Mario podría presentarse para el 2018 "si la oposición se queda sin candidato"

El intendente de Asunción Mario Ferreiro aseguró que no es candidato presidencial, sin embargo, no descartó lanzarse como figura en caso que la oposición se quede sin candidato. “Yo tengo una visión 2023”, afirmó.

Mario Ferreiro habló esta tarde sobre su posible candidatura presidencial 2018. Fue durante la presentación de la nueva nucleación política “Partido de la A”, liderado por exconcejal y ahora director del Mercado de Abasto, Víctor “Oti” Sánchez. Este sector quiere postular a Ferreiro para el Palacio de López.

Según el intendente, la idea de Oti y otros actores políticos es solo “una expresión de deseo”. Aclaró que no es candidato ni está trabajando por una candidatura a la Presidencia. “La pura verdad es que yo tengo una visión 2023, terminar mi mandato 2015-2020 y prepararme bien por dos años y medio para ser candidato en el 2023”, declaró el jefe comunal.

Si bien Mario insistió que no piensa en el 2018, reconoció durante la charla con periodistas que la política es cambiante por lo que no descartó ser candidato en caso que la oposición se quede sin una figura potable.

“No hay cambio de actitud, los escenarios políticos son cambiantes, yo no tengo impedimento constitucional por ejemplo, lo que sí puedo tener es impedimento ético, haberle dicho a la gente ‘voy a gobernar por cinco años’ y traicionar esa palabra, a mí eso también me trabaja. No soy una persona que dice cualquier cosa y después hace lo que sea, pero también igual que ustedes razono y entiendo que todavía de aquí a 8 meses vamos a tener un escenario cambiante, donde puede aparecer la reelección, otras figuras, incluso van apareciendo más candidatos (...) Hay mucha incertidumbre, por eso dejo esa duda latente mínima y dejo abierta esa pequeñísima rendija que se puede hablar (candidatura) pero no ahora, dentro de un año. Si me preguntan íntimamente estoy concentrado en la Municipalidad, no puedo dedicarme a otra cosa. El único caso sería (postularse) si la oposición se queda sin candidato”, sentenció.

 

Ojo paraguayo 'desnuda' la victoria de Trump: claves para ganar o perder votos

A una semana de las elecciones presidenciales en Estados Unidos, muchos siguen tratando de descifrar los factores reales que permitieron el triunfo de Donal Trump. ¿El dinero, el impacto en las redes sociales, la excesiva "atención" de los medios de comunicación o simplemente una magistral campaña electoral?

Durante una entrevista el nuevo presidente de los EE.UU, Donald Trump, expuso con mas detalles los aspectos de la campaña electoral que le valieron el triunfo en las elecciones presidenciales.

“El hecho de que tengo tal poder en términos de números con Facebook, Twitter, Instagram, etcétera… Creo que los medios sociales tienen más poder que el dinero y creo que hasta cierto punto he demostrado eso”, destacó Trump.

HOY habló con Silvia Páez, comunicadora, docente, conferencista y asesora política, y en esta nota aclara las dudas.


- ¿Por qué el inesperado triunfo de Donald Trump, a pesar de toda la campaña en su contra por parte de la prensa, celebridades e influenciadores en Internet?

- Por la premisa base electoral: las elecciones se ganan activando y votando. Donald Trump y sus electores lo hicieron; sin embargo, un grueso de seguidores del partido de Hillary (Demócrata), activó sobre todo en Internet, pero no fue a votar. Quizás porque preferían a Bernie Sanders, el candidato que perdió sus internas. Pero no diría que fue “inesperado”. En unas conferencias, semanas pasadas, justamente subrayé que Trump sí podía ganar la presidencia, justo por lo que argumento siempre: la política es pasional, no racional.

- ¿No se vota usando la lógica?

- No. Aunque no quiera admitirse, la neurociencia sostiene desde los años 60, que el cerebro tiene 3 capas:

Racional (Cortex): Usado para aplicación de lógica.

Emocional (Límbico): Conectado con los miedos, las intuiciones, emociones.

Instintivo (Reptil): Que responde al instinto animal; asegurar el techo, comida, seguridad, defensa del territorio, supervivencia básica.

Se elige todo, absolutamente todo en la vida, usando los tres elementos.

- ¿Cómo se aplica en política?

- Vender miedo de forma directa, es contraproducente porque el cerebro se cierra. Rechaza. Todos los días veíamos por toda la web y los medios: ambos vendieron miedo, pero el error de Hillary, fue vender “miedo a un Tirano”; cuando en realidad la mayoría, tiene otros miedos prioritarios que sí supo vender Trump: quedarse sin trabajo, ser víctimas de inseguridad, pasar necesidades, etc. Los miedos de las minorías, no coinciden con los de las mayorías. Para un desempleado, no es prioridad la lucha contra la discriminación, sino asegurar un sueldo mínimo.

- ¿Cuál fue la Estrategia Digital que le valió el triunfo al empresario?

- No podría decirse que mediante sus redes ganó Trump, al contrario de lo que había pasado con Obama. El encargado de Estrategia Digital del empresario Brad Parscale incluso no había tenido antes experiencia en Planificación de Comunicación Política para grandes líderes; pero fue muy inteligente: supo leer lo que nadie escribía en la red, y convenció a su jefe de invertir el mayor capital en Internet, no en los medios tradicionales.

- Usó “Big Data”, para geolocalizar sus anuncios en buscadores, páginas, redes; sostuvo una campaña de emails, (que aquí no usamos mucho) para enviar sus mensajes, propuestas y pedir pequeñas donaciones. Produjo videos que los distribuyó con los mensajes más potentes para los votantes más ignorados. Así llegó hasta ellos, y esa “mayoría silenciosa” le respondió. Y ganó.

- ¿Qué es lo que “no se puede leer en la red”?

- Hacer Estrategia Política, no sólo de Comunicación, exige que uno pise tierra. Que sepa lo que vive el pueblo, lo que sufre el común; sólo alguien que siente el día a día de un Juan Pueblo, podría saber cuáles son sus prioridades. Eso no lo leés en Twitter; lo vivís caminando en la calle. Algunos políticos suponen que por contratar agencias publicitarias carísimas, o asesores internacionales, tienen resuelto el tema. No. Si el equipo de comunicación no está formado por gente con experiencia electoral partidaria, política nacional, estado, y comunicación, tenemos comprobado: fracasan.

- ¿Qué aportó la Web de positivo a estas elecciones?

- Sin Internet, nunca se hubiese evidenciado y pagado el doble discurso en la política. Al fin algunos"relatos”, empiezan a caer por su peso. Por ejemplo, quienes luchan por algunas causas como la igualdad, tolerancia y derechos, suelen ser visibilizados en sus redes como intolerantes o atacantes a sus opositores. Las minorías deberán cambiar su discurso. Acusarle al electorado de ignorante por ser opositor, es cínico y contraproducente. ¿Ejemplo?: Alguna gente local se indignaba porque “Trump será el primer presidente de EE. UU sin ninguna experiencia en el servicio público, cargos de elección, de gabinete o militares”; pero sin embargo votaron por Fernando Lugo.

- ¿Qué sería lo más importante a aprender de esta experiencia electoral?

- Podríamos aprender mucho por costilla ajena. De esta elección tan salvaje como ninguna otra en EE. UU, deberíamos entender que:

La sociedad -al igual que todos sus sistemas- cambió para siempre gracias a Internet. La Política, el mercado, la prensa, la audiencia, todo, ya no es manipulable de la forma acostumbrada. Tienen otros códigos; y sólo algunos tienen la capacidad de leerlos.

No importa cuánto se gaste en estrellas, prensa y líderes de opinión actuando de voceros, si no se supo leer lo que en verdad le importa escuchar al pueblo liso y llano.

Las redes son un termómetro, una referencia de opinión pública; pero no son un resultado. La verdad sigue estando en los padrones; no en la cantidad de seguidores y de hurras en la web.

Aunque los activistas de algunas causas tengan mejor comunicación y respondan feroz y masivamente a los opositores de sus ideas; esos opositores no desaparecen ni se convencen de lo contrario. Sólo dejan de interactuar públicamente sobre esos temas.

Las minorías seguirán siendo minoría, si no cambian el discurso y el método. En las redes se evidencia el doble discurso de quienes se embanderan con causas de derechos, pero sin embargo desprecian, segregan o atacan a opositores.

La política es y seguirá siendo una decisión emocional; porque no se la analiza con el cerebro racional, sino con el emocional y el instintivo. Quien sepa entenderlo y aplicarlo, puede pretender la victoria.

 

A la caza de los "pobres relativos", proyecto pone en jaque la estructura liberal

Carlos Mateo Balmelli sostuvo que su proyecto busca presentarse como una alternativa, desmarcándose de lo que él llama "la política politizada". Dijo que apunta al contacto "directo, emotivo y afectivo" con los pobres relativos del Paraguay.

Balmelli confirmó su candidatura a la Presidencia 2018, fuera del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA). “Eso no quiere decir que uno abandone su condición de afiliado liberal”, aclaró el exsenador y exdirector de Itaipú a radio UNO.

Indicó que con un grupo importante de liberales buscan construir un proyecto político alternativo “que hoy día no existe”. Afirmó que la idea es conformar una gran concertación no solo con actores de partidos tradicionales, sino que con agrupaciones que quieran organizarse para el próximo proceso electoral.

El político manifestó que para posicionarse como opción válida se debe comunicar un mensaje “que afecte del punto de vista emocional a la gente”. “Hacer que la gente tenga esperanza, ese va a ser el gran desafío no solo para un proyecto nuevo como es el nuestro, sino también para los partidos establecidos que hoy por hoy no pueden levantar la temperatura que se necesita levantar”, agregó.

Reconoció que la reelección vía enmienda y la indefinición de la candidatura de Fernando Lugo contaminaron y confundieron a la ciudadanía. Si bien estas situaciones generan incertidumbre en otros candidatos, Balmelli apuntó que “uno tiene que crecer por mérito propio”.

“La gente tiene que identificar un proyecto, un liderazgo, unas ideas elementales no muy complejas, ese es el desafío. No se puede estar en la especulada”, expresó.

Su proyecto, según dijo, quiere desligarse de esa “política politizada”, que solo defiende los intereses de la clase política y la dirigencia que seguirá hasta el 2018. Por eso su objetivo principal son los “pobre relativos”, que dijo es la clave para conquistar el poder.

“Tenemos que ver cómo despertamos el interés de la gente que integra la población de pobreza relativa, que será el gran elector, esa inmensa mayoría que no puede llegara fin de mes, que le tiene que esperar a su hijo de la parada para que no le asalten, que se van a los centros de salud y no encuentran medicamentos, para esa gente hay que hablar. Ese sector social va a ser clave para elevar un proyecto electoral”, insistió.

“Lo importante es que se presente una realidad alternativa y se pueda romper con esa política politizada, en donde el que llega al poder solo piensa en sus propios intereses y está divorciado de las grandes mayorías”, sentenció.

 

Antes no, ahora quizás: el primer anillo de Mario ya "exhibe" su candidatura

El Partido de la A se presenta oficialmente mañana y buscará ofrecer candidaturas para las elecciones del 2018. Una de sus aspiraciones es llegar a la Presidencia de la República con la figura del actual intendente de Asunción, Mario Ferreiro.

Víctor “Oti” Sánchez, líder de la nucleación política, indicó que la actividad será en Crowe Hotel a las 18.00. El jefe comunal está invitado a participar. En la ocasión también se presentará al nuevo afiliado, Max Rejalaga, quien dejó el Gabinete de la Comuna capitalina para dedicarse de lleno a la posible candidatura presidencial.

“Nos parece un buen candidato, vemos con buenos ojos una candidatura como la de Mario. Somos maristas, no impulsamos la candidatura sino instalamos el debate porque creemos que es importante hablar de esto”, sostuvo el director del Mercado de Abasto en charla con HOY.

Sánchez afirmó que es la ciudadanía la que pide por Ferreiro para la Presidencia. “En las reuniones que hacemos, la gente manifiesta su interés que él pueda postularse. Por eso nosotros ponemos a consideración lo que está ocurriendo tanto a nivel Asunción como a nivel país”, declaró.

La idea del Partido de la A es lograr una gran concertación como la que se gestó en el 2015 y posibilitó la victoria de Mario Ferreiro ante el candidato colorado Arnaldo Samaniego. “Creemos que tiene que haber una gran alianza con todos los sectores, incluso con los colorados, para plantear un modelo distinto. Creemos que en nuestro país los colores partidarios no valen para defender los colores patrios”, señaló.

Reconoció que el intendente había descartado lanzarse como presidencialista en el 2018 y que recién lo haría en el 2023, sin embargo, consideró que con los argumentos que ahora le presentan cambiaría de opinión. “Queremos armar una buena estructura a nivel nacional y dejar que Mario evalúe la candidatura”, sentenció.

NO DESCARTÓ CANDIDATURA

Meses atrás el intendente de Asunción, Mario Ferreiro, insistió que no estaba en sus planes candidatarse a la Presidencia en 2018, tal como lo hizo en el 2013 con Avanza País. Ahora cambió de opinión y no descarta representar a la oposición para el cargo a presidente de la República.

“Es una expresión de deseo de un sector ciudadano que respeto, pero no estoy alentando y, por lo tanto: no soy candidato 2018. Solo si las circunstancias me lo obligan podría analizarlo dentro de un año, antes no”, expresó al ser consultado en torno al tema.

“Yo no descarto la posibilidad que alguien diga: la situación es esta y necesitamos tu concurso y ahí poder considerar”, acotó en conversación con la 780 AM. Dejó en claro que su primer objetivo en este momento es continuar con su labor como intendente, para cumplir con los ciudadanos que le brindaron su confianza a través de los votos.

Dijo que su intención no es “estafar” a las más de 114.000 personas que respaldaron su proyecto dado a conocer en el momento de su campaña comunal. En el 2013, Ferreiro acompañado de Cynthia Brizuela como candidata a vicepresidenta, se ubicó en tercer lugar de las generales que resultó favorable al actual titular del Ejecutivo, Horacio Cartes.