Paraguay avanza hacia un desarrollo sostenible, según informe de PNUD

“Renovamos y redoblamos nuestra apuesta por el desarrollo sostenible, inclusivo y resiliente del Paraguay, sin dejar a nadie atrás”, dijo Silvia Morimoto, Representante Residente del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) durante la presentación del Informe de Resultados Paraguay 2015-2019 y su plan de trabajo para el periodo 2020-2024, en torno a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030.

El Informe recoge cifras y resultados acumulados a lo largo de cinco años luego de que Paraguay y los países miembros de las Naciones Unidas establecieran una agenda común con 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible que se comprometieron en alcanzar para el año 2030. La meta es poner fin a la pobreza, resguardar el planeta y mejorar la vida de las personas en todo el mundo.

El uso equitativo y sostenible de la tierra, la adecuada gestión de residuos urbanos, el transporte sostenible y la infraestructura verde fueron algunas de las prioridades que marcaron el trabajo del PNUD y sus aliados en Paraguay, entre los años 2015 y 2019.

Otra de las principales apuestas fue la lucha por la erradicación de la pobreza. Morimoto destacó algunos logros: 15.327 familias campesinas mejoraron sus condiciones de vida a partir del apoyo a su producción agropecuaria, 70.715 familias recibieron documentación de adjudicación de lotes en que viven, 5.178 familias de pequeños productores rurales fueron beneficiadas con el proceso de regularización jurídica de la tenencia de la tierra y 1.473 familias indígenas cuentan con abastecimiento permanente de agua potable.

El medio ambiente fue un área de trabajo especialmente significativa para el PNUD. Paraguay cuenta hoy con una Política Nacional sobre Cambio Climático, una Estrategia Nacional de Género sobre cambio climático y una Estrategia Nacional sobre los Bosques para el crecimiento sostenible, que ofrece un importante marco referencial de acción y una visión clara para el desarrollo sostenible.

“Otra iniciativa en la que creemos es la de las Plataformas de Commodities sustentables, que a través del diálogo público privado trabajan en la definición de criterios de producción sustentable de carne y soja en el Paraguay”, apuntó la Representante del PNUD.

En prevención y resiliencia, el trabajo se concentró en el desarrollo de políticas y la creación de herramientas de gobernanza para prevenir desastres y generar resiliencia. En esa línea, Paraguay cuenta hoy con una Política Nacional de Gestión y Reducción de Riesgos y Desastres, una Caja de herramientas de gestión y reducción de riesgos para Municipios. Desde el 2019 también funciona un Laboratorio de Aceleración para la búsqueda de soluciones a problemas complejos de desarrollo.

Estas y otras acciones dan cuenta de que “no queremos que los ODS sean letra muerta. Con el Paraguay trabajamos colaborativamente para que los Objetivos de Desarrollo Sostenibles sean parte del día a día”, expresó Morimoto.

 

Ante la falta de agua, pobladores se manifestaron en la Costanera de Asunción

Pobladores de Tablada Nueva se manifestaron y cerraron parte de la Costanera Norte de Asunción para exigir a la Essap la provisión del servicio de agua potable. Los afectados aseguraron que el problema ya persiste desde hace varios meses atrás.

Roberto González, uno de los vecinos, mencionó a radio Universo 970 AM, que fueron hasta la Essap para realizar el reclamo correspondiente y señaló que desde la institución les brindaron varias opciones a fin de subsanar la falta del vital líquido.

“La decisión final es el cambio de la cañería y nos dijeron que no tienen los recursos suficientes para realizar los trabajos”, expresó González.

El afectado lamentó la situación que están atravesando y dijo que, incluso deben ir con baldes para buscar agua en otras zonas. “Ese es nuestro problema, no hay agua, no tenemos”, apuntó.

Por último, el vocero indicó que por el momento no pagan la cuota correspondiente del servicio por la falta de medidor, por lo que solicitó que se realice un nuevo censo en la zona y se designe la tarifa social que, según dijo, prometieron desde la Essap.

 

Reconocer un ACV y actuar a tiempo puede salvar vidas

Hoy se recuerda el Día Mundial del Accidente Cerebrovascular, una enfermedad que puede dejar graves secuelas o causar la muerte. Llevar a tiempo al hospital a la persona afectada marca la diferencia.

Desviación de la boca, debilidad del brazo o las extremidades, pérdida súbita del equilibrio, de la fuerza o de la visión, confusión son señales claras de un ACV.

Ocurre cuando un coágulo obstruye una arteria, impidiendo la circulación al cerebro. Ese coágulo se puede diluir con un medicamento, sin embargo, solamente funciona si se aplica en un plazo de cuatro horas, según explicó el doctor Ricardo Mernes, presidente de la Sociedad Paraguaya de Neurología, en contacto con la 730 AM.

Precisamente por esto es tan importante reconocer los síntomas y llevar lo antes posible a un servicio de urgencias al paciente, de lo contrario el desenlace puede ser fatal o en el “mejor” de los casos, dejar secuelas graves de discapacidad.

Si bien el ACV afecta mayormente a personas de 65 años en adelante, en realidad puede presentarse a cualquier edad.

Las enfermedades que multiplican las posibilidades de sufrir un ACV son la hipertensión arterial -con una altísima incidencia- la diabetes y el colesterol.

El ACV es prevenible con un estilo de vida saludable, una dieta equilibrada, libre de tabaco, con un consumo moderado de alcohol y con la práctica de actividad física.

Se calcula que 15 millones de personas al año sufren un ACV o derrame cerebral. De estas, cinco millones mueren y cinco millones quedan con discapacidad severa. El resto logra actuar a tiempo.

 

Remdesivir: “De que colabora, colabora o sino pregúntenle a Trump”, afirma infectólogo

El fármaco está autorizado por la FDA de EEUU luego de comprobar su eficacia en la reducción del tiempo de internación que impacta en la tasa de mortalidad. El Doctor Tomás Mateo Balmelli afirmó que su uso en el país debe ser equitativo y no hacer diferenciación entre los pacientes con posibilidad de comprarlo.

El Remdesivir es un antiviral de probaba eficacia en el tratamiento contra el COVID-19 y está autorizado por la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) por sus siglas en inglés, órgano regente para todo tipo de medicación que si lo autoriza es porque existe fundamento científico y tiene beneficios para el paciente, afirmó el Doctor Tomás Mateo Balmelli, infectólogo y pediatra en contacto con Universo 970.

“El Remdesivir no es una droga nueva, se conoce años, es un antiviral que fue utilizado contra el ébola en el 2015 con buenos resultados y es la única droga para la primera etapa de la enfermedad y según publicaciones recientes está demostrado que disminuye un 30 por ciento el tiempo de internación y tiene un impacta sobre la tasa de mortalidad”, explicó.

Balmelli manifestó que utilizó el fármaco en sus pacientes en los últimos meses y está disponible en el sector privado.

“Si Salud Pública fuera lo suficientemente inteligente y si comprase y ofreciese en forma equitativa la posibilidad de curarse rápido y mejor ahorraría mucho más en terapia intensiva que tiene un costo de 10 a 13 millones por día y no es solo eso, se está honrando la salud y la vida”, manifestó.

Para el profesional no hay punto de discusión sobre su uso ya que vio el efecto en sus pacientes junto con el uso de otras drogas.

Explicó que se trata de un medicamento noble si bien no es el medicamento específico absoluto para el tratamiento, funciona. “De que colabora, colabora o sino pregúntenle a Trump”, afirmó Balmelli.

Destacó que la industria farmacéutica paraguaya realizó el esfuerzo para contar con este medicamento y hace dos meses se tiene en el país. “Su provisión debe ser equitativa y proporcional y no hacer la diferenciación de quien tiene plata o no y para eso recibieron por la ley de emergencia en marzo o abril una suma importante de dinero para fortalecer el sistema sanitario y eso no es solo más camas, más respiradores es también más medicación, capacitación y personal de blanco”, puntualizó el especialista.

Sugirió que las autoridades sanitarias tengan más reactividad ante la situación que se está viviendo.

“Mientras no tengamos una terapéutica 100 por ciento demostrada y tengamos el Remdesivir cualquier autoridad sanitaria que enferme en forma moderada y que esté en su primera etapa de su tratamiento será la primera en exigir que se le aplique”, remató.