Asesinato de policía, su esposa y dos hijos: caen adolescente de 14 años y su presunto cómplice

P. A. G. S, 14 AÑOS y Héctor David Velázquez, 29 años, fueron detenidos en la mañana del martes en el centro de la ciudad de Villarrica.

Ambos son sospechosos de haber dado muerte a Hugo Fariña, policía, a su esposa Maria Villaverde, y a los menores JF e IF, esta última de cinco años de edad (hijos de la pareja) crimen ocurrido el pasado 8 de setiembre en la capital guaireña.

Las víctimas fueron masacradas a balazos y cuchilladas, presuntamente por parte de los aprehendidos, un hecho que impactó por las características que tuvo.

El ensañamiento con la menor de cinco años, y señales de tortura en el otro menor, llamó la atención de los intervinientes.

Las evidencias incautadas de ambos aprehendidos son: un aparato celular de la marca Samsung, modelo SMG313, color negro, un aparato celular de la marca HUAWEI, modelo I530, color negro (perteneciente a una de las víctimas). Un aparato celular de la marca MOBILE, modelo AX1020, color negro, del poder del aprehendido (propiedad de una de las victimas).

También incautaron un arma blanca, con mango de plástico de color naranja, con hoja metálica connla inscripcion Tropical, en cuya, union con el mango presenta manchas de color rojo oscuro (presumiblemente sangre).

 

Dirigentes de Añetete brindan apoyo a Quintana por su "lucha contra corrupción"

Colorados pertenecientes al Movimiento Añetete se manifestaron este martes en Ciudad del Este en apoyo al diputado del mismo sector, Ulises Quintana. Alegan que el legislador está siendo víctima de una persecución política.

La manifestación se realizó esta tarde en la Plaza de la Paz en Ciudad del Este, donde dirigentes del Movimiento Colorado Añetete expresaron su voz de apoyo al diputado Ulises Quintana.

“Nuestro apoyo es indeclinable por su lucha constante contra la corrupción”, manifestó al Diario Vanguardia, el dirigente Ángel “Tato” Lisboa.

Lisboa expresó que toda la situación en la que está involucrado el diputado Quintana, es un trasfondo político ya que su suplente es la esposa de su colega, Justo Zacarías Irún.

El simpatizante de Quintana también acusó a la fiscal general Sandra Quiñónez de manejar el Ministerio Público “a su antojo” en este caso.

Finalmente aseguró que el apoyo al diputado Quintana será hasta que culmine el “ensañamiento” en su contra.

El diputado Quintana está imputado por tráfico en calidad de cómplice, enriquecimiento ilícito, lavado de dinero y tráfico de influencia. Su pedido de desafuero ya fue solicitado a la Cámara Baja.

 

Una mujer candidata a la Corte: "Puedo prometer un trabajo incansable y mi honestidad"

Elodia Almirón Prujel es la única mujer que integra las ternas para ocupar el cargo de ministro de la Corte Suprema de Justicia. De ser elegida, ocupará la vacancia dejada por Alicia Pucheta.

Prujel de 48 años de edad manifestó que está de vuelta en el Poder Judicial hace dos años, ya que tuvo una pasada por la Justicia Letrada y la Defensoría Pública.

Comentó que además de su función en el Poder Judicial, ejerce la docencia en la Universidad Nacional de Asunción y en la Escuela Judicial.

Indicó que toda la vida se preparó para el cargo y ahora decidió concursar porque se siente lista. Dijo además que no posee afiliación a un partido político, pero que dentro de su familia hay tantos colorados, como liberales.

“Quiero llegar a ser ministra de la Corte porque es una forma de servicio al país. Es una ambición natural de una persona que ha trabajado desde sus inicios en el Poder Judicial”, comentó Prujel en comunicación con la 970 AM.

Sostuvo que trabajará en bajar la alta mora judicial y en la modificación del Código Procesal Civil en torno a las recusaciones. También resaltó que se enfocará en tener una Justicia de “puertas abiertas”.

“Puedo prometer un trabajo incansable y mi honestidad”, subrayó.

Lamentó que muy pocas mujeres son las que poseen el máximo rango que exige la Constitución Nacional para postularse al cargo. En ese sentido, expresó que de los 57 candidatos, solamente 7 son mujeres.

Finalmente indicó que en todo órgano colegiado es necesaria la presencia de una mujer, pero la paridad en la Corte Suprema de Justicia es “casi imposible”.

 

'Los que intentan dañar mi corona se han ido muriendo', amenazante narco corrido en honor a Cucho

Un artista esteño de nombre Walter Otazú entonó el pasado domingo en un evento público la conocida canción “Jefe de Jefes” y la dedicó al presunto narcotraficante Reinaldo Javier Cabaña alias “Cucho”. El tema musical normalmente es entonado en honor a personas relacionadas al tráfico de drogas.

Otazú entonó la canción “Jefe de Jefes”, en un evento benéfico realizado el domingo en Ciudad del Este, Alto Paraná, a la altura del kilómetro 24.

En entrevista con la 1080 AM expresó que en varias ocasiones actuó para “Cucho” y que lo conoce hace ocho años. Tocó en su cumpleaños, en dos ocasiones, y que compartió con él incluso partidos de fútbol ya que al presunto narco le gusta practicar el deporte.

Dijo que tras sus actuaciones, “Cucho” le pagaba G. 1 millón y que no lo juzga por estar ligado al narcotráfico ya que “cada uno hace lo que quiere de su vida” y que, a pesar de eso, lo considera un amigo.

Menciono que “la gente nomás agranda mucho las cosas” y que la canción “Jefe de Jefes” la canta en cualquier lugar y en cualquier momento. Dijo que admira la forma de ser del presunto traficante y que es muy sencillo.

Consultado sobre si “Cucho” es su jefe, Otazú dijo que solo le contratan para cumpleaños y eventos y que no percibe salario mensual por parte de nadie.

“No sabía que eso se iba a tomar tan mal”, dijo el cantante quien sostuvo que sabe que “Cucho” tiene una cadena de moteles y que es poseedor de vehículos de alta gama, pero desconoce de la presunta actividad ilícita que desempeña.

La canción “Jefe de Jefes” fue popularizada por el grupo mexicano Los Tigres del Norte, conocido luego de haber adquirido fama a nivel continental y mundial. La banda está ligada a los conocidos “narco corridos”, temas musicales hechos a pedido de los jefes de los carteles de droga del país norteamericano para glorificarse a sí mismos.

La letra de la canción, si bien no menciona la palabra narco ni narcotráfico, habla de una persona respetada, querida por la sociedad en general, por la prensa y recuerda que los que quisieron “dañar” su “corona”, se han ido muriendo.

La lírica está inspirada en el narco mexicano Miguel Ángel Félix Gallardo alias “Jefe de Jefes” y “El Padrino”, fundador del cártel de Guadalajara y que actualmente se encuentra recluido en una cárcel del Estado de México.

La alusión, en este caso, es abierta a favor de “Cucho” quien está preso por supuesto narcotráfico. El hombre poseía una importante flota de vehículos, propiedades de lujo y vínculos con legisladores, entre ellos con el diputado Ulises Quintana, de Colorado Añetete.