Sevilla le pone picante al torneo español

El Sevilla, con un gol a los 70 minutos del argentino Marcos Acuña, ganó por 1-0 al Atlético de Madrid, que encajó su tercera derrota de la temporada en LaLiga española, tras un partido muy disputado y en el que a los colchoneros les faltó más claridad de ideas en ataque, lo que anima la lucha por el título liguero.

El Atlético sigue líder, aunque ahora con sólo 3 puntos de renta sobre el segundo, el Real Madrid, y con 4 sobre el Barcelona, que, sin embargo, tiene pendiente el partido de este lunes contra el Valladolid, mientras que el equipo de Julen Lopetegui afianza su cuarta plaza.

El único tanto de un choque reñido y sin excesivo brillo llegó a falta de 20 minutos para el final, al cabecear muy bien Acuña un gran centro desde la línea de fondo de Jesús Navas, en una acción en la que los atléticos reclamaron una mano previa del argentino Lucas Ocampos, aunque el árbitro, tras consulta con el VAR, no la consideró punible.

Tras un primer tiempo en el que el Sevilla tuvo mayor protagonismo y lo intentó más ante la meta del esloveno Jan Oblak, que le paró a Ocampos un penalti de Saúl Ñíguez sobre el croata Ivan Rakitic a los 6 minutos, en el segundo el Atlético salió con más brío y tuvo varias ocasiones por medio de Coke, que se topó con Bono; Mario Hermoso, que, solo, remató muy alto; y, sobre todo, una del argentino Ángel Correa en el tiempo añadido, pero de nuevo apareció el portero marroquí para evitar el empate.

 

Rashford y Greenwood afianzan al United

Los goles de Marcus Rashford y Mason Greenwood rubricaron la remontada del Manchester United ante el Brighton (2-1) y le afianzaron en el segundo puesto de la Premier.

El conjunto de Ole Gunnar Solksjaer supo enderezar un choque que se le enquistó en los primeros minutos para aprovechar el tropiezo del resto de aspirantes al puesto del United en la tabla.

Los 'reds' rentabilizaron la jornada respecto al Leicester, el Chelsea y el Tottenham, que no ganaron en esta trigésima primera jornada.

El Brighton aprovechó su primera ocasión para tomar ventaja. Un pase por la derecha de Pascal Gross fue rematado por Danny Welbeck dos veces. La primera la rechazó el meta Dean Henderson, que otra vez dejó en el banquillo a David de Gea. Recogió el atacante el rechace y, también de cabeza, llevó el balón a la red.

Le costó al Manchester enderezar la situación. Resistió el equipo de Graham Potter una hora con la ventaja, pero la aparición de Bruno Fernandes fue determinante. El luso asistió a Marcus Rashford, que batió al español Robert Sánchez por primera vez. Tiró ajustado a un palo.

En plena avalancha local, llegó el segundo gol. A siete minutos del final, un centro de Paul Pogba lo aprovechó, de cabeza, Mason Greenwood.

Mantuvo su renta el United hasta el final para lograr un nuevo triunfo. Con un partido menos tiene al líder, el City, a catorce puntos. Pero ahora saca cuatro al tercero, el Leicester, nueve al Chelsea, cuarto, y once al Tottenham.

Solksjaer puso de inicio a Dean Henderson; Aaron Wan Bissaka, Victor Lindelof, Harry Maguire, Luke Shaw; Paul Pogba, Fred; Mason Greenwood, Fernandes, Marcus Rashford; y Edinson Cavani. Después, Rashford fue sustituido en el minuto 72 por Daniel James, diez después el neerlandés Donny Van de Beek ocupó el lugar de Cavani y a continuación Scott McTominay entró al césped por Pogba.

 

Racismo y polémica, otra vez, protagonistas en España

El capitán del Valencia, José Luis Gayá, afirmó que se retiraron del campo en el primer tiempo del partido contra el Cádiz por que Mouctar Diakhaby les aseguró que había recibido "un insulto racista" y que luego regresaron, con el visto bueno de su compañero francés, porque les dijeron que, de lo contrario, les "quitaban los tres puntos" o incluso más.

“Diakhaby nos ha dicho que le han hecho un insulto racista. Condenamos eso y nos fuimos para dentro, pero (en los vestuarios) nos han dicho que teníamos que jugar porque nos quitaban los tres puntos y posiblemente alguno más. Él nos ha dicho que saliéramos, nos ha dado permiso”, explicó Gayá en declaraciones a Movistar TV.

El lateral izquierdo del Valencia, equipo que al final perdió por 2-1 en el estadio Ramón de Carranza, precisó que el central Diakhaby “está hundido” y que ha sido “un insulto muy feo”, tras una discusión con el central del Cádiz, Juan Cala.

“Estamos con él. Estoy seguro de que le ha dicho algo, completamente seguro”, aseveró el capitán valencianista.

 

El Newcastle, con Almirón, le arranca un punto al Tottenham de Mourinho

Un gol de Joseph Willock a cuatro minutos del final dio el empate al Newcastle en St. James Park (2-2) ante el Tottenham, que desperdició el tropiezo del Chelsea y la posibilidad de regresar a la zona de Liga de Campeones.

El joven atacante del equipo de Steve Bruce, que saltó al campo desde el banquillo siete minutos antes de marcar, frustró el esfuerzo del conjunto de Jose Mourinho, que decidió prescindir de Gareth Bale, al que recurrió en el tramo final con el marcador igualado. El galés solo jugó los cinco últimos minutos.

El Tottenham, que gracias a Harry Kane remontó la ventaja inicial de su rival, dejó pasar una buena ocasión de asaltar la cuarta plaza y desplazar al Chelsea, batido por el West Bromwich, de la zona alta.

Fue un paso atrás del equipo de Londres ante un adversario amenazado por el descenso y que suma ya siete partidos sin ganar. El conjunto de Steve Bruce solo ha logrado cuatro de los últimos veintiún puntos en juego y eso le ha llevado a marcar la frontera de la permanencia. Solo tres puntos le alejan del Fulham, antepenúltimo.

El conjunto local tomó la delantera en el marcador en el minuto 28 con un gol del brasileño Joelinton tras recibir un balón de Sean Longstaff.

Pero la ventaja solo le duró dos minutos a las 'urracas'. Un barullo en el área del Newcastle en pleno acoso 'spur' llevó la pelota a los pies de Kane, que batió al eslovaco Martin Dubravka.

Cuatro minutos después, el Tottenham puso las cosas en orden. Un buen envío de Tanguy Ndombele fue recogido por el delantero londinense, que remató al primer toque para volver a marcar y poner por delante al cuadro de Mourinho.

Bruce buscó soluciones desde el banquillo, pero el Tottenham mantuvo el tipo mientras buscó la sentencia a la contra. Hasta el tramo final, cuando el Newcastle encontró su premio a la insistencia. Fue con un gol de Joseph Willock, previa 'salvada' del paraguayo Miguel Almirón, que evitó el tercer tanto y dio origen a la contra.

Mourinho recurrió a Bale, que salió por el argentino Giovani Lo Celso. No tuvo tiempo el galés para reforzar el acoso sobre Dubravka y encontrar el gol del triunfo.

El Tottenham, con el empate, queda quinto, a dos puntos del Chelsea, cuarto.