Taiwán dona otra carga para lucha contra COVID-19

Bajo el lema “Taiwán Can Help” (Taiwán puede ayudar), el gobierno de la República de China (Taiwán) entregó al Paraguay una importante donación de equipos electrónicos y digitales, así como insumos médicos de primera necesidad, para que sean utilizados por el personal de blanco en la lucha contra la pandemia del coronavirus (COVID-19) en nuestro país.

La donación fue entregada el lunes por el embajador Miguel Tsao, viceministro de Asuntos Exteriores de Taiwán, al embajador del Paraguay en Taipei, Marcial Bobadilla, quien se ocupará inmediatamente del embarque de las cajas con destino a Asunción.

Participó también del acto el embajador Alexander Yui, director general de Asuntos Latinoamericanos y del Caribe de la Cancillería taiwanesa.

“Este cargamento es uno de los tantos que están programados para enviar al Paraguay en el transcurso de las siguientes semanas”, expresó en la ocasión el viceministro Tsao.

Por su parte, el embajador Bobadilla, en nombre del Ministerio de Relaciones Exteriores y del Gobierno Nacional, agradeció la valiosa donación que una vez más ratifica la solidaridad y amistad del gobierno y pueblo de Taiwán ante el enorme desafío que representa la lucha contra la pandemia de la COVID-19.

 

Desalojos: inquilino puede demandar a dueños y exigir indemnización por molestias

El abogado Francisco Segura indicó que en abril, mayo y junio, el inquilino no puede ser desalojado de una propiedad por los alcances vigentes en la Ley de Emergencia por la cuarentena. Sin embargo, dijo que podrían darse dos escenarios diferentes con respecto a los alquileres, en caso de que el mismo no puede pagar la totalidad de la mensualidad.

En primer caso, puede salir sin otorgar ningún cargo fijado en el contrato (multas, pagar meses por adelantado), ya que está amparado por el artículo 426 del Código Civil, que establece “El deudor no será responsable de los daños e intereses que originan al acreedor por falta de cumplimiento de la obligación, cuando éstos resultaren de caso fortuito o fuerza mayor”

El segundo escenario sería que el inquilino decida quedarse pagando menos. No obstante, si no llega a un acuerdo con el dueño, por oponerse a acceder a la rebaja, lo puede demandar mediante el artículo 672 del Código Civil.

Expresa “En los contratos de ejecución diferida, si sobrevinieren circunstancias imprevisibles y extraordinarias que hicieren la prestación excesivamente onerosa, el deudor podrá pedir la resolución de los efectos del contrato pendientes de cumplimiento. La resolución no procederá cuando la onerosidad sobrevenida estuviera dentro del alea normal del contrato, o si el deudor fuere culpable. El demandado podrá evitar la resolución del contrato ofreciendo su modificación equitativa. Si el contrato fuere unilateral, el deudor podrá demandar la reducción de la prestación o modificación equitativa de la manera de ejecutarlo”

Una vez terminado el proceso judicial, el juez determina el porcentaje de la exoneración.

La Ley de Emergencia brinda al inquilino la posibilidad de pagar un mínimo del 40% y financiar el 60% del saldo de los meses abril, mayo y junio en un máximo periodo de 6 meses. Durante ese tiempo, hasta el 30 de junio, no puede ser desalojado.

Indemnización por Amenazas

El especialista explicó que se debe analizar profundamente la situación.

En caso de que el acreedor llame para negociar más del 40% del pago del alquiler, no es amenaza, es una presión legítima dentro del acuerdo de dos personas.

Por otra parte si el inquilino demuestra que hubo llamadas de amenazas, corte de luz y de agua, puede actuar según lo establecido en el artículo 1944 del código civil, que expresa “Quien turbare la posesión de otro o lo privare de ella, comete un acto ilícito, a menos que hubiere procedido autorizado por la ley”.

Constituye lo que se denomina una turbación de la posesión, el inquilino puede tomar acción mediante la intervención de un juez para que cesen las amedrentaciones.

Añadió en caso de que se llegue a la violencia, como un desalojo violento, el locatario puede tomar acción penal.

“Desde el punto de vista civil, la única acción que tiene el inquilino frente al propietario que lo presiona sería una acción posesoria si le quiere desalojar y pedir una indemnización de perjuicio en la misma acción posesoria que demanda, por las molestias que ha sufrido por parte del acreedor”, señaló Segura.

El inquilino afectado puede presentar su denuncia en el Juzgado de 1° Instancia Civil y Comercial correspondiente a la ciudad del domicilio fijado en el contrato.

Eventualmente si el despojo de la posesión es violento, es decir, rompieron ventanas, cortaron caños de agua, puede presentar denuncia de acto violento ante la Fiscalía.

 

Hay cuatro nuevos casos de COVID-19, todos del exterior

El Ministerio de Salud Pública informó que fueron confirmados cuatro nuevos casos de COVID-19, todos provenientes del extranjero.

A través de su cuenta de Twitter, el ministro Julio Mazzoleni informó que de las 421 muestras procesadas en las últimas 24 horas, 4 dieron positivo. Estos casos provienen del exterior y están cumpliendo cuarentena obligatoria en albergues.

En el informe además se detalla que actualmente hay 7 internados, en tanto que se registra 12 recuperados, sumando así 242.

Actualmente Paraguay registra 833 casos confirmados de COVID-19. De dicha cifra, el número de activos es de 580, por lo que se redujo en 8 personas con relación a ayer.

 

Quemaron colchones porque deberán seguir 7 días más en albergue

Los compatriotas que dieron negativo al Covid-19 en un albergue de Coronel Oviedo quemaron colchones al enterarse de que deberán continuar aislados por siete días más, porque 20 de los 41 huéspedes tuvieron resultado positivo.

El doctor Denis Figueredo, jefe médico del Colegio de Policía de Coronel Oviedo, donde 20 connacionales dieron positivo al Covid-19, confirmó que el incidente se registró esta mañana, cuando los huéspedes que tuvieron resultado negativo al coronavirus quemaron colchones, en protesta contra la extensión del periodo que continuarán allí.

“Tratamos de conversar con ellos, pero existen muchas personas que desde el inicio no cumplieron, pese a que le hemos advertido sobre la forma de contagio de esta enfermedad”, comentó Figueredo en entrevista con Gen.

Detalló que muchos optaron por seguir compartiendo mate y tereré, lo cual pudo haber propiciado la propagación entre muchos de ellos.

De los 41 huéspedes, 21 padecen el Covid-19, lo cual obliga a que todos permanezcan por otros siete días, pese a cumplir con los 15 días.

Además del tiempo, los ocupantes aseguran que reciben un trato inhumano y que la galleta del desayuno es más dura que una piedra.