Quintana en Viñas Cué: ¿ya perdió su banca o volverán a darle permiso?

La última vez que Ulises Quintana estuvo preso consiguió permiso de la Cámara Baja y logró reincorporarse al recuperar su libertad. ¿Ocurrirá lo mismo esta vez? Para el diputado Tadeo Rojas no corresponde y sería un error.

Rocío Abed es suplente número uno de Alto Paraná, por lo tanto le corresponde asumir la vacancia dejada por el legislador de este departamento, Ulises Quintana.

Así lo interpreta el diputado Tadeo Rojas, quien considera que Abed debería volver a asumir como lo hizo en su momento cuando Quintana obtuvo el permiso para ir a la cárcel de Viñas Cué.

“En una actitud bastante sui generis se había concedido permiso en la primera ocasión, pero en esta veremos qué acontece”, expresó Rojas en conversación con los medios.

Señaló que volver a dar licencia a Quintana sería algo absolutamente improcedente, aunque aclaró que el teme se tendrá que discutir en bancada.

La jueza Alicia Pedrozo dispuso el viernes que Ulises Quintana regrese a Viñas Cué para cumplir con la medida de prisión preventiva, mientras continúa la investigación en la que se los sindica como responsable de lavado de dinero y asociación criminal.

 

La banca de Payo: ¿es para la ANR o para el Frente Guasu?

Tras la expulsión de Paraguayo Cubas de la Cámara de Senadores, Miguel Fulgencio Rodríguez (FG) se prepara para asumir en reemplazo. Para Carlos María Ljubetic la vacancia le correspondería a la ANR, por ser el partido más votado.

El director de procesos electorales del Tribunal Superior de Justicia Electoral (TSJE), Carlos María Ljubetic, habló sobre el la sustitución de Paraguayo Cubas, quien perdió la investidura el jueves pasado.

A criterio de Ljubetic, la Constitución Nacional cometió un grave error al establecer solamente 30 suplentes para los senadores activos, lo que genera una verdadera discusión a la hora de hacer los reemplazos.

“Cuando un senador sale le debe sustituir alguien de su partido, pero cuando sale alguien de un partido que ya no tiene suplentes proclamados, la lógica es que le corresponda al partido más votado, que es el Partido Colorado”, explicó Ljubetic en entrevista con Universo 970 AM.

En tal sentido, consideró que se cometió una injusticia en la ocasión en que Abel González (PLRA) asumió el curul que le correspondía a la ANR.

En Cámara de Diputados sin embargo, no existe este problema, ya que existen 80 suplentes e igual cantidad de activos, ya que los relevos no representan ningún gasto para el estado.

Miguel Fulgencio Rodríguez (Frente Guasu) se prepara para asumir la banca de Cubas. Èl ya había ingresado meses atrás cuando se produjo la suspensión de Cubas y Riera. Ramón Retamozo de la ANR también reclama el lugar.

 

Payo Cubas: “No quiero ser presidente de 7 millones de inútiles”

El exsenador Paraguayo Cubas se desligó de una supuesta intención de candidatarse a la Presidencia de la República en el 2023. De manera tajante mencionó que no deseaba ser el mandatario de “siete millones de inútiles”.

Tras su salida por la puerta de atrás del Congreso Nacional, el destituido legislador del Movimiento Cruzada Nacional se refirió a la posibilidad de pujar por el sillón presidencial, tal como se rumoreó.

“ACLARACIÓN… No quiero ser Pte de 7 millones de INÚTILES… Ovejas con crías rumbo al matadero… Nunca hablé de esa candidatura”, remarcó a través de sus cuentas en las diferentes redes sociales.

Su peculiar posteo generó todo tipo de comentarios, entre ellos los que de igual manera siguen apostando por su figura para las presidenciales del 2023. No obstante, otros que lo seguían lamentaron que el poder lo desvió de su camino.

Cubas fue destituido el jueves del Congreso Nacional luego de haber agredido a dos efectivos de la Policía Nacio­nal en Minga Porã, departamento de Alto Paraná. Sus entonces colegas alegaron además que el político hizo uso indebido de influencia en reiteradas ocasiones, como cuando amenazó con truncar el ascenso de un uniformado.

Yolanda Paredes, esposa y repre­sentante legal de Paraguayo “Payo” Cubas, presentó un amparo cons­titucional ante el Tribunal Superior de Justicia Elec­toral (TSJE) para reclamar la banca del senador des­tituido. Alegó en contacto con la 730 AM que Cruzada Nacional tuvo 60 mil votos y que ahora queda sin representación parlamentaria.

LAS BARRERAS DE PAYO

El analista político Marcelo Lacchi señaló días atrás que Paraguayo Cubas era consciente de que iba a ser echado del Congreso porque esto forma parte de su línea discursiva, pero la jugada le salió con mucha anticipación.

Alegó que para llegar a la Presidencia, el excongresista deberá fortalecer sus bases y ganar espacios en las próximas elecciones municipales. Si logra esto, podrá hasta desbaratar el sistema actual.

“Él es muy egocéntrico e individualista, y eso es un problema que le perjudica porque solo no podrá hacerlo todo. Necesita un proyecto político, con él en la cabeza. Necesita transformar todo lo que hizo y gente que lleve su visión a más personas. Si construye un equipo político, podrá posicionarse como un candidato importante para el 2023 y puede desbaratar mucho el sistema”, resaltó.

LOS OTROS CINCO RAJADOS

Anterior a Payo Cubas, cinco legisladores fueron expulsados o renunciaron a sus bancas por casos de corrupción o faltas de otra índole.

Oscar González Daher fue el primer senador en la historia en ser expulsado por la vía de la pérdida de investidura en 2017.

El 6 de agosto del 2018, José María Ibáñez renunció a su banca en la Cámara de Diputados al no resistir la presión ciudadana.

Jorge Oviedo Matto (UNACE) dejó su banca por segunda vez el 3 de septiembre del 2018 ante los escraches que sufrió tras su reelección como senador.

El 13 de mayo de 2019 fue el día de la expulsión de Victor Bogado de la Cámara de Senadores.

Casi un mes después de la expulsión de Bogado, el liberal Dionisio Amarilla perdía su banca.

 

Afirman que revocatoria de prisión coincide con postura previa de juristas

Excanciller nacional afirmó que se observa claramente en la resolución del Tribunal del Brasil que no existen presupuestos básicos que ameriten una medida extrema como la prisión preventiva.


Fuente: La Nación

El fallo del ministro rela­tor del Tribunal Supe­rior de Justicia del Bra­sil, Rogerio Schietti Cruz, que dejó el viernes 29 sin efecto la orden de prisión preventiva en contra de Horacio Cartes, es coincidente con la postura previa de destacados juristas del país como Euclides Ace­vedo, actual ministro del Inte­rior, y del abogado José Igna­cio González Macchi, sostuvo ayer el ex canciller Rubén Mel­garejo Lanzoni.

“El otro presupuesto para hacer posible el hábeas corpus es que no se visualiza el hecho de que pueda impedir la inves­tigación. No existiendo esos indicios de la autoría y ampa­rado en esa disposición que cita el código procesal penal del Brasil, eso da el sustento suficiente para revocar esta medida de prisión, que es una medida extrema. Este parecer coincide con la posición previa de dos juristas, quienes antes de conocerse este fallo adelan­taron su posición. Me refiero al doctor Euclides Acevedo y al doctor José Ignacio González Macchi. Entonces, nosotros también damos una continui­dad a un análisis criterioso y firme con respecto a la inter­pretación. Es una opinión jurídica al respecto”, subrayó el doctor en Derecho Público a La Nación.

“En el fallo del Tribunal (Supe­rior de Justicia del Brasil), que revoca la posición (pedido de prisión preventiva) sobre la base de los argumentos de la defensa planteada en forma escrita, se observa claramente que no existen los presupues­tos básicos que ameriten una medida extrema como la pri­sión”, explicó.

“Dando seguimiento a la opinión vertida por el ministro del Interior, Euclides Acevedo, quien sostuvo que no aguantaba un mínimo análisis jurídico (el pedido de prisión preventiva), así como la del profesor doc­tor José González Macchi, quien había hecho referen­cias a que no ameritaba una restricción, la realidad hoy es que al acceder a una copia de la resolución del Tribunal Superior de Justicia del Bra­sil, en la opinión del ministro Rogerio Schietti Cruz, esta­blece la revocación de esta medida que había tomado el juez con respecto a la priva­ción extrema de la libertad a través de una orden de pri­sión”, explicó. ­­Asimismo, añadió que “en la resolución se menciona que la ayuda monetaria para costear los gastos jurídicos no consti­tuye un indicio racional de que una persona forma parte de una organización criminal, o sea, es un indicador de la opi­nión del magistrado en el con­siderando”.

El ex canciller nacional y ase­sor en Asuntos Internaciona­les del Ministerio del Interior manifestó además que “la naturaleza excepcional jurí­dica debe tener un mérito suficiente o, como acá le lla­mamos, se debe subsumir la causa a una expectativa de pena. Es claro al manifes­tar en su resolución que las indicaciones fácticas y jurídi­cas que justifiquen la prisión deben basarse en un principio de expectativa de la pena, que no es superior a cuatro años, por lo tanto no configura un crimen, sino un delito”.

“Desde el punto de vista del soporte en el argumento jurí­dico del porqué debe ser revo­cada la resolución de la orden de prisión preventiva, de la simple lectura de ese edicto, expresado en esa resolución, no se identifica un crimen en esta investigación conforme a la legislación brasileña”, dijo.

“NO TIENE CONSISTENCIA JURÍDICA”, ANTICIPÓ ACEVEDO

“Por lo que sabemos la mayoría de las personas que seguimos con aten­ción el proceso, evidente­mente no tiene ninguna consistencia jurídica, salvo que haya algo que nosotros no sepamos y esté muy oculto”, afirmó con anti­cipación el ministro Ace­vedo.

Añadió que “así como está, la verdad de las cosas, repito, que no aguanta el más mínimo análisis jurí­dico. Ahora, que haya alguna alimentación polí­tica en el Brasil o fuera del Brasil, eso es otra cosa, pero eso es entrar en el campo de la especulación; pero de momento no tiene ninguna consistencia jurí­dica”, remarcó.

Señaló además que “las consecuencias políticas de esto es una especie de tembladeral sin mayor sustento, y se cae en el fondo de la especulación que induce a una suerte de crispación social y la crispación política, que termina afectando la tranquilidad política y social de la República; y nosotros no nos podemos dar el lujo de ninguna inestabilidad sin sus­tento”, sentenció.

“NO BASTA CON REFERENCIAS MEDIÁTICAS O PEDIDO DE INTERPOL”

“Conociéndole al minis­tro Sergio Moro (Justicia, del Brasil), él debe estar colocando su impronta en todo lo que sea el Ministe­rio Público, Policía Federal e Investigación, que se carac­teriza por atacar primero y probar después. Es una impronta efectista causar una impresión prima facie y recién después ver si se puede probar o no. Eso es peligroso si lo trasladamos acá (en Paraguay)”.

El doctor agregó que “no basta con referencias mediáticas o pedido de Interpol para que se apli­que la restricción de la libertad en Paraguay por­que puede ser que el hecho en el otro lado sea delito, pero no en Paraguay. Por eso se debe investigar aquí”, aclaró.

“Una vez que se reúnen todos los requisitos para la difusión, se procede a la comunicación para la cap­tura en 194 países. La legis­lación paraguaya estipula que para la detención de una persona se necesita la orden escrita de la autori­dad competente (juez de Paraguay)”, explicó.