Centenario de Montevideo pasa a funcionar como albergue

El estadio Centenario de la capital uruguaya are sus puertas para recibir a personas con complicaciones de salud y que están peligrosamente expuestas a sentir el impacto del coronavirus.

La apertura de las puertas beneficia hasta ahora a 28 personas, las que padecen de inmunodeficiencia, producto de enfermedades crónicas como la diabetes, el VIH y la enfermedad pulmonar obstructiva crónica.

Varios de los que fueron al estadio uruguayo no tienen un lugar para vivir y permanecerán allí hasta que se pueda superar la fase crítica generada por el coronavirus.

Precisamente, Uruguay enfrenta sus horas más difíciles desde el 13 de marzo, cuando se registraron los primeros casos. El albergue provisorio funcionará en dos plantas en el estadio.

En la primera planta, las personas alojadas tienen a disposición una cocina, un comedor y un salón de gran dimensión, en el que hay una estufa a leña, una tabla de tenis de mesa y un futbolín.

En tanto, el segundo piso cuenta con baños y habitaciones, todas con camas individuales. Los dos espacios se encuentran abajo de la platea Ámsterdam.

Uruguay cuenta actualmente con 189 contagiados por Covid-19, según registros oficiales proporcionados por el Ministerio de Salud.

 

COVID-19: Donald Trump declara estado de desastre en Florida

El estado de Florida es uno de los más afectados por la pandemia de Coronavirus en Estados Unidos. Las medidas de seguridad sanitaria no fueron tomadas con rigurosidad y aumentó considerablemente la tasa de mortalidad y contagiados.

A la fecha de hoy, Florida computa 22 fallecimientos y 1682 casos confirmados en apenas 23 días de vigencia del mal en dicho estado.

Precisamente, Florida comenzó el 2 de marzo con dos casos pero las cifras se dispararon notablemente, al tiempo de que no se tomaron las debidas medidas.

A pesar de las determinaciones gubernamentales, las playas continuaron funcionando y representando un foco de contagio merced a la gran cantidad de gente que se aglomeró en dichos sitios.

Florida fue el estado que más lentamente dio respuestas sanitarias en relación a los demás, ubicándose en el puesto 37 dentro del rango de avance del coronavirus.

No obstante, Nueva York sigue siendo la más golpeada por la recia ola de contagios con más de treinta mil y cerca de 300 fallecidos.

A pesar de que las cifras se han elevado considerablemente, el gobernador Ron DeSantis ha insistido en que no tiene previsto ordenar una cuarentena para todo el estado.

Sin embargo, varios condados y ciudades han ordenado a sus residentes no salir de sus casas para prevenir la creciente del mal.

 

Europa experimenta fármacos anti coronavirus en 3200 pacientes

Cuatro tratamientos laboratoriales fueron puestos en funcionamiento de manera experimental en varias ciudades de viejo continente. El coronavirus hasta el momento no cuenta con un fármaco que lo combata.

Algunos países que forman parte del ensayo son Alemania, Bélgica, España, Francia, Holanda, Luxemburgo y Reino Unido.

Un total de 3200 pacientes se sometieron en las últimas horas a pruebas de laboratorio para conocer la reacción de los químicos y las respuestas del organismo de cada uno.

El ensayo recibió la denominación Discovery y se hará de manera informática, de manera a que los médicos no sean quienes intervengan.

El avance en los tratamientos para combatir a la enfermedad ponen al virus en un rol de menor importancia que al inicio de la epidemia, que luego se convirtió en pandemia.

Según las explicaciones, el experimento debe lograr eficacia y tolerancia en las moléculas. Se usa para esto el Remdesivir, un antiviral usado para el ébola. Es capaz de bloquear la reproducción del virus.

Asimismo hay una combinación de Lopinavir con Ritonavir que usualmente es empleada en la lucha contra el VIH.

El coronavirus tiene dos fases. La primera es viral y la segunda es infecciosa, pudiendo afectar los pulmones y degradarlos. Su uso general dependerá de los resultados que se observen en los experimentos.

 

Efecto del COVID-19 en niños sigue en estudio: hasta el momento presentan bajo porcentaje de casos graves

Por el momento, no existen pruebas que sugieran que los niños sean más susceptibles a la infección del COVID-19 que la población general. Según la OMS, la enfermedad se presenta relativamente leve en los niños y hasta el momento se registra un porción reducida de casos graves en el mundo del 2,5%.

Los investigadores y científicos dan cuenta que un pequeño porcentaje de niños infectados con el nuevo coronavirus evolucionan de forma grave, especialmente los bebés y aquellos en edad escolar, según un artículo publicado en la revista Pediatrics.

“Muchas enfermedades infecciosas afectan a los niños de manera diferente que a los adultos, y comprender esas diferencias puede proporcionar información importante en el caso del Covid-19”, señalan.

Y es que, tal y como han argumentado, hay subgrupos de niños que parecen tener un mayor riesgo de complicaciones con el Covid-19, especialmente aquellos que son más jóvenes, inmunodeprimidos o que tienen otros problemas de salud pulmonar.

Sin embargo, apostillan, la presencia de otras infecciones virales en hasta dos tercios de los casos de coronavirus infantil hace que sea “muy difícil” evaluar el verdadero efecto que tiene el nuevo coronavirus en los niños.

Los expertos refieren que incluso los niños asintomáticos, pueden tener un papel importante en la transmisión de la enfermedad. Según un estudio se pudo observar que el virus permanecía en las heces de los niños durante semanas después del diagnóstico.

“Esto, combinado con otras vías de transmisión, como las secreciones nasales, podría representar un gran desafío para las escuelas, guarderías y las familias de los niños. Los estudios de las razones por las cuales los niños se ven afectados de manera diferente a los adultos por la infección pueden proporcionar información que puede ser útil para comprender la enfermedad y las formas de tratarla o prevenirla”, agregaron.

Según un informe de UNICEF, por el momento, no existen pruebas que sugieran que los niños sean más susceptibles a la infección del COVID-19 que la población general.

Las conclusiones del informe de la misión conjunta OMS-China (del 16 al 24 de febrero de 2020), los niños menores de 18 años representaban el 2,4% del total de casos registrados, la mayoría de ellos identificados a través del rastreo de contactos en el núcleo familiar.

Además, según el informe, la enfermedad parecía ser relativamente leve en los niños, ya que se registró una proporción muy reducida de casos graves (2,5%) o críticos (0,2%) entre los menores de 19 años.

En el país, de los 37 casos confirmados dos corresponde a niños de entre 5 y 14 años y no se encuentran hospitalizados, se encuentran cumpliendo aislamiento en sus casas.