Entusiasma al inicio y luego se desmorona

Sportivo Luqueño no tuvo la suficiente fortaleza para hacer frente a Defensa y Justicia, que se quedó con la primera manga de la segunda fase de la Sudamericana.

El representativo argentino venció 2-1 en Villa Elisa, resultado que fue posible en virtud de la enorme debilidad colectiva del auriazul.

Conste que comenzó bien Luqueño con un soberano golazo de Aldo Vera, quien al ver adelantado al portero Ezequiel Unsain le dispara desde la mitad de la cancha.

Corrían apenas 7' minutos del juego. Se suponía que arrancar temprano con ventaja redituaría al cuadro paraguayo confianza y seguridad, pero Defensa no se amilanó.

Absorbió la desventaja y con mucha serenidad se desdobló de defensa a ataque y paulatinamente, la cancha comenzó a inclinarse al patio auriazul.

Así, los tantos llegaron a los 30' de la primera fracción por Oscar Noguera en contra. Luego el aumento se dio a los 54' por Braian Romero.

En ambas situaciones, los tantos fueron consecuencia de una presión constante y con un Luqueño irresoluto, al punto de que casi todo el segundo tiempo no se aproximó al arco de Unsain.

De hecho, colectivamente no se inquietó a la defensa visitante. El golazo de era fue hasta casi por producto del azar, después no expuso argumentos que den la garantía de que el triunfo se quede en casa.

Para decorar la noche, Jorge Ortega se fue expulsado sobre tiempo cumplido y a los 91', sin arquero, Juan Ojeda falló el que pudo ser el empate, en una de esas esporádicas oportunidades de avanzada.

Ahora, Carlos Humberto Paredes necesita crear estrategias para corregir la orfandad en materia colectiva y lograr la patriada que en estas condiciones se vuelven complicadas.

 

Va a Montevideo para la revancha entre Liverpool y Sport Huancayo

Arnaldo Samaniego debe arbitrar en el compromiso que van a disputar los elencos de Liverpool de Uruguay y Sport Huancayo de Perú en Montevideo. Es la revancha de la segunda fase de la Sudamericana.

Ambos conjuntos empataron en Lima esta semana 1-1 y el desquite está programado para el próximo martes 3 de noviembre a las 19:15 horas en la capital charrúa.

Arnaldo Samaniego tendrá la colaboración de Eduardo Cardozo y Milciades Saldívar. Andrés Merlos de Argentina oficiará de cuarto árbitro.

Este será uno de los 16 juegos programados para la primera semana del mes que viene y que define a los clasificados a los Octavos de Final de la Copa Sudamericana.

Asimismo, a diferencia de la primera semana, esta vez sólo se designó a una terna paraguaya. Para los choques de ida se establecieron dos.

 

Para la revancha también habrá árbitro con insignia de AFA

Fernando Espinoza, árbitro argentino será quien imparta equilibrio entre las representaciones de Universidad Católica de Chile y Sol de América la semana que viene por la Copa Sudamericana.

Ambas escuadras jugarán el día jueves 5 de noviembre la revancha de la segunda fase del campeonato continental. Será a las 21:30 horas en el San Carlos de Apoquindo.

Espinoza, mendocino de 36 años y quien lleva cinco años en Primera División de su país tendrá la asistencia de Cristian Navarro y Julio Fernández.

Las designaciones salen incluso antes del choque de ida previsto para este jueves en Villa Elisa por la segunda fase de la Copa.

Precisamente, solenses y trasandinos bregan la primera pulseada a las 19:15 horas en el Luis Alfonso Giagni con arbitraje de Nicolás Lamolina, también argentino.

 

Juez uruguayo para la revancha entre Defensa y Luqueño

Defensa y Justicia recibirá la semana que viene en Florencio Varela a Sportivo Luqueño con terna arbitral definida con anticipación por la Conmebol.

La misma está compuesta por el uruguayo Christian Ferreyra, quien será asistido por Horacio Ferreiro y Santiago Fernández.

Argentinos y paraguayos jugarán la revancha de la segunda fase de la Copa Sudamericana el próximo miércoles 4 de noviembre a las 19:15 horas.

El encuentro será válido para un cupo a la zona de Octavos de Final. Será uno de los 16 compromisos correspondientes a la etapa de revanchas.