Salud confirma nueve muertes más por COVID-19 y suman 1.188

La cifra de fallecidos por coronavirus según el último reporte es de nueve pacientes procedentes de Central, Caaguazu, Amambay, Boquerón, Itapúa y Alto Paraná.

Las cifras de coronavirus en el país en esta jornada muestra que son 709 los casos positivos de las 2.691 muestras procesadas de estos, uno corresponde al exterior y así el total registrado desde marzo pasado es de 54.724 casos.

Los pacientes internados son 760 a la fecha y 146 de ellos se encuentran en la unidad de cuidados intensivos de los hospitales de contingencia y referencia.

El total de fallecidos por la enfermedad son 1.188, nueve confirmados en el último reporte de Salud Pública. Según las edades de los pacientes fallecidos ocho tenían entre 60 y más años y uno se encuentra en el grupo e 40 a 59 años, seis de ellos son hombres y tres mujeres.

La procedencia de los muertos por COVID-19 corresponde a: Central, Caaguazú, Amambay, Boquerón, Itapúa y Alto Paraná.

Los recuperados también suman y hoy se registran 544 nuevos que van a engrosar la cifra de 36.068 en lo que va de la pandemia.

 

“Tener cáncer es lo peor que te puede pasar en este país”, afirma paciente oncológica

A partir de su experiencia con un diagnóstico de cáncer de mama temprano, Noelia Gaona comparte lo vivido durante dos años, lo difícil que resulta el tratamiento y también la importancia del autoexamen que salva muchas vidas como la suya.

El cáncer de mama se vence con fuerza, fe y disciplina según la experiencia de Noelia Gaona, una paciente oncológica diagnosticada con cáncer de mama en 2018 y que dos años después mantiene un tratamiento por vía oral durante cinco años y controles trimestrales.

“Tener cáncer en este país es lo peor que te puede pasar pero mientras hay vida, hay esperanza”, resume así sus dos años de tratamiento.

A partir de su vivencia, Noelia pretende que las jóvenes y mujeres en general tomen conciencia de la importancia y lo real que es una detección a tiempo para salvar vidas.

“Acudí a los profesionales a raíz de un dolor en el seno y debajo de la axila y en menos de dos semanas me dieron el diagnóstico. Fue un baldazo de agua fría. Me quedé en shock”, recuerda hoy la mujer.

Afirmó que todas las campañas de lucha contra el cáncer es para que cada mujer se haga los controles anuales, los chequeos necesarios y el autoexamen cada mes porque el cáncer de mama detectado a tiempo, se cura.

“Hay que hacerse la palpación de enero a enero no solo en octubre. Cuando consulté me dijeron que tenía un 99 por ciento de probabilidades de cura y fue cuando me sacudí y empecé mi tratamiento””, agregó.

Noelia preparó un vídeo en el que invita a las mujeres a quererse, cuidarse y acudir a los profesionales cuando les parezca que algo no anda bien.

Luego de ocho ciclos de quimioterapia, 33 sesiones de radioterapia y una cirugía compleja, Noelia se considera una paciente que sigue en la lucha y busca que nadie pase por lo que ella pasó por ello, invita a la prevención como una manera de llegar a tiempo.

“Invito a que se hagan los chequeos anuales y si sienten o palpan algo que no les gusta acudan a los profesionales y a las que están en el proceso que tengan mucha fe, fuerza y disciplina. Nunca llueve eternamente y nunca me cansaré de decir que la oración es el arma más poderosa que tenemos y Dios nunca nos abandona””; reflexionó.

Lo que la motivó a animar a otras mujeres al autocuidado fue el proceso llevado con el cáncer.

“Sé lo que es la enfermedad, es desgastante tanto física como emocionalmente. Sufre la familia, sufrimos nosotras por eso les invito a tomar conciencia. Yo siempre fue perezosa en cuanto a controles y quiero que entiendan que detectarlo a tiempo salva vidas porque es cierto que con el autoexamen se palpa y se siente y es el momento de acudir, no importa si estamos en pandemia, ya es hora de retomar los controles en forma general con los cuidados correspondientes”, puntualizó.

 

Restos de vehículos utilizados en Guerra del Chaco podrían ser declarados patrimonio cultural

Con media sanción de la Cámara de Diputados, el proyecto de ley propone proteger los vehículos hallados en el Chaco que habrían sido utilizados durante la contienda. El documento pasó a Senadores.

La propuesta que tiene como objetivo declarar a los vehículos terrestres, aéreos y fluviales y las edificaciones utilizadas dentro del marco de la Guerra del Chaco (1932-1935/Paraguay-Bolivia), como bienes del patrimonio cultural nacional, de conformidad a la Ley 5.621/2016, «De protección del patrimonio cultural» obtuvo media sanción del pleno de la Cámara de Diputados en sesión ordinaria.

El proyecto de ley “Que declara bienes del patrimonio cultural nacional, los vehículos terrestres, aéreos y fluviales; y las edificaciones utilizadas en la Guerra del Chaco», tras su aprobación fue remitido a la Cámara de Senadores, publicó la Agencia IP.

En su artículo 6º, establece que los monumentos nacionales pueden ser declarados bienes del patrimonio cultural nacional, por leyes. Los proyectistas afirmaron que es de público conocimiento el reciente hallazgo de vehículos y edificaciones que habrían sido utilizados durante la Guerra del Chaco, por los soldados.

Uno de los proyectistas y presidente de la Comisión de Asuntos Económicos y Financieros, diputado Justo Zacarías, manifestó que el objeto principal es ubicar en condición de “patrimonio cultural nacional y protegido” a lo hallado y que haya sido utilizado en la contienda bélica.

El legislador Hugo Ibarra, titular de la Comisión de Obras, Servicios Públicos y Comunicaciones, señaló que por sugerencia de los asesores técnicos del bloque, se pide la incorporación de algunos artículos.

“Esta iniciativa es muy importante para la conservación de todo lo que hace a los transportes utilizados, a las edificaciones y todo aquello que tenga relación con la Guerra del Chaco, como ser vestuarios, fotografías, enseres, registros personales de nuestros héroes que pelearon en dicha contienda; por lo tanto, el bloque asesor solicita la aprobación”, argumentó ante el pleno.

Son firmantes del proyecto de ley, los diputados Tadeo Rojas (ANR-Central); Justo Zacarías (ANR-Alto Paraná); y Basilio Núñez (ANR-Presidente-Hayes).

 

Una hipertensión arterial sin control ni detección deriva en una enfermedad renal crónica

La presión alta puede desarrollar enfermedades en órganos vitales como el corazón, el cerebro y los riñones y desencadenar en infartos y derrames por lo que un control a tiempo con un diagnóstico y tratamiento correctos puede evitar males mayores.

La hipertensión arterial (HA) es el principal factor de riesgo para padecer enfermedades cardiovasculares, especialmente enfermedad coronaria y enfermedad cerebrovascular pero también para renal crónica, la insuficiencia cardiaca y la demencia.

La OMS afirma que la hipertensión arterial afecta a más del 30 por ciento de la población mundial adulta y debido a la pandemia, la conmemoración del 17 de mayo fue reprogramada para el 17 de octubre.

El Doctor Marcos Martínez, nefrólogo del Hospital de Clínicas explicó que esta enfermedad es el principal factor para enfermedades que derivan en infarto agudo del miocardio y el accidente cerebrovascular o derrame.

“También representa un agente de riesgo muy importante para el desarrollo de la enfermedad renal crónica, así como la insuficiencia cardiaca, la demencia y otras patologías que afectan a gran parte de la población en general”, afirmó el profesional.

Destacó que afecta a todos los grupos de edad, hombres y mujeres y que se puede desarrollar desde la infancia pero escencialmente afecta a la población adulta.

“Sobre esta enfermedad, lo importante es realizar el diagnóstico en la etapa inicial para iniciar un tratamiento y controlar la presión arterial. Porque vemos que en primer término existe un porcentaje muy elevado de la población en general que no se conoce hipertenso; luego se tiene otro grupo de pacientes que se conoce hipertenso, pero no se trata. Por último, está el conjunto de pacientes que se conoce hipertenso, se trata, pero no llega a los valores establecidos como objetivos para tener un buen control de la presión arterial”, agregó Martínez.

Indicó que existe una estrecha relación entre la hipertensión arterial y la enfermedad renal y esta última es la segunda patología más frecuente por detrás de la diabetes como causa de enfermedad renal crónica terminal y diálisis en el país y el mundo.

La primera medida para evitar llegar a este estado es reducir el consumo diario de sal.

“La sal es un agregado que se relaciona muy estrechamente con el mal manejo de la HA; siempre se sugiere una dieta saludable, no fumar, evitar la ingesta de alcohol, mantener un peso sano y la realización de actividad física diaria, factores importantes para mantener control de la presión alta”, recomendó.

Explicó que muchas veces la medicación y los hábitos nutricionales no son suficientes para lograr el control de la presión, entonces se debe llevar a cabo ejercicios físicos de manera diaria.

Por último, el nefrólogo destacó la importancia de acudir a los controles médicos para poder llegar a un diagnóstico temprano y conversar con el médico tratante sobre los valores de la presión arterial.

“El paciente debe conocer sus niveles de presión arterial y saber si se encuentra dentro del rango normal o si es elevada”, puntualizó.