"Secuestro" de cuentas de WhatsApp, la estafa 'de moda': cómo evitar caer en la trampa

Uno de los métodos más comunes para cometer estafas es el “secuestro” de cuentas de WhatsApp. La Policía Nacional ya reportó varios casos en nuestro país en los últimos meses. En este material te contamos en qué consiste y cómo cuidarse ante esta peligrosa práctica.

El Crio. Diosnel Alarcón, jefe del Departamento de Cibercrimen de la Policía Nacional, indicó que dentro del catálogo de métodos para cometer estafas, uno de los más comunes hoy día el la llamado “secuestro de WhatsApp”.

Según explicó, este mecanismo es utilizado por los delincuentes para llevar a cabo otras estafas y extorsiones valiéndose del número de teléfono de otra persona que cae en la trampa.

En este caso, el estafador llama a la víctima haciéndose pasar por funcionario de su operadora de telefonía y le dice que necesita hacerle unas preguntas sobre su consumo de datos o, en todo caso, le ofrece una promoción especial por ser buen cliente.

Posteriormente, la persona recibe en su teléfono un mensaje de texto que en realidad es el código de verificación de la cuenta de WhatsApp, el cual el estafador pide que le dicte para completar el proceso. Es en ese preciso momento cuando el número pasa a manos del criminal, quien deja al usuario sin poder acceder a la aplicación.

Generalmente, el delincuente se hace pasar por el propietario real para pedir dinero prestado (casi siempre a través de giros) a alguno de los contactos bajo la excusa de que “necesita resolver algo con urgencia”. Inclusive, hay casos en los que extorsiona a la pareja sentimental de la persona valiéndose de fotografías íntimas o de cierta información sensible.

Para poder recuperar la cuenta de WhatsApp, el propietario primeramente debe comunicarse con la empresa de telefonía para bloquear su tarjeta SIM, luego debe enviar un correo electrónico al email support@whatsapp.com pidiendo desactivar la cuenta (en este caso, se debe incluir el número de teléfono con el formato internacional completo. Ej: +595981xxxxxx) y, por último, volver a activar la línea y realizar el proceso de activación desde cero.

La Policía Nacional ya recibió una cantidad importante de denuncias sobre este tipo de casos no solo en Asunción sino también en ciudades como Ciudad del Este, Encarnación, Salto del Guairá, entre otros.

En su mayoría, son internos de las cárceles quienes cometen este tipo de estafas y se aprovechan de la confianza de ciertas personas para “secuestrar” las cuentas de WhatsApp.

Alarcón recomienda a la ciudadanía tener cautela ante cualquier llamado o pedido de información que se reciba vía telefónica. Asimismo, sugiere no facilitar ningún mensaje o dato a otras personas y, si se desconfía, pide cortar la llamada y consultar con el servicio de atención al cliente para salir de dudas.

 

Presupuesto: Senado da el aumento a funcionarios de Ande y desactiva presión

La Cámara de Senadores aprobó el aumento salarial para los funcionarios de la Administración Nacional de Electricidad (Ande). La recategorización regirá a partir de enero de 2020.

La Cámara de Diputados había propuesto y luego aprobado el proyecto con las reprogramaciones presupuestarias solicitadas por los sindicalistas de la entidad.

Con la aprobación en el Senado, el plan de gastos asciende a los G. 8.934.499 millones, presupuesto que incluye finalmente el reajuste salarial del 7,3% de aumento para los trabajadores de la ANDE, lo que sería una adenda de Gs. 30 mil millones.

Los sindicalistas habían acordado con el Gobierno redireccionar algunos rubros sin tener que aumentar el presupuesto de la institución para el 2020.

El acuerdo implicado que se pueda contar con un fondo especial para cumplir con la promoción a los trabajadores con cierta antigüedad.

 

Docentes mantienen el pulso de presión para cobrar suba en enero, el Senado resiste

Los gremios docentes esperaban que se dé la aprobación del aumento salarial del 16% a partir de enero del 2020. Sin embargo, la Cámara de Senadores concedió dicho porcentaje de incremento, pero recién correrá desde julio.

Gabriel Espínola, secretario adjunto de la Organización de Trabajadores de la Educación del Paraguay – Auténtica (OTEP-A, se refirió a la aprobación del aumento salarial del 16% desde el mes de julio del 2020, por parte de la Cámara de Senadores.

En ese sentido, el gremialista señaló que el pedido del sector era que el incremento corra ya desde enero del año que viene.

Cabe recordar que el pasado 14 de noviembre, la Cámara de Diputados había aprobado la propuesta de que el incremento se dé a partir de abril. Los docentes esperan que por lo menos, se vuelva a esta versión.

Espínola anunció que entrarán a partir de ahora a una fase de debates y asambleas entre todos los integrantes de la comunidad educativa, no dejando de lado las manifestaciones.

Además, indicó que de quedarse ratificada la versión del Senado, verán qué decisiones tomarán a inicios del periodo escolar 2020.

 

¿Urnas electrónicas fáciles de hackear? Experto revela datos claves ante temores

Tras el levantamiento de la suspensión en el proceso licitatorio para el alquiler de urnas electrónicas, solo resta conocer a la empresa que finalmente logre ser adjudicada por el TSJE. La pregunta que muchos se hacen es ¿cuál será el sistema más seguro a la hora del sufragio, el código QR o el chip RFID?

Hace unas semanas, la Dirección Nacional de Contrataciones Públicas levantó el estado de suspensión que pesaba sobre el proceso licitatorio de la Justicia Electoral para el arrendamiento de 15.000 máquinas electrónicas, las cuales deben ser utilizadas en las próximas elecciones municipales.

Uno de los puntos más cuestionados guarda relación con el tipo de tecnología a ser utilizada en las papeletas de voto (en este caso, el código QR o el chip RFID). La preocupación principal de los expertos se basa en el riesgo de que se produzca algún ‘hackeo’ y, además, de que se puede utilizar algún mecanismo para saber cómo votó cada elector.

El proceso entra a partir de ahora en una etapa clave en la que se deberá determinar cuál es el sistema más confiable para aplicar el voto electrónico en las municipales del 2020. La pregunta que muchos se hacen es: ¿Cuál de las dos empresas (Smartmatic y Magic Software Argentina) ofrece la tecnología que asegure realmente el secreto del sufragio?

El Ing. Juan Talavera, experto informático, en entrevista con el programa “La Caja Negra” de Unicanal habló sobre este tema y primeramente señaló que el voto electrónico sí puede considerarse fiable para el proceso electoral, siempre y cuando se puedan tener en cuenta conceptos fundamentales de seguridad de la información y seleccionar las tecnologías correctas.

A su criterio, para que pueda ser confiable, el sistema de voto electrónico debería contar con ciertas medidas de seguridad como por ejemplo: impedir que las urnas tengan conexión de manera remota por cualquier medio inalámbrico (WiFi, Bluetooth, etc) así como por conectividad física (USB, Puerto Ethernet, ranura MicroSD).

El mayor temor es que alguien se conecte remotamente al sistema y pueda hackear la urna electrónica o se encargue de modificar la información que vaya siendo recabada, indicó. Para evitar este escenario, sugiere que los equipos estén aislados de su entorno exterior, tanto lógica como físicamente y tanto para conexiones alámbricas como inalámbricas.

Así también, recomienda que los dispositivos no tengan la opción de emitir señales (ondas electromagnéticas) que contengan datos sensibles, a fin de preservar la confidencialidad y evitar que se genere una filtración. “El secreto del voto es fundamental en un proceso electoral, por ende, la máquina debe tener guardada la información ahí adentro de manera a que esta no sea emitida de ninguna manera”, acotó.

Una vez que el TSJE haya certificado el software que será implementado en las urnas electrónicas, se debe asegurar que el mismo no pueda ser modificado o reemplazado por otra versión “alterada”, según Talavera. “Es fundamental resguardar su integridad”.

Respecto al tipo de tecnología que será utilizada en las papeletas, el experto explicó que tanto con el código QR como con el chip RFID existe la posibilidad de que la información contenida allí pueda ser leída por máquinas, aunque cada uno con un mecanismo diferente. En el caso del primero, los datos del voto quedan alojados en un código especial similar al código de barras pero con un diseño conformado por pequeños cuadros; en el segundo, la papeleta se imprime con un chip electrónico en medio de dos láminas.

Teniendo en cuenta el criterio de que una urna electrónica no debe emitir señales que puedan ser escaneadas, la opción del chip RFID no cumple con el requisito pues para grabar la información en el papel se necesitan emitir ondas electromagnéticas y, una vez grabada, cualquier otro dispositivo puede leerla a distancia, señaló Talavera.

Igualmente, hizo énfasis en que las máquinas que utilizan chips RFID pretenden grabar información sobre cada voto, lo cual deja abierta la posibilidad de que, al hacer un cruzamiento de datos, se pueda saber por quién votó cada elector revisando el número del código serial de la boleta.