Chile, a un paso de aprobar el esperado matrimonio igualitario

Chile se encuentra a un solo paso de convertirse en el octavo país de Latinoamérica en legalizar el matrimonio igualitario, luego de que el Senado diera luz verde este miércoles a un proyecto que fue presentado en 2017 y que ahora debe ser discutido en la Cámara de Diputados.

Por amplía mayoría (28 votos a favor de un total de 43) y en una histórica sesión que terminó con aplausos, los senadores aprobaron la iniciativa legislativa que, además de llamar matrimonio a las uniones entre personas del mismo sexo, permite la adopción y la filiación.

El proyecto se ha convertido en los últimos años en una de las mayores luchas de los colectivos LGTBI en Chile, donde los homosexuales solo pueden unirse desde 2015 bajo la figura del Acuerdo de Unión Civil (AUC), que no reconoce derechos filiativos.

"Estamos lo más cerca que hemos estado en la historia de Chile de la igualdad familiar para las parejas del mismo sexo. Hoy celebramos un paso más hacia una victoria rotunda para toda la sociedad", dijo la directora ejecutiva de la Fundación Iguales, Isabel Amor.

La iniciativa legislativa también cambia el concepto de madres o padres por el de progenitores, reconoce las uniones contraídas en el extranjero, permite definir el orden de los apellidos de los hijos y elimina a la homosexualidad como causal de divorcio culposo, entre otros aspectos.

"Hoy damos un paso importante tras 30 años de lucha, de manifestaciones y de dos demandas internacionales contra Chile por prohibir el matrimonio igualitario", indicó Rolando Jiménez, activista del Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh).

De aprobarse en las próximas semanas en la Cámara de Diputados, donde se espera que cuenta con una mayoría de apoyos, Chile se sumaría a Argentina, Brasil, Colombia, Uruguay, Ecuador, Costa Rica y varios estados mexicanos.

"UN PROYECTO DE DERECHOS HUMANOS"

El proyecto se presentó en 2017, durante el segundo mandato de la expresidenta socialista Michelle Bachelet (2014-2018), y estuvo atascado más de cuatro años.

En enero de 2020, el Senado decidió aprobar la idea de legislar el matrimonio gay, pero no avanzó en su articulación ante la férrea oposición de los partidos de derecha de la coalición oficialista.

Su reciente reactivación se produce luego de que el pasado 1 de junio el presidente chileno, el conservador Sebastián Piñera, dijera en su última rendición de cuentas pública antes de dejar el cargo en marzo de 2022 que "ha llegado el tiempo" de aprobarlo y otorgara carácter de "urgencia" a su tramitación.

"El matrimonio igualitario nos hace mucho más tolerantes, mucho más comprensivos, mucho menos discriminadores y nos hace vivir en paz con nosotros mismos", afirmó Rodrigo Galilea, uno de los cuatro senadores oficialistas que votó a favor.

Para la presidenta del Senado, la democristiana opositora Yasna Provoste, "no es un proyecto valórico, se trata de un proyecto en materia de derechos humanos y los derechos humanos no se defienden dependiendo de si me acomoda o no, sino que se defienden con convicción".

El sorpresivo respaldo de Piñera, quien rechazó en 2019 darle urgencia al mismo proyecto y acelerar su tramitación, cayó como un jarro de agua fría en los partidos que forman la coalición con la que gobierna, especialmente en la ultraconservadora Unión Demócrata Independiente (UDI).

"La definición de matrimonio no busca discriminar, simplemente busca respetar la naturaleza de dicho contrato (...) No es discriminación cuando se busca igualar situaciones que no son iguales", aseguró Luz Ebensperger (UDI), una de las integrantes del Senado que más se oponen al proyecto, que cuenta con amplío apoyo en la ciudadanía.

Según un sondeo reciente de Ipsos, el 65 % de los chilenos cree que se debería permitir el matrimonio gay, lo que coloca a Chile como el segundo país latinoamericano con mayor respaldo, solo por detrás de Argentina (73 %), el primer país de la región en legalizarlo en 2010.

 

Argentina, primera en A.Latina en añadir "x" en DNI para personas no binarias

Buenos Aires. Argentina permite desde este miércoles que las personas "no binarias", es decir, que no se reconocen con el género femenino ni masculino, se identifiquen en su Documento Nacional de Identidad (DNI) y pasaportes con una "X", una iniciativa hasta ahora inédita en América Latina.


Fuente: EFE

“Vamos poquito a poquito haciendo posible lo que parecía imposible, y cada día estamos más cerca del ideal, que va a ser cuando todos y todas seamos ‘todes’ y a nadie le importe el sexo de la gente”, aseveró el presidente argentino, Alberto Fernández, en un acto en Buenos Aires en el que se entregaron a tres personas los tres primeros documentos con la nueva normativa.

El Gobierno oficializó la medida en un decreto publicado hoy en el Boletín Oficial, que especifica que personas con identidades no binarias pueden acceder a un DNI y a un pasaporte en el que se respete su identidad de género autopercibida.

“NO SOMOS UNA X”

De esta forma, en el campo del sexo no solo se podrá optar por las categorías “M”, de masculino, y “F”, de femenino, sino que también se podrá elegir la opción “X”, un formato con el que una de las personas asistentes al acto -en el que estuvieron presentes representantes políticos y de diversas organizaciones sociales- se mostró abiertamente en contra, gritando: “no somos una x”.

Atento a la queja, el mandatario reconoció que “claro que hay otras formas” de denominar a las personas no binarias, pero explicó que todas “están incluidas dentro de esa ‘x’”, que es la nomenclatura admitida en los convenios internacionales a los que Argentina adhiere.

“Y es un avance, no deberíamos renegar de esto”, señaló.

“Es un paso que estamos dando que espero que termine el día en que en el DNI a nadie se le pregunte si es hombre, mujer o lo que sea. Porque es eso lo que realmente tenemos que conseguir. ¿Qué le importa al Estado saber la orientación sexual de sus ciudadanos?”, aseveró.

Podrán acceder a este derecho, acudiendo a las oficinas públicas correspondientes, las personas con nacionalidad argentina que quieran tramitar el cambio de su DNI y también las extranjeras que residen en el país y tienen documento argentino.

EL PRIMER PAÍS DE LATINOAMÉRICA

Durante la ceremonia, celebrada en el Museo del Bicentenario de la Casa Rosada, se remarcó que Argentina es el primer país de Latinoamérica que habilita este derecho, como ya lo hicieron otros del mundo como Canadá, Australia y Nueva Zelanda.

“Hoy es un día histórico, un día de mucha felicidad. Hoy es un día donde la Argentina comienza a ponerle fin a la lógica binaria, donde ampliamos derechos (...) Estamos dando un pasito más hacia una sociedad más inclusiva, más diversa y más justa”, afirmó el ministro del Interior, Eduardo ‘Wado’ de Pedro.

El funcionario se mostró convencido de que cuando un Gobierno genera una “ampliación de derechos” es porque antes existió una lucha colectiva, y agradeció a los grupos sociales que bregaron por ella.

Asimismo, la ministra de Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta, remarcó que “ampliar y reconocer derechos” es parte de la identidad del actual oficialismo “como proyecto político”.

Y es que el 9 de mayo de 2012, durante el Gobierno de Cristina Fernández (2007-2015), hoy vicepresidenta, el Congreso sancionó la Ley de Identidad de Género, dos años después de que, también durante el mandato de la viuda del expresidente Néstor Kirchner (2003-2007), el Parlamento aprobara la ley de matrimonio igualitario.

“En el primer Gobierno de ella se amplió derechos de un modo impresionante, y después llegamos nosotros y nosotros seguimos”, señaló el presidente, que destacó leyes aprobadas durante este mandato como el cupo laboral para transexuales y travestis y la ley de equidad de género en los medios de comunicación.

La ministra señaló que la medida anunciada hoy “no es el final del camino”, ya que “el patriarcado y las prácticas discriminatorias siguen vigentes” y “hay mucho por hacer”.

“Una sociedad con pleno derecho para mujeres, lesbianas, travestis, trans, gays, intersex y personas no binarias es una sociedad mejor para todos, todas y todes, y sobre todo es una sociedad más democrática, inclusiva, justa e igualitaria”, recalcó.

 

Cadena rusa de supermercados retira anuncio con pareja del mismo sexo

La cadena rusa de supermercados VkusVill retiró una publicidad en la que aparecía una pareja del mismo sexo, tras las quejas expresadas en redes sociales por grupos conservadores, en un país en el que la homofobia está muy arraigada.


Fuente: AFP

El miércoles -último día del mes del Orgullo- VkusVill presentó una nueva campaña publicitaria centrada en familias concienciadas con la salud. En uno de los anuncios aparecía una mujer con sus dos hijas y la novia de una de ellas.

El sábado, la compañía lo eliminó y lo reemplazó con un comunicado, en el que explicaba que había “herido la sensibilidad de gran parte de [sus] clientes, empleados, socios y proveedores”.

Además, el grupo afirmó que su objetivo no es “publicar artículos que reflejen ninguna opinión política o social” y que el anuncio fue un “error”, fruto de “la falta de profesionalidad de determinados empleados”.

No obstante,el viernes, el gestor de contenidos de VkusVill, Roman Polyakov, declaró al portal de información MBKh Media -afín a la oposición- que la empresa había decidido poner el foco en la familia porque eso estaba “en línea con nuestros valores de diversidad”.

“También existe ese tipo de familia, ellos también van a nuestra tienda”, afirmó.

Según él, la dirección del supermercado había reaccionado “positivamente” al anuncio.

Pero la campaña dio lugar a numerosas críticas en internet por parte de sectores tradicionalistas, incluyendo al diputado Vitaly Milonov, del partido gobernante, que fue uno de los defensores de una controvertida ley aprobada en 2013 que prohíbe la “propaganda gay” para menores.

 

Precandidato presidencial causa sensación en Brasil: "Soy un gobernador gay"

El gobernador y precandidato presidencial brasileño Eduardo Leite se declaró gay, causando sensación en un país que atraviesa una ola ultracoservadora encarnada por el presidente Jair Bolsonaro, quien suele hacer comentarios homofóbicos.


Fuente: AFP

"En este Brasil, de poca integridad, en este momento, tenemos que debatir lo que somos, para que quede claro y no haya nada que esconder. Soy gay, soy un gobernador gay", declaró Leite en una entrevista difundida la madrugada del viernes por el popular presentador Pedro Bial, de TV Globo.

El gobernador centrista del próspero estado de Rio Grande do Sul (sur), de 36 años, se definió como "un gobernador gay. No como un gay gobernador, igual que [Barack] Obama en Estados Unidos no fue un negro presidente, sino un presidente negro".

"Y tengo orgullo de eso", prosiguió Leite, que en plena "Semana del Orgullo" quiso enfrentar los rumores que se intensificaron desde que se convirtió en precandidato del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB) a las elecciones presidenciales de octubre de 2022.

"Ahora, con mi participación en la política nacional, en ese debate nacional, empieza a haber ataques tal vez mayores por parte de mis adversarios", afirmó.

"Salgo a cenar con mi novio, no me escondo de nadie. Pero siempre quedaba algún barullo, algún sobreentendido, una bromilla del presidente [Bolsonaro], los ataques de otros políticos. Eso no es justo, no es correcto, no es tolerable", prosiguió Leite.

Según el diario O Globo, es la primera vez que un precandidato presidencial se declara gay en Brasil, donde a diario homosexuales y transexuales sufren agresiones.

Su declaración, adelantada el jueves por la noche por los medios, se convirtió en tendencia en las redes sociales, con mensajes donde hasta el momento predominan los elogios.

"Admiración y respeto por mi amigo @EduardoLeite_", tuiteó el gobernador de Sao Paulo, Joao Doria, su adversario como precandidato del PSDB.

"En el Brasil del odio y la intolerancia, asumir la orientación sexual es un gesto de coraje. Mi abrazo al gobernador @EduardoLeite_", escribió la exdiputada comunista 'gaúcha' (de Rio Grande do Sul) Manuela D'Ávila.

Las cuestiones relacionadas con la orientación sexual fueron un caballo de batalla de Bolsonaro durante la campaña electoral de 2018, que contó con el apoyo de las iglesias pentecostales ultraconservadoras.

Uno de sus temas favoritos fue la de denunciar un programa educativo contra la homofobia como un 'kit gay' con el cual la izquierda estaría tratando de influir en la orientación sexual de los niños.

En 2011, el entonces diputado Bolsonaro declaró: "Sería incapaz de amar a un hijo homosexual. No seré hipócrita: prefiero que un hijo muera en un accidente a que aparezca con un bigotudo".

En noviembre del año pasado, cuando la pandemia de coronavirus iniciaba una letal segunda ola, Bolsonaro criticó las medidas de confinamiento e instó a los brasileños a "dejar de ser un país de maricas", manteniendo una vida normal para no comprometer la economía.

 
Etiquetas:
gay