Secretaría del Ambiente ordena estudio de impacto de fábrica de carburo de silicio

La planta de producción de carburo de silicio, denunciada por pobladores de cinco ciudades como tóxica, perdió un round en la guerra con los vecinos.

La Dirección General de Control de la Calidad Ambiental y de los Recursos Naturales de la Secretaría del Ambiente (SEAM) a través de la Resolución N° 094/2018 dispuso la obligación de realizar un nuevo “Estudio de Impacto Ambiental” de la actividad “Planta de Producción de Carburo de Silicio”, cuyo proponente es la empresa Acher S.A.

La decisión se basa en el proceso administrativo iniciado con motivo de las denuncias por contaminación realizadas por pobladores de la zona (San Bernardino, Tobatí, Atyrá, Arroyos Esteros y Emboscada) y luego de la suspensión del funcionamiento de los hornos de la referida empresa, dispuesta en su oportunidad por la SEAM.

El humo tóxico, al decir de los denunciantes, implicó la muerte de animales domésticos, en tanto que aparecieron cuadros de diarrea, cefalea, problemas estomacales y respiratorios e incluso desmayos en humanos, todo a consecuencia del aire poluído por la fábrica en cuestión.

 

Abogada, relatora de la Corte y docente universitaria, en sus ratos libres una 'simple ladrona'

Una abogada quien es además funcionaria del Poder Judicial fue aprehendida ya que en su poder se encontró prendas que habrían sido hurtadas de un local del microcentro de Asunción.

La aprehendida se llama Rocío Fleitas Samaniego (40), de profesión abogada y que se desempeña como relatora del Poder Judicial. Además, la misma es docente auxiliar de la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional de Asunción (UNA) en la materia Taller y Jurisprudencia 1 y 2.

El día de ayer la mujer ingresó a un local comercial en el microcentro de Asunción, donde fue identificada por los empleados ya que es conocida por apropiarse de los artículos. En una anterior ocasión, la mujer había hurtado prendas por un valor de G. 5.000.000.

A través del centro de monitoreo se observó sus movimientos y antes de retirarse se le realizó una verificación por parte del personal de seguridad del local.

En su poder se hallaron prendas consistente en: un abrigo de lana, una camisa de seda, tres pantalones, dos blusas y dos piezas de ropa interior femenina.

Todas estas prendas totalizan un valor de G. 2.200.000.

Luego de la verificación se convocó a las autoridades policiales, quienes la derivaron hasta la Comisaría de Mujeres y fue puesta a disposición del Ministerio Público.

 

Administrador de moteles, "un pelafustán" (según su exprofesor), ministro de Marito

Felipe Salomón, más conocido como “Felipito” es el hijo del senador Óscar “Cachito” Salomón y este miércoles se dio a conocer que será nombrado como ministro de la Juventud de Mario Abdo Benítez. La actividad más destacada que tiene en su foja curricular es ser administrador de los moteles de la familia.

“Felipito” reemplazará a Magalí Cáceres al frente de la Secretaría de la Juventud, una entidad cuya misión es impulsar, generar, coordinar e implementar políticas públicas inclusivas dirigidas a satisfacer necesidades prioritarias de la población joven del país. Tiene a su cargo administrar becas que son ofrecidas al país por entes, organizaciones y gobiernos, entre otros organismos.

Este miércoles, se tuvo conocimiento de que Marito Abdo Benítez lo nombrará como ministro. En sus primeras declaraciones a los medios de comunicación reivindicó al Servicio Militar Obligatorio (SMO) como una salida para los jóvenes que son adictos a las drogas.

En el currículum de “Felipito” se destaca la presidencia de la Seccional 1 de San Lorenzo e incluso es administrador de moteles en la ciudad. Altas fuentes de la Comuna sanlorenzana confirmaron a HOY Digital que el futuro ministro administra varias casas de citas ocasionales que son de la firma Bamberg SA que es -siempre según las fuentes- propiedad de la familia Salomón.

En el 2015, se dio conocer a través del medio sanlorenzopy.com medios locales sanlorenzanos que “Felipito” habría evadido G. 488 millones en concepto de impuestos por sus moteles, entre los que se encuentra “Cascada” uno de los más conocidos y más grandes de la ciudad.

La deuda, en ese entonces, habría generado un conflicto entre el intendente Albino Ferrer y Óscar Salomón ya que el jefe de la Comuna le habría requerido el dinero.

Un año antes, en marzo de 2014, el fiscal Martín Cabrera había encontrado un cheque de G. 46 millones de la Gobernación de Presidente Hayes depositado en una cuenta de los hijos del senador colorado Óscar “Cachito” Salomón durante un allanamiento.

Según publicaba ABC Color en ese entonces, llamó la atención que un cheque por el monto de G. 46 millones fue depositado en la caja de ahorro de los hermanos Iván y Felipe Salomón Casola, en el Banco Continental. Al respecto, el senador Salomón había explicado que sus hijos le “hicieron un favor” a un conocido y le efectivizaron el cheque.

Para finalizar, este miércoles saltó otro antecedente de “Felipito”. El docente Juan José Parra escribió a través de la red de Twitter que Salomón fue alumno suyo en el colegio y que su padre había solicitado que lo hagan pasar sin rendir. “Es un pelafustán que ahora estará decidiendo lo mejor para la juventud (?)”, cuestionó.

 

Los celos: la terapia solo es exitosa si la persona asume que tiene un serio problema

La desconfianza generalizada, el excesivo control y la agresión verbal o física pueden ser situaciones que enciendan la alerta en la pareja sobre conductas excesivas que rondan lo patológico. Los celos solo pueden tratarse con éxito si la persona revisa su conducta y deja de responsabilizar a su pareja de sus inseguridades.

El primer paso para soltar el acelerador en el sinuoso y conflictivo camino que se atraviesa con los celos es dejar de justificar las acciones propias responsabilizando a otra persona y revisar la conducta negativa que se manifiesta. Los celos tienen que ver con un rasgo de la personalidad ligada a la paranoia en Psiquiatría, es la idealización que se caracteriza por un sentimiento de desconfianza generalizada, suspicacia y animosidad. Los celos se pueden manifestar como normales, excesivos y patológicos y es cuando se llega al punto de humillar verbalmente a la pareja y en el peor de los casos, agredirla físicamente.

Todo parte de la inseguridad y luego se va ramificando con acciones sofocantes a la pareja. También se dan situaciones de delirios que ya aparecen en los estados de sicosis, la esquizofrenia y otras manifestaciones que cursan con esta idealización. El siquiatra Manuel Fresco ejemplificó los grados de celos que puede presentar una persona y que pueden detonar el problema.

“Si tengo una pareja atractiva, vistosa y cuando salimos me da un cierto nivel de inseguridad y todos la miran o tiran onda y si no estoy seguro me voy a inquietar. Ahora si no se trata de eso y traslado esa conducta a un ámbito familiar y pienso que mi pareja se mete hasta con mi suegro sobrepasan los aspectos de normalidad en grados excesivos y aparecen como síntomas de trastornos mentales, puede ser sicótico y trastornos de personalidad y dentro de todo ese contexto se da el sentimiento de propiedad, ‘es mía y de nadie más’ o que nadie puede mirarla, acercarse, hablarle ni mantener ningún tipo de relacionamiento”, explicó.

Esa actitud en algún momento debe desatar la lógica de que el control que se está ejerciendo es asfixiante como: revisar el celular, llamar reiteradas veces al día, si no hay respuesta se inicia una pelea y hurgar en sus pertenencias al volver a casa, incluso la ropa interior. “Se llega a comportamientos humillantes y sofocantes”, advirtió Fresco.

Las conductas pueden llegar a ser asfixiantes al punto que la pareja tiene problemas en el trabajo por no poder hacer horas extras, visitar a amigos, compartir con familiares o realizar actividades cotidianas.

Allí es cuando el miembro de la pareja que se siente agobiado por la conducta del otro lo emplaza a que se trate o de lo contrario pondrá fin a la relación. “Los celos no se entienden como tal inicialmente, entonces la pareja de una celosa o un celoso intenta tranquilizar al que desconfía y hasta accede a ciertos controles como ‘llamame cuando quieras, no hay problema’ y si no se atiende la llamada o tarda en responder un mensaje, el tema empieza a agravarse”, señaló.

La terapia puede ser individual o en pareja, y según refiere Fresco por lo general son de “poco éxito” y una de las causales de la escasa efectividad es que la persona no asume que tiene un problema y no está en condiciones de revisar su conducta.

“La persona no asume que tiene un problema y afirma que tiene a su lado una persona en la que no se puede confiar y es cuando justifica sus acciones por lo que hace la otra persona y así no logra revisar su conducta”, indica el profesional.

Destacó que los rasgos de personalidad son una caja de herramientas que se tiene en la cabeza y tiene múltiples usos y dentro del aspecto de la normalidad está la capacidad de confiar, de divertirse, compartir y hacer actividades cotidianas y por lo general las patologías son en algún momento exacerbaciones de estos rasgos.

“Hay amores que matan pero cuando te quiere demasiado, te controla demasiado, no es un querer normal, una pareja son dos personas que se juntan en sus individualidades y no el hecho de poseer al otro o creer que el otro nos pertenece y las conductas reiterativas tienen que encender la alarma”, puntualizó.