Roland Garros: jugadora casi golpea a un niño con la raqueta, pero escapa a la descalificación

La tenista Irina-Camelia Begu (63.ª WTA) tuvo suerte de no ser descalificada este jueves en Roland Garros contra la rusa Ekaterina Alexandrova (31.ª) después de que lanzara su raqueta contra el suelo y saliese rebotada hacia las gradas, estando cerca de impactar contra un niño.

Frustrada por verse abajo 2-0 en el marcador en el tercer set, la rumana de 31 años lanzó su raqueta contra el suelo cuando se retiraba a descansar a su silla.

Tras impactar en el suelo, la raqueta salió rebotada y estuvo a punto de golpear a un niño presente en las primeras filas de las gradas.

Del susto, el pequeño rompió a llorar y tuvo que ser consolado por sus padres. Begu también se interesó por él y pidió disculpas, aunque eso no le sirvió para ahorrarse el abucheo del público de la cancha 13 ante un nuevo gesto de cólera de un tenista en el circuito.

El supervisor del torneo acudió a la pista, pero tras ver que el incidente no tuvo mayores consecuencias, la tenista solo recibió un ‘warning’ (advertencia) e, incluso, acabó ganando el partido por 6-7(3), 6-3 y 6-4.

“Me gustaría disculparme por este incidente. Nunca en mi carrera hice algo así. Fue un momento embarazoso. Lancé la raqueta contra el suelo y no pensé que fuera a rebotar de esa manera. Repito, lo siento y no quiero hablar más de ello”, declaró la rumana en conferencia de prensa.

Ya es el segundo incidente de este tipo que se produce en este Roland Garros en un deporte como el tenis, reputado por su ‘fair play’, pero en el que cada vez es más frecuente este tipo de episodios.

El pasado martes, el ruso Andrey Rublev (7.º ATP) golpeó con tal fuerza una pelota contra su silla después de haber perdido el primer set contra el surcoreano Soonwoo Kwon, que la bola salió rebotada y estuvo cerca de impactar en la cabeza de uno de los cuidadores de la pista.

“La gente puede decir lo que quiera”: Richard Ortiz responde a rumores de ‘arreglo’

Richard Ortiz, capitán de Olimpia, se refirió a la victoria conseguida por el Decano en la Nueva Olla por 1-0, diferencia que no alcanzó para avanzar en la Libertadores pero sirvió para pasar a la Sudamericana. “Que nos avisen para no correr tanto”, ironizó.

Con la tapada de Gastón Olveira del penal ejecutado por Claudio Aquino en tiempo de descuento anoche en la Nueva Olla, Olimpia pudo mantener su ventaja de 1-0 con la que consiguió su lugar en la Conmebol Sudamericana, mientras Cerro Porteño lograba de igual manera la clasificación a octavos de la Libertadores pese a la derrota.

Al término del partido no faltaron rumores sobre un supuesto arreglo entre los tradicionales rivales, a lo que Richard Ortiz respondió: “La gente puede opinar y decir todo lo que quiera, pero esto es fútbol. Pusimos todo, pero no nos alcanzó. Contento también porque los muchachos dejaron todo y pudimos clasificar a la Sudamericana”.

“No sé después de cuántos años volvió a haber un clásico en la fase de grupos. Ahora tendremos un descanso y luego a pensar en lo que se viene”, añadió en comunicación, este mediodía, con Versus Radio – Universo 970.

“Que nos avisen para no correr tanto”, dijo también Ortiz, ironizando acerca del ‘arreglo’.

– Cordialidad entre rivales –

El mediocampista de 32 años se refirió asimismo a algunos gestos de cordialidad entre jugadores del Franjeado y el Ciclón, quienes “son amigos afuera de la cancha”.

“A la gente no le gustan estas cosas, pero la generación de ahora es diferente. Muchos somos amigos (…) A la hora del partido cada uno defiende a su equipo, después cuando termina somos amigos otra vez”, puntualizó.

“Cerro tiene la obligación de estar a la altura de la Libertadores”

Miguel Carrizosa, directivo de Cerro Porteño, se refirió al clásico del miércoles con Olimpia y el paso, pese a la derrota, del Ciclón a octavos de final de la Copa Libertadores. “Se hará lo posible por salir airosos del rival que nos toque”, dijo.

“Cuando uno obtiene buenos resultados, lo quiere todo. El penal sobre los 92 minutos definía muchas cosas, Olimpia podía quedar fuera y Peñarol clasificar. No me gusta que vengan a mi casa a ganarme”, expresó hoy en comunicación con Versus Radio – Universo 970.

Ya mirando a los octavos de final, Carrizosa aseveró: “Si queremos ganar la Copa Libertadores, nos tocará jugar con los equipos que están mejor. Cerro es un equipo grande, tiene la obligación de estar a la altura de la Libertadores”.

– Refuerzos para la siguiente ronda –

Acerca de posibles refuerzos para el plantel azulgrana de cara a afrontar los octavos de final, el directivo manifestó: “Veremos qué nos solicita el profesor Arce, lo que le puedo decir al pueblo azulgrana es que esta comisión directiva no escatima esfuerzos, nuestro sueño es la Copa Libertadores”.

“Soy optimista, pero sé que hay cosas por corregir”, concluyó.

Ibrahimovic casi no ha dormido “en seis meses” por dolores

Lesionado y con fuertes dolores, Zlatan Ibrahimovic casi no ha dormido “durante seis meses” pero mantuvo su “promesa” de guiar al AC Milan hacia el Scudetto, confesó este jueves el delantero de 40 años, operado el miércoles de una rodilla, y que estará fuera de acción hasta 2023.


Fuente: AFP

Un día después de esta intervención quirúrgica en la ciudad francesa de Lyon, en la que se le reconstruyó su ligamento cruzado anterior de la rodilla izquierda y tras la que estará de siete a ocho meses de baja, la estrella sueca no dio pistas sobre su futuro, pero sí confesó su calvario en Instagram.

“Estos seis últimos meses jugué sin ligamento cruzado anterior”, resumió Ibrahimovic.

“Rodilla inflamada durante seis meses. (…) Sufrí más de 20 inyecciones en seis meses. Tuve que eliminar líquidos de la rodilla una vez a la semana durante seis meses. Tomé analgésicos todos los días durante seis meses. Casi no dormí durante seis meses debido al dolor. Nunca había sufrido tanto, sobre y fuera de los terrenos de juego”, prosiguió.

El astro sueco ya había sido operado de la rodilla izquierda en junio de 2021, lo que le hizo perderse la Eurocopa con Suecia y perturbó su inicio de temporada. En esta también se perdió varios partidos por problemas en el tendón de Aquiles.

El tiempo de baja anunciado desata la incertidumbre sobre el futuro del exdelantero del Barcelona y del París Saint-Germain.

Pero más allá de sus problemas, sacó pecho por haber contribuido al título de los Rossoneri, que conquistaron el domingo su 19.º Scudetto.

Yo hice lo imposible posible. En mi ánimo sólo había un objetivo, permitir a mis compañeros y a mi entrenador (Stefano Pioli) ser campeones de Italia porque les hice una promesa. Hoy tengo un nuevo ligamento cruzado anterior y un nuevo trofeo”, concluyó.