Con 15 % detrás de Fernández, Macri promete salir de la crisis a dos meses de las elecciones

El presidente argentino, Mauricio Macri, dijo este lunes que piensa revertir en los comicios de octubre la derrota sufrida por el oficialismo en las primarias de este domingo y prometió tomar medidas ante la fuerte depreciación del peso registrada hoy.


Fuente: EFE

En una rueda de prensa tras reunirse con su Gabinete de ministros, culpó además al kirchnerismo, que venció en estas primarias, por la reacción adversa en los mercados al sostener que “no tienen credibilidad en el mundo”.

“Hoy es un día muy malo. Hoy estamos más pobres que antes de las primarias”, sostuvo el mandatario, que aspira a la reelección, en una jornada en que la Bolsa de Buenos Aires caía cerca de un 36 %, uno de los mayores desplomes de su historia.

En las primarias de este domingo Macri quedó segundo, con el 32,08 % de los votos, detrás del peronista Alberto Fernández, que obtuvo el 47,65 % y lleva como compañera de fórmula a la expresidenta argentina Cristina Fernández (2007-2015).

Macri admitió que los votos que no le “acompañaron” representan una “bronca acumulada” por el “duro proceso” económico recorrido a partir de la “difícil herencia” recibida de los doce años de kirchnerismo en el poder previos a su llegada a la Casa Rosada, a finales de 2015.

Con todo, el jefe de Estado dijo que trabajará por lograr mejores resultados en octubre y llegar a una segunda vuelta.

“Vamos a revertir esta mala elección de ayer en una mejor elección que nos va a llevar a una segunda vuelta en noviembre”, afirmó.

Sobre la reacción de los mercados, Macri atribuyó el derrumbe financiero a la falta de credibilidad que, a su juicio, tiene Alberto Fernández entre los actores económicos locales y extranjeros.

Observó que de la “euforia que había el viernes en los mercados internacionales a partir de encuestas “equivocadas” que vaticinaban un buen resultado para el oficialismo, se pasó este lunes a un día “muy malo”, con el dólar en alza.

“La alternativa kirchnerista no tiene credibilidad en el mundo, no genera la confianza necesaria para que la gente quiera venir a invertir en el país”, sostuvo Macri.

Según el mandatario, el mundo económico no confía en lo que el kirchnerismo “pretende hacer otra vez” con Argentina.

“Ellos ya gobernaron y tienen que demostrar que van a hacer algo distinto que lo que hicieron antes”, apuntó.

Macri sostuvo que el kirchnerismo tiene ahora la “responsabilidad” de recuperar la confianza que perdieron porque, de lo contrario, “daña a todos los argentinos” y, de hecho, advirtió que la inestabilidad cambiaria de hoy impactará en la inflación.

El presidente argentino descartó cambios en el gabinete y señaló que las medidas que tomará serán para “que este proceso electoral no castigue aún más a los argentinos”, pero evitó dar detalles de las acciones bajo estudio.

Su compañero de fórmula, el senador peronista Miguel Ángel Pichetto, quien le acompañó en la rueda de prensa, dijo sin embargo que las medidas buscarán “atender las demandas de los sectores medios, de los trabajadores y de las pymes”.

 

Bolsonaro tras primarias: "No queremos hermanos argentinos huyendo hacia acá"

Tras el resultado de las primarias en la Argentina, que dieron una gran ventaja a la fórmula Alberto Fernández- Cristina Kirchner, el presidente brasileño, el ultraderechista Jair Bolsonaro, advirtió hoy que una victoria electoral de la izquierda en el país vecino podría generar un gran flujo migratorio de argentinos hacia Brasil, como ha sucedido a raíz de la crisis político-económica en Venezuela.


Fuente: Por: Alberto Armendáriz, La Nación Argentina

"Pueblo gaúcho, si ese zurdaje ('esquerdalha') vuelve en la Argentina, nosotros podremos tener en Rio Grande do Sul un nuevo estado de Roraima", señaló el mandatario, de visita en la sureña localidad gaúcha de Pelotas, al comparar los efectos que la situación de Venezuela ha tenido en aquel norteño estado brasileño, una de las principales rutas de migrantes venezolanos que escapan de su país, con lo que podría ocurrir ante una crisis en la Argentina. "Y no queremos eso: hermanos argentinos huyendo para acá, teniendo en vista lo malo que debe concretarse por allá en caso de que las elecciones realizadas ayer se confirmen ahora en el mes de octubre", explicó.

Desde que asumió la Presidencia, en enero, Bolsonaro ha insistido muchas veces en los "riesgos" que significaría un regreso del kirchnerismo al poder en la Argentina; asoció siempre a la expresidenta Fernández de Kirchner con el régimen venezolano deNicolás Maduro y del fallecido Hugo Chávez, así como con la crisis económica y las revelaciones de corrupción en los últimos gobiernos brasileños del Partido de los Trabajadores (PT), de Luiz Inacio Lula da Silva y Dilma Rousseff.

"No se olviden lo que sucedió ayer acá en el Sur, en la Argentina. La banda de Cristina Kirchner, que es la misma de Dilma Rousseff, que es la misma de Maduro y Chávez, y de Fidel Castro, dieron señales de vida ahí", resaltó esta mañana.

En tanto, en la cuenta del expresidente Luiz Inacio Lula da Silva -preso por corrupción y lavado de dinero- fue publicado el siguiente mensaje de celebración: "Felicitaciones a los compañeros @alferdez y @CFKArgentina por el expresivo resultado en las primarias argentinas. Es preciso dar esperanza al pueblo, traer días mejores y cuidar de quien más lo necesita. Un fuerte abrazo del amigo Lula". En julio, Alberto Fernández había viajado a Curitiba para visitar a Lula en su celda y brindarle su apoyo.

Por su parte, la expresidenta Rousseff celebró en las redes sociales el desempeño de la fórmula Alberto Fernández-Cristina Kirchner. "Es una luz al final del túnel para el pueblo argentino y para América Latina, y un enorme aliento para todos los que luchamos por la democracia. Triunfo animador de las fuerzas progresistas sobre el neoliberalismo", escribió en su cuenta de Twitter la destituida exmandataria.

Los resultados de las primarias en la Argentina tuvieron ya un fuerte impacto en los mercados brasileños. La Bolsa de San Pablo, la mayor de América Latina, caía un 2% hasta el mediodía, mientras que el dólar se apreciaba un 1,53% frente a la moneda brasileña, para cotizar a 4 reales.

 

El retorno del sistema K: “La gente empieza a añorar modelos populistas”

La mala gestión económica representó un duro golpe al Gobierno de Mauricio Macri, quien cayó en las elecciones primarias de la Argentina, donde el electorado comienza a añorar los modelos populistas, según un experto analista.

El economista José Luis Rodríguez Tornaco hizo una lectura de lo que sucede en la Argentina, donde en los comicios primarios los ciudadanos optaron por el regreso al Kirchnerismo con una marcada diferencia del 15 %.

“Todos coinciden en que la mala gestión económica terminó pateándole muy fuerte a Macri, lo que pasa es que la gente empieza a añorar modelos populistas, que finalmente le daban una solución efímera y no sostenible”, dijo Rodríguez en entrevista con radio UNO y resaltó su preocupación de que esto se vuelva a instalar en la región.

Resaltó que la gestión económica es la que provoca un mal humor generalizado en la población, que posteriormente acaba votando a consecuencia de lo que sienta su bolsillo.

Precisamente la crisis financiera que se vive en Paraguay, que ha venido sosteniendo un modelo de trabajo y estabilidad macroeconómica, pone en riesgo el sistema que mantenía nuestro país, a diferencia del resto sus vecinos.

Rodríguez enfatizó que la particularidad de la economía es que afecta a cualquier gestión y que el Gobierno debe evitar esto a como dé lugar.

 

Tras derrota del macrismo, economía argentina atraviesa por horas difíciles

Tras el triunfo contundente de Alberto Fernández en las elecciones primarias ante el presidente Mauricio Macri, las pantallas de las agencias de información financiera mostraron el derrumbe de los precios de bonos y acciones y la disparada del tipo de cambio.

Según informó Clarin, los mercados reflejan la sorpresa del neto triunfo de la oposición con un desplome de las cotizaciones, tanto de acciones como de bonos, en las cotizaciones que se van armando antes de la apertura formal de las operaciones.

En Nueva York la primera señal la están dando los papeles de Grupo Galicia, que retrocedía a las 7.30 hora argentina cerca del 35%, luego de la suba de casi el 10% del viernes. Otro papel que se están empezando a mover en el pre-market es la de Pampa Energía, con un retroceso del 25.

Los bonos en dólares están registrando caídas del 14%, lo que podría llevar el riesgo país, que el viernes cerró en 860 puntos, bien por encima de los 1000 puntos básicos, de arranque.

El dólar también mostrará una escalada importante ni bien se empiecen a mover las operaciones. La primera señal la dio la casa de Bolsa Balanz, que ya anoche ponía el precio de venta en $ 48,50.

Será un lunes negrísimo, seguramente, donde se prestará tanta atención a las pantallas como a las señales concretas que envíe el triunfante Frente Para Todos y las decisiones que adopte el Gobierno.

CAUTELA EN EL FMI

La respuesta del Fondo Monetario Internacional al resultado de las PASO en la Argentina fue la que se podía esperar de parte del organismo multilateral: "No comments". No habrá, al menos en las primeras horas después de las internas partidarias, ningún tipo de reacción oficial. Primará la cautela.

De acuerdo con Infobae, la victoria de Fernández, con una diferencia de 15 puntos sobre Macri que lo coloca a tiro de alcanzar la presidencia en la primera vuelta de octubre, comenzará a ser digerida por los técnicos del Fondo recién en los próximos días.

POSTURA DE MACRI

El jefe de Estado, Mauricio Macri, recordó que Argentina tiene una "capacidad de maniobra limitada" porque es un país que, después del cese de pagos declarado a finales de 2001, "le ha costado tener crédito internacional" y "restablecer relaciones" con los mercados.

Según EFE, advirtió que la "incertidumbre política le hace daño" al país y exige que todos los sectores políticos demuestren que "Argentina es un lugar en el cual se puede apostar".

"Me duele en el alma que haya habido tantos argentinos que crean que hay una alternativa volviendo al pasado. Yo creo que no la hay. Entonces lo que cabe acá es quienes han tenido este respaldo expliquen una alternativa de futuro que ayuda a que la elección de octubre se desarrolle en un clima positivo para los argentinos", insistió.

Macri afirmó estar "muy contento" de los "progresos económicos" logrados durante su gestión, como abrir mercados internacionales.

"Tenemos que recorrer un camino mucho más difícil porque para Argentina se abrían millones de oportunidades distintas si se confirmaba lo que el viernes todo el mundo supuso, que íbamos a tener un muy resultado, y eso aceleraba el desarrollo económico y la llegada de financiación e inversiones, y ahora mañana es algo que nadie esperaba. Han fallado todas las encuestadoras", señaló.