Cuevas chicanea para evadir la justicia

La vieja confiable artimaña hecha con mala fe, mejor conocida como chicana resurgió la semana pasada de la mano del presidente de la Cámara de Diputados y ex gobernador de Paraguarí, Miguel Cuevas (Movimiento Colorado Añetete). Acorralado por la investigación de la agente fiscal Josefina Aghemo, el político oficialista no tuvo otra salida que recusar a la agente del Ministerio Público para estancar el proceso, ante la inminente imputación por inventar una deuda por un millón de dólares para justificar su patrimonio ante la Contraloría de la República.

En las anteriores denuncias penales que debió enfrentar Miguel Cuevas, por supuesta lesión de confianza entre otros delitos, siempre salió bien librado, y es que al parecer los jueces de la jurisdicción “oñembo lente hũ”, porque nunca encontraron nada irregular a pesar de las reiteradas acusaciones. Sin embargo, la “suerte” le cambió tras las nuevas denuncias en su contra por llamativos movimientos económicos después de ser intendente de Sapucái y posterior a gobernador de Paraguarí.

En esta ocasión también la esposa del parlamentario añetetista, Nancy de Jesús Florentín de Cuevas, está siendo investigada por planillerismo y probable cobro indebido de honorarios como docente en la escuela de Sapucai.

La triquiñuela judicial de recusar a la fiscala Aghemo busca demorar en el largo plazo la investigación, iniciada hace cinco meses, y como protegido del poder de turno busca salvarse de la cárcel, pues todo apunta a una imputación de la representante del Ministerio Público por haber formulado una falsa declaración de bienes.

Cuevas en setiembre del 2014 en una declaración juramentada dijo a la Contraloría que su patrimonio neto era de 9.727 millones de guaraníes, de los cuales 4.460 millones se respaldaban en una cuenta que tenía por cobrar a Silvio Riveros, quien se encuentra privado de su libertad por el desvío de 68.000 millones del Ministerio de Agricultura durante la administración de Enzo Cardozo. Sin embargo, Riveros declaró a la fiscal Aghemo que él no tiene deudas pendientes con el político de Añetete, esta revelación fue una bomba en contra del titular de presidente de la Cámara de Diputados.

Al momento de asumir la Gobernación, Miguel Cuevas, ya contaba con dos establecimientos ganaderos y una residencia rodeada de murallas altas y equipadas con cámaras de seguridad, pileta y hasta un supuesto ascensor. Al abandonar la Gobernación de Paraguarí no pudo justificar el uso de 1.231 millones de guaraníes en compra de combustible, apenas logró probar la adquisición de 234 millones, según auditoría de la Contraloría, el presupuesto del 2016 para la compra de carburantes fue de 1.500 millones, estas entre otras irregularidades detectadas.

Las chicanas son el sinónimo de la falta de ética que encarna a varios representantes del foro, se vuelve más preocupante cuando los políticos en cargos de elección popular incurren en las mismas prácticas, para dilatar los respectivos procesos judiciales en los cuales son investigados; mientras el Poder Judicial no castigue a los poderosos chicaneros, se convierte en cómplice. En el caso de Cuevas la ciudadanía espera que se imponga la primavera judicial y no el otoño del uso del poder para para que continúe la impunidad.

 

El ultimátum a Maduro

El ultimátum dado por el presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, al líder venezolano Nicolás Maduro para que en 8 días convoque a elecciones o de lo contrario reconocería a Juan Guaidó como presidente de Venezuela, encendió un debate debido a que el líder europeo también es socialista. Entre los que salieron a cuestionar la advertencia están nuevamente los referentes de la izquierda paraguaya que son los únicos que desconocen la crisis en el país caribeño y apuntan a una “confabulación del imperio norteamericano”.

Hasta hace unos años, cuando la región estaba dominada por el Socialismo del Siglo XXI o el Bolivarianismo de Chávez, varios mandatarios –incluidos los expresidentes paraguayos, Nicanor Duarte Frutos y Fernando Lugo- reinvindicaban en sus discursos el modelo socialista que luego estalló en crisis por los escándalos de corrupción en Brasil y Argentina. Por un lado, Duarte Frutos en una convención colorada se había declarado ideológicamente como representante del “socialismo ideológico”; mientras que Lugo, se ubicó dentro del “socialismo del siglo XXI”. Ambos políticos, fueron admiradores y aliados estratégicos de los demás líderes socialistas como el venezolano ya fallecido Hugo Chávez, el brasileño Lula Da Silva y los Kirchner, Néstor y Cristina en Argentina; así como Evo Morales de Bolivia y Rafael Correa de Ecuador.

Sin embargo, los dos países más poderosos de la región desnudaron la realidad del “socialismo” cuyo final ya es conocido por todos, con Lula Da Silva preso por corrupción y Cristina Fernández de Kirchner a punto de estarlo.

Pero volviendo al caso de Venezuela, la crisis va más allá de la ideología. Aquí se trata de una cuestión humanitaria y eso no lo podemos desconocer, sobre todo viendo a diario como millones de personas huyen de su país, arrastrados por la desesperación y el hambre.

Es que la ideología, como todo deseo humano y quizás el más íntimo, de pretender controlar las cosas y cambiarlas y hacerlas a nuestra imagen y voluntad, se desvanece. Es como querer doblar las cosas y que la realidad fuera de goma pero no lo es. El ser humano no vive solo de economía o de política o de deportes. Esas son realidades necesarias pero no suficientes. La grandilocuencia y la verborrea propagandística del bolivarianismo -o cualquier otra ideología– falsifica la realidad de las cosas.

Lo que está ocurriendo en Venezuela, es el resultado de una ideología populista como el Socialismo del Siglo XXI, que tiene al frente a un dictador irresponsable que dejó de lado a su pueblo y enceguecido se aferra al poder. Esta actitud del líder venezolano es una muestra más de que la solución a los problemas de una nación, no pasan por la cuestión ideológica sino más bien por el respeto al bien más preciado que tiene el ser humano que es su libertad.

 

Paraguay jugará en las grandes ligas de la innovación

Las cinco grandes claves para impulsar la innovación en América Latina, según observa el periodista Andrés Oppenheimer, en su libro “Crear o Morir”, son: impulsar una cultura de la innovación, reorientar la educación a ese fin, modificar las leyes que la inhiben, estimular la inversión en innovación, y, por último, globalizarla. El desembarco en Paraguay de Yissum, que es la compañía de transferencia de tecnología de la Universidad Hebrea de Jerusalén, de la mano de HC lnnovations, parte del Grupo Cartes, es el inicio para que el Paraguay empiece a caminar por la senda para el impulso de la innovación y la tecnología, además sitúa al país en el radar de los grandes centros de la invención mundial.

Yissum es la tercera compañía mundial en su tipo, es el puente entre la investigación académica de vanguardia y una comunidad global con más de 10.000 patentes que cubren 2.800 invenciones y de las cuales más de 900 están licenciadas. Yissum beneficia a la sociedad convirtiendo las innovaciones extraordinarias y transformando la tecnología en soluciones comerciales que resuelvan las necesidades más urgentes de las personas.

La hebrea Yissum transfiere anualmente innovaciones por 20 mil millones de dólares, está asociada con las universidades de lllinois (EEUU), de Tsinghua en Shenzhen (China). Al cierre del 2018, según la clasificación del Índice Mundial de Innovación, Estados Unidos ocupa el cuarto lugar, Israel se posiciona en el puesto 11 y China en el 17. Ahora Paraguay – que ocupa el puesto 89 de la clasificación de Innovación mundial- podrá beneficiarse de esta importante alianza entre Yissum y HC innovations, es un día histórico para el país porque significa el salto a la integración mundial de la innovación tecnológica y la investigación.

La brecha de América Latina con el resto del mundo, en materia de tecnología e innovación es significativo, Chile se ubica en el puesto 47, seguido por Costa Rica 54 y México en el 56. Por eso resulta valiosa la alianza de HC innovations con Yissum, porque en el mediano plazo bien puede Paraguay decirle adiós al retraso en el lanzamiento de nuevos productos y servicios, y el mejoramiento de procesos, tal como disfrutan países industrializados.

Es bien sabido que la naturaleza del paraguayo es la creatividad, muchos jóvenes hoy en día se están posicionando poco a poco en materia de innovación y tecnología, convirtiendo ideas atrevidas en realidad, pero que fueron aprovechados por otros países. HC innovations ahora posibilita el impulso a una cultura de la innovación en Paraguay, y reorientará la educación para que todo ese potencial se vierta en la creación de inventos que mejoren la calidad de vida de las personas, porque facilitará a los jóvenes paraguayos recibir becas y ser parte de una nueva comunidad de investigadores de clase mundial, ya que al ser parte de alguna manera de Yis­sum, los inventos que ellos generen podrán ser patentados a escala global como made in Paraguay, con la representación exclusiva de la Universidad Hebrea de Jerusalén (HUJI).

Congratulaciones con el aporte que trae HC Innovations al Paraguay y una bienvenida para Yissum, esperamos que en breve Paraguay se convierta en el centro de creación y difusión de soluciones que mejoren la calidad de vida de las personas.

 

Abierta campaña por la libertad de un cercano a “Cucho”

En abierta intromisión con otro poder del Estado, la líder de la bancada del movimiento oficialista en diputados, Jazmín Narváez, emprendió una abierta campaña por la libertad de Ulises Quintana, diputado oficialista del Movimiento Colorado Añetete, quien fue imputado por el Ministerio Público por enriquecimiento ilícito, lavado de dinero, tráfico en calidad de cómplice y tráfico de influencias, y se encuentra preso en la cárcel militar de Viñas Cué desde setiembre del año pasado. La líder de Añetete le pone presión a la decisión que debe tomar el juez Humberto Otazú, quien debe decidir si la cercanía del parlamentario con el movimiento político del presidente de la República pesará en la libertad de Quintana.

Quintana se declaró preso político, pidió la intervención de los Estados Unidos, moviliza al movimiento político, liderado por el presidente, para presionar a la justicia y finalmente amenazó con denunciar por prevaricato a los magistrados que le tienen preso.

Quintana es el político oficialista a quien se escucha en un audio con Javier “Cucho” Cabañas Santacruz, hablar sobre la necesidad de que el flamante parlamentario mueva sus influencias para liberar 190 mil dólares que fueron retenidos por miembros de la policía nacional. “Cucho” también fue preso en el marco del megaoperativo antidrogas, denominado "Operación Berilo", calificado como la mayor operación contra el tráfico de drogas, lavado de dinero y asociación criminal en la historia del país.

La ejecución de la "Operación Berilo" tuvo como resultado 38 allanamientos; fueron imputadas 36 personas, entre las cuales figuran el diputado añetetista Ulises Quintana, un agente fiscal, tres asistentes fiscales, tres colombianos, 11 policías y varios civiles.

Ninguno de los citados hechos tiene contundencia para Jazmín, quien asegura que su colega diputado es inocente, y que la prisión es un hecho “injusto”. Esta convicción la llevó a presionar al Poder Judicial, mediante el apoyo a un grupo de dirigentes y seccionaleros colorados de Añetete que se movilizan en las calles del país pidiendo que Quintana sea liberado.

El 4 de enero del 2019 el Tribunal de Apelación resolvió no aceptar el pedido de la defensa de Ulises Quintana Maldonado, para cambiar de calificación la acusación contra el diputado de Añetete y decidió mantener la prisión preventiva decretada en contra del procesado. Quintana, porque todos los detenidos de la “Operación Berilo” aún están en proceso de investigación.

La ocasión nos permitirá saber a ciencia cierta cuan largos están los pantalones de la justicia, sabremos si los largos tentáculos políticos continúan pesando en el Poder Judicial o si en verdad asistimos a una primavera judicial.