria por la mínima ventaja, la cual hace un global de 5-0 para acceder a los Octavos de Final.

Este compromiso fue válido por la ronda de Dieciseisavos de Final de la Copa del Rey, que además tuvo otros encuentros en paralelo.