Embajador paraguayo en Rusia presenta credenciales

El presidente ruso, Vladímir Putin, recibió hoy las cartas credenciales del nuevo embajador de Paraguay ante Rusia, Ramón Díaz Pereira, además de los de Panamá y Venezuela, en una ceremonia en el Gran Palacio del Kremlin, que fue transmitida en directo por la televisión rusa.

"El acuerdo recientemente firmado para eliminar las formalidades de visados abre nueva posibilidades para la ampliación de los contactos con la República del Paraguay", manifestó el presidente ruso al embajador del país suramericano en Moscú, Ramón Díaz Pereira.

En el acto solemne, celebrado en la Sala de Alejandro, el jefe del Kremlin, recibió asimismo las credenciales de los embajadores de otros dieciséis países y del nuevo representante de la Unión Europea ante Rusia, el lituano Vygaudas Usackas, que sustituye al diplomático español Fernando Valenzuela.

Como ya es tradición, en su discurso de bienvenida a los nuevos jefes de misiones diplomáticas en Moscú, Putin dedicó un pasaje a cada uno de los países representados en la ceremonia, publica la agencia EFE.

Al dirigirse al embajador venezolano, Juan Paredes, el presidente ruso destacó que Venezuela es un "socio estratégico" de Rusia en América Latina. "En la reunión que celebramos en Moscú con el presidente (de Venezuela, Nicolás) Maduro acordamos intensificar los vínculos en el ámbito de los hidrocarburos, la cooperación industrial, la construcción de viviendas y la colaboración militar", dijo Putin.

Agregó que Moscú y Caracas "continuarán interactuando estrechamente en la palestra internacional". "El diálogo con Panamá se desarrolla constructivamente", dijo el presidente ruso al embajador del país centroamericano, Gabriel Sosa García de Paredes.

Putin indicó que Rusia y Panamá deben "fortalecer las bases jurídicas bilaterales e impulsar la cooperación en el campo de la energía y la construcción, así como en el sector bancario".

 

​"Mi único temor era no devolver el dinero a su dueño"

El hombre que encontró 1.500.000 guaraníes en un cajero, contó que en ningún momento se le pasó por la mente conservar los billetes. Aseguró que el único temor era no poder devolverle el dinero a su propietario.

J M. Valenzano, el hombre que decidió devolver un millón y medido de guaraníes, que encontró en un cajero automático de Fernando de la Mora, conoció este miércoles al dueño del dinero y relató su experiencia.

"Agarré los billetes, los mantuve en mis manos pero nunca en mis bolsillos, hice la operación y nadie aparecía", expresó Valenzano a través de una carta de agradecimiento.

Comentó que ingresó al banco, donde conversó con el encargado de los cajeros y le solicitó ayuda para devolver la suma encontrada.

Indicó que si bien no conservó los 1.500.000 guaraníes, le queda la gran satisfacción espiritual de haber hecho una obra de bien y gozar de la oportunidad de sembrar una semilla de honestidad.

"Mi único temor era no devolver el dinero al verdadero dueño sabiendo que estaba rodeado de avivados", manifestó el hombre.

Aclaró que su intención jamás fue ganar prensa y que se puso de acuerdo con la comisaria Elisa Ledesma. Sin embargo, el caso vio la luz pública tras la información divulgada por el Departamento de Relaciones Públicas.

 

​MJT denuncia despilfarro de Gs. 2.500 millones en el ente

El Ministerio de Justicia y Trabajo denunció ante la Fiscalía una presunta mala utilización de los fondos de la cartera de Estado durante administraciones anteriores. El despilfarro habría ocasionado un perjuicio patrimonial de Gs. 2.500 millones en la era de Lugo y Federico Franco.

Las denuncias presentadas al Ministerio Público se relacionan con la adquisición de un software para sistemas informáticos que debía ser utilizado dentro de la Dirección de RR.HH. y de la Unidad Operativa de Contrataciones del MJT.

Se detalla además la mala utilización de los fondos destinados al programa de empleo temporal 'Ñamba’apo Paraguay', además del pago irregular por supuestos servicios profesionales inexistentes.

El Director General de Gabinete del MJT, Nelson Mora Peralta, aseguró que se adquirieron software que fueron sobreevaluados. “Se hicieron investigaciones en ciertas cuestiones que nosotros consideramos irregulares, particularmente en tres puntos", apuntó.

Indicó que la primera es que durante la administración anterior en el MJT se adquirieron dos software por valor de Gs. 500 millones cada uno, sin embargo según documentaciones extraídas del Sistema Informático de Contrataciones Públicas se tiene que por software aparentemente similares, la Cámara de Diputados habría abonado un monto mucho menor al desembolsado por esta institución.

Se denunció además el programa de empleo temporal “Ñambáapo Paraguay”, donde el MJT desembolsó la suma de 1.329.540.000 sin que se hayan tomado las debidas precauciones. Sobre el punto, Mora Peralta refirió que existen dudas sobre la efectiva realización de las capacitaciones y sobre la autenticidad de las firmas de los beneficiarios, ya que muchas de ellas difieren con las cédulas de identidad presentadas al momento del retiro de los cheques.

La tercera denuncia se basa en el pago irregular por supuestos servicios profesionales a Fiorella María Isabel Gustale Gill, por trabajos que no fueron realizados. La misma habría firmado un contrato con el MJT para la realización de un relevamiento de datos del impacto ambiental en las penitenciarías, siendo comisionada para el efecto a la Dirección de Obras de la cartera estatal.

Sin embargo, la mencionada dependencia no registra a la mujer contratada para la labor, quien habría cobrado desde noviembre de 2012 a julio de 2013 la suma de G. 35 millones por un trabajo que aparentemente nunca se realizó.

Las irregularidades habrían sido cometidas durante la administración de los gobiernos de Fernando Lugo y Federico Franco.

 

​Declaran desierto concurso para escribanos

Tras el fracaso masivo de los postulantes a notarios, la Corte Suprema de Justicia, declaró el desierto el concurso que pretendía cubrir vacancias en escribanía.

De los 525 aspirantes a ocupar un cargo de escribanía, nadie alcanzó ni siquiera el 75 por ciento, según informaron las autoridades judiciales.

El examen era de 60 puntos, de los cuales se exigía un mínimo de 45. El puntaje más alto fue de 41, lo que reflejó el bajo nivel de los alumnos.

Como consecuencia, la Corte Suprema de Justicia, dispuso declarar desierto el concurso para notarios. De esta manera, continúan las 21 vacancias.