El tinte de cabello no le viene a la selección

Últimamente, las piezas claves que la muchedumbre pidió para que estén en la selección no rinden a la medida que se espera de ellos. Esta nueva Albirroja parece considerar a los que vienen haciendo buena letra en sus ligas, aunque una vez más parece que sus talentos aún no tienen la gravitación necesaria para romper diques.


Fuente: ortigoza bruno

Darío Lezcano por ejemplo afloraba como la principal herramienta en el ataque, pero viene de mayor a menor en su rendimiento y producción y casi no se lo siente. Y él fue casi lo único bueno que dejó Ramón Díaz.

La explicación del entrenador puede ser la usual cuando se le requiere el por qué del bajo nivel de uno u otro hombre: “el rival también juega”.

Es una respuesta no menos interesante, pero no habría que pensar en lo que haga el rival. Se supone que cada técnico siempre tiene que tener algo más de provisión en el bolso por si haga falta, y hasta ahora a Paraguay le falta peso. Arrojo y coraje no, pero algo hay que no cuadra.

La selección tiene a los hombres por los que mucho putearon cuando no estaban, pero hasta ahora no se logra efectos. Y es ahí donde surge el odioso amparo del proceso, que surte sus réditos pero con paciencia y saliva, algo que a la afición no agrada porque quieren resultados ya. Como todos, claro está.

Derlis González dejó de ser el hombre picante que era cuando surgía en las inferiores de la selección. Parece aletargado. Algunos dicen que no se lo usa en el puesto correcto, otros que sí pero que no tiene el acompañante ideal. Y suman los divagues porque son siete millones de técnicos. Y mientras nadie se ponga de acuerdo, el tiempo pasa y “nos vamos poniendo viejos”.

Miguel Almirón está, pero no parece ser por ahora una opción inmediata. Jorge Benítez era un conejo ágil en Guaraní, pero hoy pierde la carrera con las tortugas, no así en la carrera por el corte de la nueva moda, al igual que Lezcano.

Las sombras de un nuevo fracaso asoman con fuerza en esferas de la Albirroja. No se puede permitir perder de locales porque ahí está el secreto de la aproximación a un Mundial, pero convengamos que a los paraguayos les gusta sufrir antes de llegar a la meta y que sea ese el consuelo mientras aguardamos respuestas más eficaces.

Si Rusia de por sí es un país frío, con zonas usadas para trabajos forzados en épocas de la segunda guerra mundial, qué sería ahora mismo el clima luego del papelón ante Colombia…

Digamos que la tabla de posiciones y las esperanzas de ir a la Copa del Mundo están más heladas que la misma sede de la competencia, a la que parece que ni juntando monedas entre todos se podrá asistir, mientras se pierdan los juegos claves y no se encuentre una pronta fusión que nos vuelva insobornables en la cancha y devuelvan al resto de los países la imagen de un Paraguay al que nadie quiere visitar, porque se sabe que ahí no hay otra que perder…

 

Triunfo merecido ante un rival importante

José Pekerman valora haber venido a Paraguay a llevarse un triunfo que aparte de consolidar al equipo mantiene la hegemonía cada vez que pisan el Defensores. Para el argentino, la victoria coronó el esfuerzo hecho en las horas previas al duelo.

"Nuestro gol vino en el último minuto, y ello le da mucho más valor a todo lo que ya se realizó", declaró el entrenador de Colombia a medios de prensa.

La selección cafetera amargó a los paraguayos con un gol de Edwin Cardona para embolsar un triunfo de 1-0 y la totalidad de los puntos que deja malherido a la Albirroja.

"Tuvimos situaciones inesperadas, porque el rival con el que jugamos es bastante importante. Fue difícil pero nuestros delanteros hicieron un gran desgaste", acotó.

Agregó que "es complicado encontrar el ideal en esta clase de compromisos, pero hubo cosas positivas que terminaron coronándose con el gol".

La próxima parada de la selección colombiana es en su casa frente a Uruguay, que sigue liderando la zona sudamericana luego de derrotar a Venezuela.

 

Hay que terminar los juegos antes de los 90'

Edwin Cardona es el hombre que registra una marca muy especial en lo que va de estas Eliminatorias. Ante Paraguay no fue la excepción y tuvo en los albirrojos a la tercera víctima de su brega personal.

Bolivia y Perú fueron las dos primeras selecciones que acusaron el tiro de gracia en el epílogo de esos compromisos en los que Colombia salió ganador de su mano.

Cuando se jugaban 95’ minutos del cotejo ante los incaicos, Cardona puso el gol tranquilizador para dar tres puntos a los cafeteros. Ello fue el 8 de octubre del año pasado.

El 24 de marzo de este año, cuando parecía que ante los altiplánicos acababan en empate de 2-2, el jugador en cuestión desnivelaba la balanza para quedarse con el botín.

En el Defensores del Chaco fue protagonista de la misma película, que para ellos representa una consolidación en la carrera por ir a Rusia, mientras que para los guaraníes un peligroso estanco que los obliga a remar contra corriente.

 

El domingo chocan dos colosos de América

Como hace casi cuatro meses atrás, las dos instituciones más poderosas de Paraguay y Argentina vuelven a cruzar caminos en un amistoso de fuste. Será para poner en remojo a ambos equipos mientras continúa toda la vorágine de las Eliminatorias Sudamericanas. Unicanal brinda la oportunidad de mostrar las emociones del juego a todo el país.

Aquella vez se enfrentaron en Salta, donde Roque Santacruz y Carlos Tévez fueron dos de las principales atracciones por cada bando.

Fue un amistoso previo al arranque del Clausura en Paraguay y que acabó con triunfo bostero 2-0 con goles de Alberto Díaz y Andrés Chávez.

El compromiso tiene horario de arranque a las 20:00 horas y puede ser visto en todo el país a través de las pantallas de Unicanal, siendo este lance el aperitivo al duelo que espera a Paraguay con Argentina por Eliminatorias.

La sede del compromiso es la localidad de Jujuy, y para esta ocasión no estarán Carlos Tévez en Boca y Roque en Olimpia. El primero por lesión y el segundo por resguardo.