Essap inicia obras para mejorar la provisión de agua en Asunción

La Empresa de Servicios Sanitarios del Paraguay (Essap) anunció que comenzaron las obras correspondientes al Puerto de Asunción en cuanto a la instalación de las Plantas de Tratamientos Compactas, con el objetivo de mejorar la provisión de agua en la localidad y beneficiar a más de 100.000 habitantes.

Los trabajos se realizan en el Puerto de Asunción con la construcción de las bases donde serán ubicadas 7 de las 10 Plantas de Tratamientos Compactas con capacidad de producir 100m3/h, previstas en el proyecto, según el informe de la Essap.

Señala que las obras corresponden a la licitación pública “Provisión de Plantas Móviles Potabilizadoras Compactas en el marco de la Emergencia Covid-19”, beneficiando a más de 100.000 habitantes, con una inversión de G 54.162.457.409 millones y que serán cubiertos con fondos propios recibidos por Hacienda, en el marco de la Ley de Emergencia.

Manifiestan que las labores tendrán una duración de 90 días aproximadamente y están sujetas a condiciones climáticas. Una vez culminados los trabajos, las Plantas serán puestas en funcionamiento y se conectarán a las redes de la entidad aguatera para aumentar el caudal de agua y mejorar la distribución del servicio para los usuarios.

 

Ordenan la libertad del diputado Ulises Quintana

El Tribunal de Apelación integrado por Gustavo Santander, Emiliano Rolón y el voto en disidencia de Gustavo Ocampos, decidió revocar la prisión que pesaba sobre el diputado colorado Ulises Quintana y ordenan su inmediata libertad.

Los camaristas anularon la prisión que pesaba sobre el legislador y ordenan que se libere a Quintana de forma inmediata, para tal efecto la jueza penal de Garantías Hilda Benítez, cita a las 16:00 para la audiencia en la que se dará cumplimiento a lo dispuesto por el Tribunal de Alzada.

Para los dos camaristas ya no existen peligro de fuga, obstrucción a la investigación de parte del diputado y por eso se tiene que dar la libertad y fijarle una fianza de G. 300 millones y algunas reglas de conducta mientras se espera a definición del proceso que se le sigue a Quintana.

 

Arribaron los 250.000 test rápidos para COVID-19 dirigido a casos sospechosos y ambulatorios

Las pruebas de antígenos examinan si una persona está infectada, utilizan muestras obtenidas con el hisopado y los resultados están listos entre 15 a 30 minutos.

Un lote de 250.000 kits de pruebas rápidas para detectar el COVID-19 arribaron al país y serán aplicadas en personas con síntomas como fiebre, dolor de cabeza, rinorrea o malestar general y recibirán los resultados en menos de una hora.

Las pruebas de antígenos examinan si una persona está infectada, utilizan muestras obtenidas con hisopos nasofaríngeos, en las que luego se analiza la presencia de proteínas del virus (antígenos). Los resultados están listos en tan solo 15 a 30 minutos.

El objetivo en la implementación de este método es mejorar el acceso y la oportunidad del diagnóstico de COVID-19 en los establecimientos de la Atención Primaria de la Salud (APS) para contribuir al control de la transmisión comunitaria y al acceso a la atención.

El Ministerio de Salud distribuirá los kits en los servicios de salud, en áreas y zonas donde se registran un número importante de contagios, de acuerdo con la información proporcionada.

Estas pruebas son seguras. Son un tipo de prueba de antígenos que detectan proteínas específicas del virus mientras éstas continúan estando presentes y, por consiguiente, pueden detectar a alguien que esté infectado en ese momento por el virus de la COVID-19.

La adquisición del lote se da dentro de la respuesta sanitaria del Paraguay al COVID-19 con el apoyo de la Cooperación Técnica de la Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS).

El costo promedio de cada prueba es de USD 5.

Desde la OPS/OMS afirmaron que el producto es asequible y de comprobada calidad y seguridad diagnóstica y que Paraguay es el primer país en la región de las Américas que recibe estas pruebas de antígeno por medio del Fondo Estratégico de la OPS/OMS.

El Doctor Luis Roberto Escoto, Representante de la OPS/OMS en Paraguay insiste en que la ciudadanía no baje la guardia e implemente las medidas indispensables para evitar los contagios: lavado de manos, uso de mascarillas y distanciamiento físico, además de evitar las aglomeraciones.

Una persona sana, es una persona que no contagia a otros, y sobre todo protege a la población más vulnerable de tener formas graves de COVID19: adultos mayores de 60 años, hipertensos, obesos, diabéticos, personas con cardiopatías y fumadores habituales, recordó.

Las nuevas pruebas rápidas de antígenos permitirán a los profesionales de atención primaria de salud diagnosticar y atender a los pacientes de inmediato, y con ello detener la aparición de nuevas infecciones en las personas con las que hayan estado en contacto.

La descentralización de pruebas, y el descongestionamiento de los laboratorios le imprimirán dinamismo en la búsqueda de personas con COVID19 positivos, el rastreo de contactos y el acordonamiento del virus.

 

Pozos de cooperación española para el acceso al agua potable en Paraguay

La Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aecid) fijó entre sus objetivos en Paraguay garantizar el acceso universal y equitativo al agua potable, un reto doble en un año marcado por el coronavirus y la sequía que se refleja en los ríos del país.


Fuente: EFE

Mientras las comunidades rurales trataban de salvar sus cosechas en zonas hasta las que hace poco no llegaba el agua, los hospitales tampoco podían prescindir de su suministro, no siempre garantizado, para hacer frente a una situación desconocida.

Dos realidades, una en el campo y otra en la ciudad, que se vieron mejoras con la instalación de pozos artesianos, dentro de un proyecto para el que la Aecid aportó un total de 60 millones de dólares.

UN POZO EN EL MOMENTO JUSTO

El Hospital de Clínicas, ubicado en la ciudad de San Lorenzo, llevaba tiempo reclamando mejoras en el suministro de agua, mermado por el crecimiento comercial y urbanístico de los alrededores.

Tras varios intentos infructuosos para conseguir nuevas fuentes de abastecimiento, encontraron la solución para la construcción de un pozo mediante el Senasa, Aecid y el BID.

Pero, en marzo, la pandemia de coronavirus les sorprendió con el pozo por construir y con déficit de agua cuando más se necesitaba, dijo el director general asistencial de la institución, Jorge Giubi.

Las obras tuvieron que acelerarse y “se pudo salvar esa situación” con un pozo de 185 metros de profundidad ubicado en el predio de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional de Asunción, a poco más de un kilómetro del Hospital.

“El agua hoy día es algo con lo que podemos contar, no estamos teniendo situaciones”, aseguró Giubi, y recalcó que el pozo llegó “justo en el momento” para que el Hospital pudiera seguir funcionando durante la pandemia o, de lo contrario, se habrían visto obligados a pedir la ayuda de camiones cisterna.

Para Giubi, el pozo es “una muestra de la solidaridad institucional y de la cooperación de los amigos del Paraguay”, y recalcó el beneficio de esa obra para la ciudadanía.

“Al que no le falta, probablemente no dimensiona la necesidad de esta situación pero realmente es una muestra de que no estamos solos”, subrayó.

Tras la construcción contrarreloj del pozo y los trámites burocráticos, el Hospital de Clínicas cuenta con lavaderos de manos en todos sus pasillos y se garantizó su funcionamiento dentro de la normalidad que permite la pandemia.