El papa invita a las religiosas a “luchar” contra la propia explotación

El papa Francisco instó este martes a las monjas a "luchar" cuando "son injustamente tratadas, incluso dentro de la Iglesia", tras reconocer que algunas son "reducidas a servidumbre" por responsables religiosos.

“Las invito a luchar cuando son tratadas injustamente, incluso dentro de la Iglesia, cuando su servicio, tan noble, se reduce a servidumbre, aún por parte de hombres de la Iglesia”, aseguró el pontífice argentino en un video divulgado el martes por el Vaticano.

En el video, dedicado a las oraciones del mes, el papa agradece la misión y la valentía de las mujeres religiosas y consagradas, al tiempo que pide rezar por ellas “para que sigan encontrando nuevas respuestas frente a los desafíos del tiempo actual”.

En varias ocasiones Francisco ha denunciado la “esclavitud” y “la violencia” que sufren las mujeres dentro de la Iglesia y criticado la tendencia de algunos jerarcas, entre ellos cardenales y miembros de la Curia Romana, de emplearlas para el servicio doméstico.

“Son mujeres que trabajan como sirvientas” de sacerdotes, obispos o cardenales, empleadas para “cocinar, limpiar, lavar la ropa”, y que además “están mal pagadas”, lamentó con la AFP Lucetta Scaraffia, historiadora, columnista y ex directora de la revista “Donne Chiesa Mundo” (Mujeres Iglesia Mundo).

En 2018, el suplemento del L’Osservatore Romano, periódico oficial del Vaticano, causó sensación al abordar sin tabú la explotación de las monjas.

“Es considerado normal en la Iglesia: las mujeres deben servir sin pedir nada a cambio”, subrayó Scaraffia, autora del libro “Feminista y cristiana”.

Según las estadísticas publicadas por la agencia católica Fides, en el 2021 había 630.000 mujeres religiosas en todo el mundo.

Juzgan a un hombre por hostigar en redes sociales a la primera dama argentina

El juicio contra un hombre acusado de hostigar en las redes sociales a la primera dama de Argentina, Fabiola Yañez, comenzó este martes en Buenos Aires, según portavoces de la esposa del presidente Alberto Fernández.

El acusado, Eduardo Prestofelippo, apodado “El Presto”, fue denunciado por Yañez debido a una serie de publicaciones que hizo en 2020 en sus redes sociales, donde se había referido a la primera dama con frases agraviantes por su condición de mujer y asociándola a la prostitución “vip” por su pasado como actriz.

Ambos acudieron hoy a declarar al juzgado.

La audiencia se lleva cabo en el Juzgado Penal y Contravencional 11 de la ciudad de Buenos Aires, donde “El Presto” había convocado en sus redes sociales un “show previo al juicio” con una “murga” en la puerta del establecimiento “para celebrar este gran circo”.

Antes de ingresar al juzgado, una cronista del canal C5N le preguntó si se arrepentía de las agresiones, a lo que él contestó: “Hicieron una fiesta mientras la gente se moría. ¿De qué mujer me hablan?”, contestó respecto del festejo de cumpleaños de la primera dama en plena etapa de restricciones por la pandemia de covid-19.

“A ustedes cuando les conviene sacan al bandera del feminismo y cuando no, se cagan en eso”, afirmó.

Y cuando se le indicó que trató a Yañez de prostituta, contestó: “Que justifique la guita (el dinero) de dónde la saca”.

La fiscal a cargo de la Unidad Fiscal Especializada en Delitos y Contravenciones Informáticas de la Ciudad de Buenos Aires, Daniela Dupuy, había pedido en diciembre pasado la elevación a juicio oral al considerar que Prestofelippo “inició una campaña intimidatoria, persecutoria (y de desprestigio) contra Yañez”, según se difundió en los medios locales.

La fiscal argumentó que “se llevó a cabo a través de medios digitales, mediante ataques a su vida íntima y entrometiéndose en aspectos de su vida privada, con total despreocupación en relación a la real afectación que las mismas pueden provocar sobre el nombre y honor de la víctima”.

Medios locales recuerdan que en septiembre de 2020 Prestofelippo fue detenido por orden de la Justicia federal de Córdoba en una causa en la que había sido denunciado por amenazar a la vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner, a través de las redes sociales, aunque más tarde fue sobreseído.

Cataluña permitirá reapertura del ocio nocturno el 11 de febrero

Bares de noche y discotecas reabrirán sus puertas en Cataluña el 11 de febrero tras casi dos meses cerradas por la sexta ola del coronavirus, anunció este martes el gobierno de la región del noreste de España.

El gobierno “ha aprobado que el 11 de febrero pueda reabrir el ocio nocturno. Discotecas, bares musicales y salas de conciertos podran volver a abrir, sin restricciones de aforo ni limitaciones horarias”, anunció en un comunicado.

La región implantó algunas de las medidas más draconianas en España para combatir el auge de casos ligado a la variante omicrón, decretando, desde el 23 de diciembre, un toque de queda de 01h00 a 06h00, el cierre del ocio nocturno, y límites de aforo en restaurantes (50%) y en recintos deportivos y culturales (70%).

De todas estas medidas, sólo quedaba vigente la que afectaba a discotecas y bares de noche.

La reapertura de los establecimientos nocturnos “es la última de las restricciones que queda vigente, volvemos a situarnos en el escenario previo a esta sexta ola”, comentó en conferencia de prensa la portavoz del gobierno de la Generalitat, Patricia Plaja.

Asimismo, el ejecutivo regional anunció su intención de acabar, antes de que termine el mes, con las cuarentenas en las escuelas en caso de contacto para “cualquier niño o niña que no tenga síntomas”, dijo Plaja.

La patronal catalana del ocio nocturno llevó sin éxito a la justicia las restricciones, argumentando que en otras grandes regiones como Andalucía y Madrid no existían, mientras que la incidencia de la enfermedad en Cataluña era similar e incluso inferior.

Así, con el cierre del ocio nocturno aún en curso, y según datos del lunes, Cataluña es la región con más hospitalizados por covid, 4.690, muy por encima de la siguiente, Madrid, con 2.884.

Cataluña ha tenido en los casi dos años de pandemia unos 16.300 fallecidos por covid, el 17,5%, de los 93.225 que ha sufrido España, superada solamente por Madrid (16.568).

OMS afirma que no se necesitan guantes para vacunar contra la covid-19

La Organización Mundial de la Salud (OMS) señaló hoy que las personas encargadas de inocular las vacunas contra la covid-19 no necesitan utilizar guantes desechables, al igual que en la vacunación para cualquier otra enfermedad, lo que permitiría reducir la gigantesca cantidad de residuos sanitarios que ha generado la pandemia y que en la mayoría de países pobres no son tratados adecuadamente.

Las recomendaciones de la OMS sobre las campañas de inmunización contra la covid ya señalan que los guantes no son necesarios, a pesar de lo cual son utilizados en numerosos países, al igual que los trajes de protección, que tampoco son indispensables.

Los desechos procedentes de establecimientos sanitarios se han multiplicado por diez tras la pandemia, declaró una especialista en saneamiento de la OMS, Maggie Montgomery, quien ha sido la responsable principal de un informe publicado hoy por la organización en relación con los residuos causados por la pandemia.

Los guantes desechables representan un volumen mayor que las mascarillas en el conjunto de esos desechos, aunque los suministros utilizados en la vacunación empiezan a ocupar un lugar predominante, con más de 10.100 millones de dosis administradas hasta el día de hoy.

Montgomery dijo que dejar de utilizar guantes para vacunar podría ayudar a reducir considerablemente los residuos de la pandemia, sobre todo considerando “que no son un elemento esencial” para evitar una contaminación, ya que se ha comprobado que el contagio se produce a través de las partículas invisibles que flotan en el aire.

El uso de guantes es recomendado cuando existe cualquier riesgo de contagio con los fluidos corporales, precisó.

La problemática es grave sobre todo en los países de menores recursos, donde antes de la pandemia dos de cada tres establecimientos sanitarios carecían de los medios para separar la basura y tratarla. “Podemos imaginar lo que estos desechos representan para el personal y las comunidades actualmente”, comentó la experta.

Los datos indican que, de manera general, el 80 % de los desechos de un centro de salud no son fuentes de infecciones, pero si no se separan del resto pueden contaminarlo todo.

“Y en este análisis no se consideran los desechos relacionado con la pandemia que se producen fuera del sector sanitario, pero si se piensa en lo que produce cada persona, en particular mascarillas, se puede entender la magnitud del problema”, agregó Montgomery.

Solo las mascarillas producidas en 2020 representaron 6 millones de toneladas adicionales de desechos, indicó.

Entre las recomendaciones que ofrece la OMS está el uso de artículos que puedan ser reutilizados de manera segura, como las mascarillas reutilizables de múltiples capas y capaces de retener partículas muy pequeñas.