Imputan a tres hombres que tenían en su poder productos electrónicos robados

Los imputados tenían en su poder un importante cargamento de productos electrónicos, que fueron robados días atrás en Ciudad del Este. Los mismos se encuentran privados de libertad en sede policial, a disposición de la justicia.

El fiscal Edgar Torales imputó a Marcelino Argüello Figueredo, Cristhian Villalba Ortega y Jorge Nicolás González Martínez, por el supuesto hecho punible contra la restitución de bienes (reducción).

Según datos, el robo de la carga se produjo el 9 de junio pasado, sobre la avenida Patricio Colmán del barrio Pablo Rojas de la citada localidad. Allí, los integrantes de una gavilla criminal, que estaban a bordo de un automóvil, atacaron un camión de la transportadora Paraná Express S.A., y a mano armada robaron gran cantidad de productos.

Los asaltantes estaban encapuchados y con tapabocas, trasbordaron varias cajas de productos en una furgoneta y luego huyeron del lugar. Sin embargo, este 14 de junio, agentes policiales detuvieron a Argüello Figueredo y Villalba Ortega, momento en que estaban por ingresar a su domicilio.

Los mismos manifestaron que efectivamente recibieron artículos electrónicos para su comercialización y señalaron que los productos fueron entregados por un tal “Nico”.

Las mercaderías recuperadas consistieron en 44 aparatos celulares, de la marca Iphone; 2 teléfonos celulares, de la marca Xiaomi; además de varios relojes digitales, receptores de señales de diferentes marcas, chromecast y auriculares de distintas marca.

Posteriormente, ese mismo día, también se detuvo a Jorge Nicolás Martínez, en el barrio Santa Inés de Presidente Franco. El mismo habría sido quien entregó las mercaderías a los dos primeros para su comercialización en el mercado.

Tras reunir varios elementos de sospecha, el fiscal Edgar Torales presentó la imputación contra las tres personas.

Indígenas atrapan a tres policías y los obligan a carpir

Tres efectivos policiales que realizaban un trabajo de inteligencia fueron detenidos por integrantes de una comunidad indígena en Canindeyú. Los agentes fueron obligados a carpir en el lugar y posteriormente fueron liberados.

El insólito hecho ocurrió este martes en la zona de Yapo 4, en el departamento de Canindeyú.

En el lugar se encontraban tres agentes policiales realizando trabajos de inteligencia. Los mismos fueron capturados por integrantes de una comunidad indígena de la zona, pensando que eran matones debido a la gran cantidad de armas que tenían en su poder.

 

Los indígenas obligaron a los tres policías a carpir, ya que si no lo hacía iban a ser sometidos a castigos físicos.

Lea también: Allanan hospedaje en Encarnación e incautan paquetes de supuesta marihuana

Tras varias horas, los mismos fueron liberados mediante intervención de la jefatura policial departamental.

Feminicidio: “No se mata por amor” dice la Fiscalía 

El Ministerio Público salió al paso de las declaraciones de un médico psiquiatra, quien manifestó que muchos de los casos de feminicidio se dan “por amor”.

“Los feminicidios no son muchas veces por odio, uno a veces le mata porque le quiere tanto y no soporta que esté con otro hombre”, dijo a radio Ñandutí el médico psiquiatra, José Vera.

Ante estas expresiones, desde el Ministerio Público señalaron que no hay excusas para la violencia.

“No se mata por amor.  El Feminicidio es el nivel extremo de una situación de violencia contra una mujer”, señala el pronunciamiento de la Fiscalía.

Lea también: Asesinato de joven: Papo Morales obtiene su chicana 19 para abortar audiencia

Asimismo, indicaron que  uno de los primeros pasos para erradicar la violencia es el conocimiento de las diferentes formas en las que se manifiesta.

Buscaron a Dalia López en casa de su hija y no la encontraron

El Departamento contra el Crimen Organizado realizó un allanamiento esta tarde en el barrio San Vicente en busca de Dalia López. El resultado fue el mismo que desde el 2020: no la encontraron.

El Crio. Pedro Lesme, jefe del Departamento del Crimen Organizado, confirmó que el allanamiento en el barrio San Vicente fue en busca de la prófuga Dalia López, ante informaciones que recibieron sobre su presencia en el lugar.

“La casa pertenece a la hija de la señora Dalia, ya se había manejado esta información antes, pero ahora con lo de los movimientos, vuelve a reflotar”, comentó el comisario, en entrevista con la 730 AM.

El dato proveído por lugareños indica que Dalia López “estaría, estuvo o frecuenta el lugar”, por lo que, con base a eso, se resolvió volver a verificar el inmueble que figura a nombre de a la hija.

No obstante, para no concluir el allanamiento con resultados nulos, los intervinientes, incluyendo el fiscal Federico Delfino, incautaron unos documentos que serán analizados para revisar si aportan algo.

Nota relacionada: Hallan camioneta de Dalia López en un shopping capitalino

Dalia Angélica López Troche está procesada por asociación criminal y producción mediata y uso de documentos públicos de contenido falso, con orden de captura desde el 20 de marzo del 2020.

Si bien cuando entonces ya era una empresaria conocida, el país supo de ella a través del caso Ronaldinho, a quien Dalia le entregó documentos falsos para entrar a Paraguay.

Tras el hallazgo de la camioneta de la López en el shopping del Sol a fines de enero, el juez Gustavo Amarilla decidió reiterar la orden de captura contra la prófuga.

Sepa más: Justicia reitera orden de captura contra Dalia López