Pedirán pérdida de investidura de Quintana, Portillo y Rivas

La diputada Celeste Amarilla solicitará la pérdida de investidura de sus colegas Ulises Quintana, Carlos Portillo y Tomás Rivas, actualmente procesados por la justicia.

“Creo que corresponde solicitar la pérdida de investidura de Portillo, Rivas y Ulises, los tres tienen causales en diferentes estadíos procesales, amerita que ya salgan y que vengan los suplentes que van a trabajar estos cuatro años”, dijo la diputada liberal Celeste Amarilla.

Anunció que el pedido lo presentará el próximo miércoles y estimó que juntará al menos 22 firmas para impulsar el planteamiento, aunque después habrá que ver si reúnen o no la cantidad de votos.

Amarilla consideró que nunca se debió haber concedido permiso a Ulises Quintana y que desde un primer momento correspondía sacarle la investidura, pues la Constitución Nacional estipula que senadores y diputados solo podrán pedir permiso por enfermedad, o bien para aceptar cargos de ministros o de diplomáticos.

Ulises Quintana está imputado por enriquecimiento ilícito, lavado de dinero, exportación e importación de drogas y asociación criminal, así como tráfico de influencias, en el marco del operativo Berilo, en el que cayó el narcotraficante Javier “Cucho” Cabaña. Sin embargo, ayer obtuvo su libertad ambulatoria y hoy ya recuperó su banca.

Carlos Portillo por su parte está acusado tráfico de influencias, luego de la difusión de un audio en el que se lo escucha a Portillo hablar con una mujer, sobre la obtención de una resolución favorable en un caso judicial en Alto Paraná.

En tanto Tomás Rivas está imputado por cobro indebido de honorarios, estafa, expedición y uso de certificados sobre méritos y servicios de contenido falso, por el caso conocido como “caseros de oro”, en donde dos personas que trabajaban para Rivas figuraban como funcionarios de la Cámara.

 

Suspenden audiencia de Bruno Marabel porque fiscal no asistió

La audiencia preliminar en el caso del quíntuple asesinato en la “casa del horror de Asunción” fue suspendida a raíz de la incomparecencia injustificada de la fiscal de la causa.

El juez Rolando Duarte suspendió la audiencia preliminar prevista para Bruno Marabel y Marcelo Sosa Díaz, investigados por el homicidio de cinco personas en Asunción.

El magistrado informó que esta situación se da porque la fiscal Esmilda Álvarez no compareció a dicha citatoria. “La representante no justificó al actuario judicial su falta de comparecencia. Es la primera vez que se fijó la audiencia y es la primera suspensión", acotó.

En dicho encuentro, el Ministerio Público iba a solicitar la acusación y elevación a juicio para Marabel, quien sería autor confeso, y sobreseimiento de Sosa Díaz, quien al principio se lo involucró en calidad de cómplice.

 

Justicia es selectiva, dice senadora sobre Ulises Quintana

La senadora liberal Zulma Gómez calificó de “selectiva” a la justicia por haber concedido libertad al diputado Ulises Quintana, pese a los delitos por los que se le procesa.

“Veo que la justicia es selectiva, creo que le trata de forma especial a los amigos y a los enemigos: palo”, dijo la senadora del PLRA, Zulma Gómez.

Consideró la jueza Magdalena Narváez no se ajustó a la realidad y pidió que se utilice la misma vara para juzgar a todos los legisladores.

Gómez recordó que Dionisio Amarilla perdió su investidura sin siquiera estar procesado y que lo mismo debería aplicarse con otros parlamentarios.

Ulises Quintana está imputado por enriquecimiento ilícito, lavado de dinero, exportación e importación de drogas y asociación criminal, así como tráfico de influencias.

La magistrada Narváez le concedió libertad ambulatoria después de 10 meses de investigación, bajo los argumentos de: la situación laboral del procesado, su condición de diputado de la nación con cinco años de estadía en el cargo, los vínculos familiares, el arraigo dentro del país, el sometimiento al proceso y su presentación en forma voluntaria.

 

No correspondía permiso a Ulises, según titular de Diputados

El presidente de la Cámara Baja, Pedro Alliana, sostiene que no se debió otorgar permiso a Ulises Quintana para ir a litigar y que en realidad correspondía aplicar la pérdida de investidura. No obstante, se pondrá a consideración del pleno la reincorporación, sin la presencia de la bancada de Honor Colorado que ya se retiró.

“En ese momento correspondía la pérdida de investidura, si se da el permiso tiene que ser para ocupar un ministerio o un cargo estatal, o por una enfermedad, pero no para litigar”, aclaró el presidente de Diputado, Pedro Alliana.

Sin embargo, la placa de madera con el nombre de Ulises Quintana ya se encuentra en su banca, a la espera de que el pleno defina si aceptan o no su reincoporación.

Quintana ingresó a la sala y se sentó en su lugar, sin embargo, Alliana le solicitó que se retire para someter a votación su regreso.

Quintana señaló que bajo ningún concepto correspondía sacarle la investidura, pues en tal caso todos los procesados deberían ser pasibles de lo mismo.

Argumentó que para eso existe la presunción de inocencia y que por lo tanto tiene derecho a recuperar su lugar.

Los legisladores de Honor Colorado decidieron retirarse de la sesión antes de que se resuelva la aprobación, según confirmó Bachi Núñez, sin embargo, volverán para la extraordinaria en donde se estudiará el sistema tributario.