Disminuyen casos provenientes del exterior y albergues podrían dejar de funcionar

La Dra. Liz Ovelar, coordinadora del Centro de Operaciones de Emergencias (COE) de la XVIII Región Sanitaria, indicó que ante la disminución de casos positivos de Covid-19 de connacionales provenientes del exterior, analizarán la posibilidad que los albergues dejen de funcionar. Sostuvo que se invirtió el panorama ya que el virus circula dentro de la comunidad.

La doctora relató a radio Ñanduti que la XVIII Región Sanitaria se encarga tanto de los albergues como de los hoteles salud de Asunción.

Resaltó que la cantidad de casos positivos en dichos establecimientos disminuyeron y que actualmente se da la circulación comunitaria del virus.

“Antes se registraban entre 100 a 200 casos de Covid-19 en los albergues, ahora son 2 a 3 personas contagiadas que provienen del exterior y se invirtió el panorama, el virus ya circula dentro de la comunidad”, indicó.

La coordinadora detalló que en total son 20 albergues en Asunción, dependientes de la XVIII Región a través del Ministerio de Salud y se encargan del traslado, atención, hisopado y el alta de los connacionales que retornan al país.

Consultada si los albergues dejarán de funcionar próximamente, dijo que anteriormente se daban contagios en los citados establecimientos. “Ahora que los contagios se dan en la comunidad es al revés, los que retornan al país son los que deben cuidarse de nosotros”, subrayó.

Adelantó que se estudia esa posibilidad y también cómo encarar esta etapa de la epidemia, según manifestó, es bastante dinámica y se deben cambiar los protocolos en base al momento y la situación de la enfermedad además sumar la experiencia que se da en otros países.

“Podrían dejar de funcionar en un futuro pero dependerá de dónde vienen los compatriotas, si son grupos de riesgos, si cumplirán cuarentena, entre otros. Estamos trabajando en eso porque ya se planteó”, afirmó.

 

Mientras Petta huye de realidad, alumnos ya ni hacen la tarea: “Te dicen vyropáma voi”

Los docentes lamentan que el ministro de Educación, Eduardo Petta, huya de la realidad y afirme que las clases virtuales funcionan bien, siendo que actualmente los estudiantes perdieron hasta el interés de hacer sus tareas.

Vidal Ortega, secretario adjunto de la Organización de Trabajadores de la Educación del Paraguay Sindicato Nacional (OTEP-SN), lamentó que no haya una directriz clara por parte del Ministerio de Educación respecto a la enseñanza virtual y lo que pasará el siguiente año. “El ministro habla arriba, en el aire, pero sin pisar la realidad”, cuestionó a Eduardo Petta.

En entrevista con radio 1000 AM, el docente mencionó que la pandemia por COVID-19 quebró aún más el sistema educativo que ya estaba deteriorado. “Sabemos que la situación estaba en crisis y en terapia intensiva, y con esta pandemia está quebrada la educación. Es preocupante lo que está pasando. Se agravó”, señaló.

Ortega indicó además que los estudiantes están bajo estrés y manifiestan su total desinterés hacia las clases virtuales, por lo que hasta desisten de hacer sus tareas. “Los chicos están perdiendo el interés a la educación, al principio hacían la tarea pero ahora ya no. No encuentran más el sentido. En guaraní te dicen vyropama voi (es una macanada, tontería), no entendemos nada. Esa es la realidad que están pasando”, dijo.

Ante esta coyuntura, desde su sector plantean al MEC que el próximo año se retome el año lectivo con una fuerte retroalimentación para garantizar que realmente los estudiantes hayan aprendido algo.

 

Paraguay, en una "meseta" de contagio de Covid-19: "Se estancaron los casos”

La Dirección de Vigilancia de la Salud reporta que actualmente se observa un estancamiento del Covid-19 en Paraguay, lo cual hace suponer que se estaría en una meseta, pero que de aquí en adelante es muy difícil saber lo que va a ocurrir.

El doctor Guillermo Sequera, director de Vigilancia de la Salud, mencionó al programa Tempranísimo (radio Universo 970 AM) que hace tres semanas se ve un descenso importante de casos Covid-19 en Alto Paraná y se espera que esta cuarta semana siga con esa misma tendencia.

Si bien llegaron a sospechar que la gente esteña ya no se hace testeos, los números duros también reflejan la mejoría del escenario. Al respecto citó que se observa un ligero descenso en la mortalidad en el departamento y además hay camas disponibles para los pacientes con Covid-19.

Mientras que Central y Asunción registran muchos casos, pero la cifra se mantiene en un mismo nivel, según resaltó. “Lo positivo es que se estancó. En las últimas dos semanas, el número de casos es alto pero similar, dejó de aumentar”, agregó.

Sequera indicó que se verá cómo cierra el mes de septiembre en cuanto a las muertes por Covid-19. “Parece que estamos en una meseta porque los números se estancaron. Veremos si aumenta o si se mantiene y luego de unas semanas comienza a bajar. No sé cómo será octubre”, comentó.

El entrevistado sostuvo que lo ideal es que se concrete la meseta y se dé el descenso de los casos por tres meses aproximadamente, tal como ocurrió en otros países. Sin embargo, hizo la salvedad de que en algunos registraron la meseta y la baja de casos pero inmediatamente después un disparo para arriba.

 

Salto del Guairá: anuncian movilización para exigir la reapertura gradual de la frontera

Víctor Stanley, miembro de la Asociación de Mipymes de Salto del Guairá, anunció que se movilizarán en pedido de la reapertura gradual de la frontera. Detalló que 2.400 comercios fueron cerrados y aproximadamente unos 14.000 empleos se perdieron a raíz de la pandemia del Covid-19.

El portavoz detalló que la convocatoria fue hecha para las 07:00 de esta mañana en la rotonda de Salto del Guairá y marcharán hasta el Km 29, donde se encuentra la línea divisoria entre Paraguay y Brasil, para exigir la reapertura gradual de la frontera.

“Queremos una respuesta del Gobierno, estamos a 7 meses prácticamente del cierre de fronteras y nosotros pensamos en Salto del Guairá hay pocos casos de contagios, por lo que se puede dar la apertura inteligente, gradual y con control”, expresó en contacto con 1020 AM.

Stanley sostuvo que el pedido de reapertura no es para llenarse los bolsillos sino para pagar los compromisos económicos y también subsistir. Añadió que están totalmente parados, no efectuaron pagos a los bancos, financieras, alquileres y muchos en su mayoría vive de las ollas populares.

Recordó que a finales de mayo presentaron, desde el Municipio del citado departamento, un protocolo inteligente al ministro del Interior, Euclides Acevedo y a Liz Cramer, titular de Industria y Comercio.

“Creo que nunca miraron porque nos vinieron con el tema de comercio electrónico y el delivery de fronteras que no funcionó”, apuntó.

Precisó que 2.400 comercios fueron cerrados, de esa cifra 800 ya no volverán a reabrir y aproximadamente 14.000 empleos se perdieron debido a la crisis económica generada por la pandemia del Covid-19.

“Para una ciudad como perder casi 14.000 puestos de trabajo es grandioso, lo que Salto del Guairá construyó en 10 años de boom económico, en 7 meses se está yendo por la borda”, lamentó.

Por su parte, la directora de Migraciones, Ángeles Arriola anunció que próximamente se reunirán con autoridades y miembros de las demás ciudades fronterizas como Salto del Guairá, Encarnación y Pedro Juan Caballero para conversar sobre la reapertura gradual de las fronteras