Alertan sobre nueva modalidad para "secuestrar" cuentas de WhatsApp mediante el buzón de voz

Las autoridades advierten a la ciudadanía sobre una nueva modalidad implementada por los ciberdelincuentes para “secuestrar” las cuentas de WhatsApp, esto mediante el acceso remoto al buzón de voz de la línea.

El Ministerio de Tecnologías de la Información y la Comunicación (MITIC) emitió una alerta de seguridad ante la aparición de varios casos de apropiación indebida de cuentas de WhatsApp.

En este caso, los ciberdelincuentes utilizan la opción de “verificación por voz” para obtener el código que es requerido por la app de mensajería a la hora de registrarse (en reemplazo del envío por SMS).

Luego de haber instalado la aplicación e ingresado el número de teléfono de la víctima, los mismos seleccionan la opción citada anteriormente. Acto seguido, WhatsApp realiza una llamada automática al número telefónico para proporcionar el código.

Antes de llevar a cabo este procedimiento, los atacantes se aseguran de que la víctima no pueda atender su teléfono para que la llamada de WhatsApp sea derivada automáticamente al buzón de voz. Por ello, recurren a estrategias como comunicarse en horas de la madrugada o en todo caso llamar al mismo tiempo para que la línea dé ocupada.

Tras completar estos pasos, se conectan al buzón de voz de la persona a la que “secuestrarán” la cuenta a través del mecanismo de acceso remoto que provee la compañía telefónica, probando una combinación de números fáciles para ingresar y así poder escuchar el código enviado por WhatsApp.

Generalmente los ciberdelincuentes utilizan esta modalidad para cometer delitos como extorsión, ya sea pidiendo sumas de dinero a cambio de devolver la cuenta o amenazando con divulgar contenidos privados, advierte MITIC.

Para evitar ser víctima de este tipo de situaciones, se recomienda a los usuarios cambiar la contraseña que viene por defecto en el buzón de voz, poniendo una clave más segura y difícil de descifrar. Asimismo, se aconseja activar la autenticación de doble factor en WhatsApp ingresando a Ajustes -> Cuenta -> Verificación en dos pasos -> Activar.



 

Frigorífico no suspende sus operaciones pese a tener más de 50 contagiados

La empresa Athena Foods informó sobre los casos positivos de COVID-19 entre sus colaboradores. Sin embargo, comunicó que a pesar de la situación, las operaciones dentro del lugar continuarán.

La firma que representa al frigorifico Frigomerc y Beef Paraguay S.A., indicó que los colaboradores contagiados de COVID-19, se encuentran aislados y cumpliendo la cuarentena correspondiente. Hasta la fecha serían más de 50 los afectados, según el último reporte sanitario,

La situación preocupa a las autoridades de salud, ya que los confirmados residente en distintas ciudades como Limpio, Asunción, Villa Hayes y Arroyos y Esteros.

Pese a la gran cantidad de afectados, la empresa comunicó que todas las operaciones continuarán bajo las medidas sanitarias correspondientes para evitar un mayor contagio del virus.

A mediados de marzo, la Fiscalía intervino el frigorífico ubicado en Asunción ante denuncia de incumplimiento de medidas de seguridad. Luego de esto, el negocio siguió operando con normalidad.

En esa ocasión, los directivos señalaron a través de un comunicado que sí se garantizó la seguridad de los colaboradores.

 

¿El pico llegó? Porcentaje sube y en un mes se registra notable escalada

Los casos de covid-19 en Paraguay se registran hasta el momento con intensidad moderada, pero los números aumentaron en las estadísticas, los que pueden ser indicadores del tan famoso pico de contagios del que se hablaba desde marzo.

​Entre el 7 de marzo al 23 de junio, la cantidad de personas con covid-19 era de 1.422. A partir del 24 a hoy, el incremento fue notable, llegando a la cifra de 4.113.

Eso representa un salto importante de 2.691 casos más en apenas un mes. Asimismo, el 13 de junio (día 67 de la pandemia) se cumplía un mes de que la tasa de mortalidad no pasaba de 11 en tres meses.

Desde el día siguiente hasta hoy, los decesos llegaron a una cifra de 36, representando un incremento preocupante de 25 fallecimientos en un lapso de poco más de treinta días.

En su momento, el porcentaje de contagios en el país sólo estaba en el orden del 2,5% y tras el boletín de hoy, la tasa asciende al 3,7%.

Ese nivel se da sobre una base de 112.039 pruebas, incluyendo las realizadas en el ámbito del fútbol y que rigen para la reanudación del torneo profesional.

El primer caso se registró el 7 de marzo con una persona de sexo masculino proveniente de Ecuador y que obligó al Gobierno a adoptar la política de la cuarentena desde el 10 de marzo.

Durante ese mes y hasta poco más de la mitad de junio, las muestras no eran muy amplias y por ende, la tasa de contagios no era alta al menos en las estadísticas, pero dejando abierta la especulación sobre sub registros, es decir, casos en ese entonces aún no oficializados o reportados.

Cada boletín diario consignaba menos de cien contagios por día. La primera vez que se registró una alta cantidad de estos en 24 horas fue el 9 de mayo, cuando el Ministerio reportó a 126 personas con covid-19.

No obstante, la tendencia siempre fue la misma. Es decir, una curva rasante que posibilitó que los centros hospitalarios no se vieran abarrotados y con suficiente espacio para eventuales internaciones.

De hecho, Paraguay fue hasta finales de junio el país más destacado en el control y administración de la enfermedad, así como en el bajo nivel de casos y la disposición de albergues para aislamiento a personas procedentes del extranjero.

Pero desde el 24 de junio hasta la fecha, las muestras fueron evaluadas en una mayor cantidad, la que permitió avistar un espectro panorámico más amplio de la pandemia en el país.

O sea, a mayor número de muestras, más casos en el prontuario del Ministerio, que ahora es más abarcante en el análisis de pruebas que al inicio no superaban las cien y con la habilitación de más laboratorios, las mismas superan incluso las 2.500 diarias.

 

Instan a no tocar monos muertos o enfermos ante alerta de fiebre amarilla

La Dirección de Vigilancia de la Salud, emitió una alerta ante el hallazgo de dos primates enfermos en reservas naturales de Alto Paraná. Hablan de una posible circulaciñon de fiebre amarilla en la zona.

El hallazgo de estos animales enfermos, activó el protocolo de vigilancia de epizootia, según informó este jueves la Dirección de Vigilancia de la Salud.

La dependencia sanitaria insta a la población a no tocar monos muertos ni enfermos y notificar de inmediato al servicio de salud más cercano o al Senacsa.

El hallazgo de primates en esas condiciones alerta una posible circulación de fiebre amarilla.

Los dos monos fueron encontrados por guardabosques de dos reservas naturales del departamento de Alto Paraná, propiedad de la Itaipú Binacional.

Al respecto, se llevó a cabo la notificación y toma de muestras realizados en el Hospital Faunístico del Centro de Investigación de Animales Silvestres de la Itaipú.

Las muestras fueron enviadas según el protocolo, al Laboratorio de Bioseguridad del Senacsa, donde se realizó el diagnóstico molecular. Los resultados de ambas muestras arrojaron resultados negativos para fiebre amarilla.

La fiebre amarilla es una enfermedad febril aguda producida por un virus y transmitida por la picadura de mosquitos, y presenta dos ciclos; uno urbano (hombre-mosquito-hombre) en la que el Aedes aegypti es el vector; y el ciclo silvestre, en el que los primates no humanos (monos) actúan como reservorio de la enfermedad, y la transmisión se da a través de mosquitos silvestres.

En Paraguay, los últimos casos de fiebre amarilla se registraron hace 12 años, en el año 2008, en el que se verificaron 26 casos confirmados.

FIEBRE AMARILLA

La fiebre amarilla se previene con vacunación, mediante la aplicación de la dosis antiamarílica que se encuentra incluida dentro del esquema regular de inmunización. Una sola dosis de la vacuna es suficiente para conferir inmunidad y protección de por vida contra esta enfermedad.

Cabe aclarar que los primates no humanos o monos no son transmisores del virus de la fiebre amarilla; éstos son infectados a través de la picadura de mosquitos, se enferman y mueren. De esta manera, alertan sobre la posible circulación del virus en una Región.

La fiebre amarilla se transmite al ser humano a través de la picadura de mosquitos infectados con el virus, mismo vector que transmite el dengue, zika y chikungunya, además de otros mosquitos silvestres.

Los síntomas iniciales de la persona infectada con fiebre amarilla pueden ser similares a los de una gripe e incluir fiebre, dolor de cabeza, vómito y dolores musculares. A medida que la enfermedad progresa, sangran las encías y la orina también contiene sangre. El paciente puede también sufrir ictericia (coloración amarilla de la piel).