Sojero brasileño amenaza con arma a indígenas: “Este va a ser su remedio”

El senador Miguel “Kencho” Rodríguez (Frente Guasu) denunció que un sojero brasileño atropelló y violentó los derechos de una comunidad indígena en el distrito de Vaquería, departamento de Caaguazú.

A través de su cuenta de Twitter, el senador luguista Miguel “Kencho” Rodríguez denunció que un sojero brasileño, a quien lo identificó como Banderley Matías, realizó amenazas de muerte a un grupo de indígenas de la comunidad Yvy ku’i Jovai - Plancha Julia, del distrito de Vaquería, Caaguazú.

El legislador compartió un video donde se observa al ciudadano brasileño hablar con un grupo de indígenas. Se escucha en la grabación que el sojero les da un plazo de 24 horas para abandonar el sitio, caso contrario iba a actuar. “Este va a ser el remedio de ustedes (alza su remera y enseña el arma que posee por la cintura), voy a traer 30 pistoleros acá, ese va a ser el remedio de ustedes”, amenaza y se retira a bordo de su camioneta junto con otras personas.

El parlamentario señaló que dicha comunidad indígena tiene 60 años de ocupación en el sitio y que está compuesta por 50 familias, además cuenta con personería jurídica reconocida. “La violencia contra las comunidades indígenas debe cesar, y alcanzar en derechos”, resaltó.

Hasta el momento la Fiscalía ni la Policía Nacional se pronunciaron sobre este caso.

 

Limpio: víctima recibió dos disparos y caso apunta a feminicidio

El supuesto suicidio de una mujer ocurrido en el habitáculo de una camioneta, quien iba en compañía de su pareja, genera muchas dudas por cómo se presentó el caso. La mujer recibió dos impactos de bala a la altura de la cabeza y el hecho apunta a posible feminicidio.

El comisario Lidio Castiñeira, jefe de la Comisaría 9ª Central de Limpio, mencionó a radio 1000 AM que Guido Reinaldo Panza Benítez, un militar en situación de baja, manifestó en todo momento que su pareja tomó la drástica decisión de autoeliminarse.

“Su relato, su comportamiento y la situación en la que se presentó el hecho en sí nos generó muchas dudas. Horas después, ya con la intervención del médico forense del Ministerio Público y el personal de Criminalística, esas dudas se incrementaron mucho más”, expresó el comisario.

El jefe policial detalló que la joven de 33 años, madre, perdió la vida en extrañas circunstancias en el interior de la camioneta en la que circulaba con su pareja, y fue el propio hombre, quien trasladó el cuerpo hasta el Hospital Distrital de Limpio.

En el centro asistencial, Panza Benítez advirtió al personal de blanco que dentro del rodado se encontraba su mujer herida a raíz de disparos por arma de fuego y la ingresó dentro del hospital.

“En todo el momento él manifestó que la ella se suicidó. Tratando de conversar con el mismo, se notaba sumamente afectado, no sabíamos si era solamente por el hecho pero parecía que estaba muy eufórico, nos presentó muchas dudas por su estado”, remarcó.

Al respecto, el comisario indicó que se procedió a la detención del hombre. Los médicos informaron que la víctima recibió dos impactos de bala a la altura de la cabeza, específicamente en la zona del cuello, uno con orificio de salida y el segundo sin orificio de salida.

“Él dijo que la mujer iba de acompañante, sin embargo, dentro del habitáculo del vehículo observamos un impacto de bala en el techo, lado del conductor, lo cual no nos da un ángulo natural de una persona que quería autoeliminarse en el lado del acompañante”, apuntó.

Por último, dijo que durante el transcurso de la mañana se tendrá el resultado forense de la autopsia, además que el sospechoso tampoco supo explicar cuáles serían los motivos que llevó a su mujer supuestamente a suicidarse.

 

Insumos contaminados: empresa da su versión y niega vínculos con Lilian Samaniego

La empresa Biotec del Paraguay S.A dio su versión respecto a los insumos médicos contaminados que fueron proveídos al Ministerio de Salud Pública y negó los vínculos de la firma con la senadora Lilian Samaniego; las sospechas surgieron a raíz de que los accionistas tienen el mismo apellido que la legisladora.

El Lic. Carlos Ignacio Ayala González, vicepresidente de la empresa Biotec del Paraguay S.A, aclaró mediante un comunicado que la firma no posee vínculo alguno con la senadora Nacional Lilian Samaniego ni con ningún integrante de su familia, y que es solo una coincidencia en los apellidos de sus accionistas, Lorena Samaniego, Juan Samaniego y Víctor Samaniego.

Dicha empresa fue adjudicada para proveer insumos médicos de laboratorio (hisopos y transporte viral para hacer los test Covid) por valor de G. 1.200 millones pero incumplió las condiciones.

Sobre el punto, el representante de la firma Biotec indicó en el comunicado que la empresa fue adjudicada en julio de 2020 para la provisión de 250.000 unidades de equipos de toma de muestra y 36.000 tubos plásticos. En este contexto, se emitieron tres órdenes de compra. Biotec hizo entrega de los ítems establecidos en las dos primeras órdenes en tiempo y forma, contando con las correspondientes actas de recepción.

En cuanto a la tercera orden de compra, la misma tuvo un retraso de siete días debido a inconvenientes desde la empresa transportadora, a causa de la alta demanda mundial del servicio de transporte aéreo. Durante este proceso, se detecta la situación del cambio de color en insumos anteriormente entregados, por lo cual se detiene la cadena de cobro hasta esclarecer la situación.

Al detectar el cambio de color en los insumos (indicio de que no estaban en condiciones para su utilización) desde Biotec se activaron todos los protocolos, según el comunicado. Se retiró parte de los insumos alterados y se comenzó a sustituir unos 80.000 tubos, en tanto se realizaban los exámenes bacteriológicos a los productos. Los resultados de los análisis sugirieron la reposición de la totalidad de los lotes y se obró en consecuencia.

Al realizar el reclamo, el proveedor internacional de la compañía aceptó la reposición del 100% de los insumos, pero la carga volvió a tener inconvenientes de traslado debido a los feriados de fin de año 2020, según informaciones de la propia empresa transportadora. Esto motivó los nuevos pedidos de prórroga.

Finalmente, al entregar la carga, el 29 de diciembre, el Laboratorio Central realizó el análisis de una cantidad parcial de los insumos, donde vuelve a detectarse crecimiento bacteriano. Por ello, Biotec retiró todos los insumos en estas condiciones y procedió a su destrucción total.

Conforme a la versión de la empresa, Biotec siguió nuevamente los mismos procesos con el proveedor del exterior, para la reposición de los insumos, los cuales arribaron al país en la segunda semana de marzo 2021. Mientras la carga recibida guardaba cuarentena correspondiente, el 17 de marzo la empresa recibió la intimación para reposición. Al día siguiente, realizó la entrega de los insumos al Ministerio de Salud y ahora ya pasaron la prueba.

 

Covid: Tildan de 'pyrague' a Telefuturo tras exponer compra de medicamentos de Clorinda

El canal Telefuturo expuso a través de su espacio informativo el contrabando que se hace desde Clorinda de los medicamentos que están en falta actualmente en los hospitales. Los familiares de los internados por Covid-19 lamentaron que a causa de esta exposición se hayan quedado sin el suministro porque el Gobierno sigue sin subsanar la situación.

“Gracias a Telefuturo por su increíble aporte a nuestros enfermos de Covid. Ustedes sabían que los pacientes que están en UTI sobrevivían de las farmacias de Clorinda porque en Paraguay ya no existen algunos medicamentos. Hoy, ninguna farmacia de Clorinda nos vendió Midazolam”, expuso la ciudadana Zuny Villagra a través de su cuenta de Twitter.

Esto se dio luego de que un equipo periodístico del mencionado canal haya acudido al Hospital de IPS Ingavi para mostrar la terrible vivencia de los familiares de los internados con Covid-19, quienes suplican ayuda para conseguir los medicamentos que no se están proveyendo en los centros asistenciales.

Al medio de prensa no se le ocurrió una idea mejor que mostrar la forma en que estas personas, en medio de su desesperación, están adquiriendo los fármacos: los mandan a traer desde Clorinda, por lo que se configura en un contrabando.

En las imágenes compartidas en Telefuturo se observa que un vehículo llega hasta el citado hospital de la previsional, trayendo consigo los medicamentos desde el lado argentino. En el video incluso se muestra la chapa del rodado y el rostro del responsable en realizar el contrabando, o en este caso la ayuda a los familiares que ya no consiguen los medicamentos en las farmacias de la zona o no pueden costear los elevados costos al haber mucha demanda de las drogas.

Según testigos presenciales, los “contrabandistas” pillaron que fueron grabados por el equipo de prensa y avisaron a los familiares que “les iba a cagar el negocio”, ya que de seguro iban a ser atajados por el camino al hacer el contrabando de medicamentos.

Otros ciudadanos comentaron también en las redes sociales que son conscientes de que no es correcto hacer pasar de contrabando los medicamentos, pero subrayaron que para salvar la vida de un familiar a uno ya no le importan ilegalidades, en especial en este momento tan crítico de la pandemia, con el alto contagio, la elevada ocupación de camas de terapia y la falta de insumos y medicamentos. Y ahora se preguntan cómo harán para adquirir más fármacos.

MÁS ACCESIBLE EN CLORINDA

Una farmacia de Clorinda, provincia de Formosa (Argentina), vende medicamentos para el tratamiento de COVID-19 a paraguayos y los envía a nuestro país por supuesto contrabando. Como en nuestro país escasean estos productos, los connacionales acuden a farmacias del vecino país, donde incluso resultarían menos costosos.

Allí, la ampolla de Atracuario tiene un costo de G. 50.000, y la de Midazolam a unos G. 35.000. El delivery cuesta G. 50.000, por lo que los familiares hacen vaquita y compran en cantidad. Aquí, el precio de cada ampolla ronda los G. 200.000.

Las personas deben rebuscarse nuevamente porque en los hospitales no hay estos sedantes para los pacientes con Covid-19. Recién ahora los administradores del sistema sanitario están concluyendo las licitaciones para la adquisición, mientras que la industria local está en plena tarea de producción de las drogas para regularizar la entrega a Salud Pública e IPS.