Corea del Sur: Test para mascotas con síntomas de COVID-19 y cuarentena para las que dan positivo

Perros y gatos domésticos que muestren síntomas, como fiebre o dificultades respiratorias serán sometidos a pruebas de coronavirus y si da positivo el animal deberá guardar cuarentena en la casa.


Fuente: BBC News Mundo

En la capital de Corea del Sur, la distancia social no solo se aplica a las personas, sino también a sus mascotas. Y si tienen coronavirus, deben cumplir una cuarentena.

El gobierno metropolitano de Seúl acaba de lanzar un plan a gran escala para someter a pruebas de coronavirus a todos los perros y gatos domésticos que muestren síntomas, como fiebre o dificultades respiratorias.

Si el animal da positivo, debe quedarse en casa. No es necesario que la mascota sea enviada a un centro de aislamiento ya que no hay evidencia de que el coronavirus pueda propagarse entre humanos y mascotas, dijo Park Yoo-mi, funcionaria de control de enfermedades en una conferencia de prensa virtual.

Si los dueños de la mascota están hospitalizados con covid-19, se encuentran muy enfermos o son demasiado mayores para cuidarla, ésta será puesta en cuarentena en una instalación administrada por la ciudad.

En Corea del Sur, los pacientes de covid-19 cumplen la cuarentena en instalaciones gubernamentales, a menos que necesiten tratamiento hospitalario.

Park recordó a los residentes que deben mantener a sus mascotas "al menos a dos metros de las personas y de otras mascotas cuando las paseen".

El anuncio se produce semanas después de que el país informara sobre su primer caso registrado de coronavirus en un animal, un gato encontrado en una instalación religiosa de Jinju, al sur de Seúl, según informó Yonhap, la principal agencia de noticias de la nación asiática.

Las autoridades sanitarias sospechan que una madre y una hija que se alojaban en ese centro pudieron haber transmitido el virus al gato. Ambas dieron positivo por coronavirus.

¿Pueden las mascotas transmitir el virus?

Los expertos dicen que es muy poco probable que un perro o un gato puedan transmitir el virus a las personas, aunque las investigaciones han demostrado que los gatos pueden ser portadores del virus y transmitirlo a otros gatos, así como ocurre con la gripe de los humanos.

Por ahora, no ha habido casos registrados de mascotas que transmitan a otras personas el coronavirus que causa el covid-19 a los humanos, y lo mismo sucedió durante el brote de 2013 de SARS, un virus que se comportaba de manera muy similar.

Todavía hay dudas sobre cómo se contagian las mascotas, por lo que es recomendable seguir el consejo de lavarse las manos con agua y jabón antes y después de tocarlas.

Rachael Tarlinton, pofesora de virología veterinaria de la Universidad de Nottingham, Inglaterra, le dijo a la BBC que es "teóricamente posible" que puedan contagiarse cuando una persona infectada les acaricia o toca su pelaje, "pero hasta ahora no hemos visto que esto suceda en ningún caso".

La Real Sociedad para la Prevención de la Crueldad contra los Animales en Reino Unido (RSPCA, por sus siglas en inglés), aconseja evitar besar a la mascotas como medida preventiva.

A nivel mundial, varias mascotas y animales salvajes dieron positivo por el virus, aunque son casos aislados.

Hubo perros que dieron positivo en Hong Kong, aunque no se conocen casos de mascotas que se hayan enfermado gravemente de covid-19.

El mes pasado, dos gorilas en el zoológico Safari Park de San Diego, en California, EE.UU., contrajeron el virus de un cuidador, el primer caso conocido de infecciones en simios.

También se encontró el virus en otros animales salvajes, incluidos leones y tigres en el zoológico del Bronx, en Nueva York, EE.UU., y leones en el zoológico de Barcelona, España.

¿Qué más dicen los expertos?

"Si el resultado de la prueba de detección del virus que causa el covid-19 de su mascota es positivo, aísle a su mascota de todos los demás, incluidas otras mascotas", se lee en la web en español de los CDC, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos.

"Hay solo una pequeña cantidad de mascotas con infección por el virus que causa la covid-19 confirmada".

"Algunas mascotas no manifestaron ningún signo de enfermedad, pero las que sí se enfermaron tuvieron síntomas leves y se les pudo cuidar en casa. Ninguna murió a raíz de la infección", agregan.

También señalan que "todavía seguimos aprendiendo acerca de la forma en la que el virus que causa el covid-19 puede afectar a los animales".

Por otra parte, el Centro Panamericano de Fiebre Aftosa y Salud Pública Veterinaria de la Organización Panamericana de la Salud (PANAFTOSA-OPS/OMS) y Protección Animal Mundial (World Animal Protection) emitieron en septiembre un comunicado en el que aseguran que "los perros y gatos domésticos no son una amenaza durante la pandemia del nuevo coronavirus".

También pidieron a los dueños de los animales que "mantengan la calma" y rogaron que no abandonen a sus mascotas.

"Nuestro mensaje es simple: hasta la fecha, no hay evidencia científica de que los animales de compañía (perros y gatos) sean una fuente de infección para los humanos. No hay evidencia de que los perros se puedan enfermar, y la infección en gatos se está investigando".

"Las recomendaciones con animales siguen siendo lavarse las manos antes y después de interactuar con ellos y sus pertenencias, así como practicar el distanciamiento si usted está enfermo".

 

Perú inició la vacunación contra COVID-19, con Sagasti entre los primeros

Perú, muy golpeado por la segunda ola de la pandemia, inició este martes la vacunación contra el covid-19, dos días después de que llegaran las primeras 300.000 dosis de la farmacéutica china Sinopharm.


Fuente: AFP

La inmunización comenzó este miércoles último en varios hospitales de Lima, donde centenares de médicos, enfermeras y personal de apoyo recibieron la primera dosis de la vacuna, 11 meses después de que la pandemia irrumpiera en el país. La segunda dosis será aplicada en tres semanas más.

"Me vacuno sin miedo, con confianza y con esperanza", declaró el presidente interino peruano, Francisco Sagasti, momentos antes de ser inmunizado en el Hospital Militar de Lima este martes en la noche.

"No tengan miedo a la vacuna", agregó el mandatario, quien dijo que esperaba que "todos los peruanos sean vacunados este año". Precisó que en esta primera jornada la recibieron 3.449 médicos y trabajadores de la salud en Lima.

En el Hospital San Bartolomé "hemos hecho un cronograma de cinco días" para vacunar a todo el personal, dijo su director, el médico Carlos Santillán, tras recibir la primera dosis.

Aviones de la Fuerza Aérea despegaron desde la capital peruana con vacunas para el personal sanitario de las regiones más golpeadas por la segunda ola de la pandemia, entre ellas Huánuco, en la selva central, a 350 km al noreste de Lima.

Otras 700.000 dosis de la vacuna china llegarán este domingo a Perú, que adquirió en total 38 millones de dosis de Sinopharm y otros 20 millones del grupo estadounidense Pfizer.

También va a recibir 14 millones de dosis de la británica AstraZeneca y 13,2 millones a través de Covax, una iniciativa internacional para garantizar un reparto justo de las vacunas, que distribuye productos de varios fabricantes.

Todavía no hay fecha para el inicio de la vacunación entre la población, pero la meta es inmunizar a 26 millones de los 33 millones de peruanos, así como a los extranjeros residentes, principalmente venezolanos (más de 800.000).

El gobierno de Sagasti había recibido críticas por la "demora" en conseguir las vacunas en comparación con países vecinos como Chile y Bolivia, que ya han avanzado en la inmunización de sus poblaciones.

En el país rige desde el 1 de febrero una cuarentena en Lima y otras nueve regiones para reducir los contagios, que repuntaron considerablemente desde la última semana de diciembre.

Perú bordea los 1,2 millones de contagios confirmados y más de 42.000 decesos por covid-19. Sus hospitales están saturados con casi 13.800 pacientes con coronavirus.

Además existe una aguda escasez de oxígeno medicinal para tratar a los enfermos graves, tras aumentar la demanda en 300%, según la ministra de Salud, Pilar Mazzetti.

 

Uruguay supera los 500 muertos por COVID-19 desde el inicio de la pandemia

Uruguay alcanzó este martes las 506 muertes por el COVID-19 desde el inicio de la pandemia luego de sumar otros nueve fallecimientos en una jornada en la que se hicieron 6.553 pruebas y se detectaron 506 nuevos positivos.


Fuente: EFE

Así lo indica el informe diario presentado por el Sistema Nacional de Emergencias (Sinae) en el que se detalla que las personas que perdieron la vida tenían entre 49 y 89 años.

En este momento, en Uruguay hay 5.375 casos activos de coronavirus Sars-CoV-2, enfermedad que desde el 13 de marzo de 2020, cuando se decretó la emergencia sanitaria en el país, afectó a 46.153 personas. Además, hay 76 pacientes ingresados en tratamientos intensivos.

El departamento (provincia) más afectado continúa siendo Montevideo donde hay 2.855 personas cursando la enfermedad, seguido de Canelones (sur) con 863.

Al igual que estos, los otros 17 departamentos del país también tienen casos activos.

En Rivera (noreste) y Rocha (sureste), donde existen ciudades binacionales que comparten frontera con Brasil, hay 235 y 53 personas cursando la enfermedad, respectivamente.

En tanto, en Flores y Soriano, ambos en el suroeste, hay dos y seis casos, respectivamente, lo que los convierte en los menos afectados.

Este sábado, cuatro ultracongeladores adquiridos por Uruguay para almacenar las vacunas contra el covid-19 que requieren mantenerse a 70 grados bajo cero arribaron este sábado a Montevideo en un vuelo de la Fuerza Aérea uruguaya proveniente de Estados Unidos.

Cada uno de estos, que se sumarán a los dos que ya hay en Montevideo, tienen la capacidad de guardar unas 200.000 dosis de vacunas.

El pasado 23 de enero, el presidente de Uruguay, Luis Lacalle Pou, anunció la compra de casi 3,8 millones de dosis de las vacunas de los laboratorios Pfizer y Sinovac y agregó que espera que la inoculación comience en marzo.

 

EEUU: Senado aprueba la legalidad del "impeachment" contra Donald Trump

El Senado de Estados Unidos aprobó este martes la constitucionalidad del segundo juicio político en contra del expresidente Donald Trump con 44 votos en contra y 56 a favor, tan solo 6 de ellos de senadores republicanos.


Fuente: EFE

Esta votación, que ocupó el primer día del juicio político, sirve de termómetro sobre el probable desenlace en absolución del "impeachment", ya que para condenar a Trump se necesitarían 67 votos, al menos 17 de ellos de republicanos.

El Senado ya había sometido a votación a finales de enero la cuestión de la constitucionalidad del juicio político con un resultado muy parecido (55 a 45).

Hoy, el senador republicano Bill Cassidy fue el único que se unió a sus colegas Ben Sasse, Susan Collins, Lisa Murkowski, Mitt Romney y Pat Toomey en votar con el bloque demócrata a favor de la legalidad del proceso.

La Cámara Alta votó después de que los congresistas demócratas que ejercen como fiscales defendieran su posición durante una hora y media y que los abogados de Trump hicieran lo propio durante dos horas.

El debate sobre la constitucionalidad es un salvavidas para aquellos republicanos más incómodos con Trump pero que no se atreven a darle del todo la espalda, puesto que así tendrán una excusa para votar en contra de condenarlo.

Una mayoría de expertos en la Constitución han opinado que el proceso es legítimo incluso si ya no puede resultar en la destitución de Trump, porque evalúa hechos que se produjeron cuando él todavía era presidente.

Tras esta primera jornada centrada en la constitucionalidad del proceso, el juicio político se retomará el miércoles a las 12.00 hora local (17.00 GMT), cuando empezarán los argumentos de los fiscales y la defensa de Trump.