Dormir bien incrementa el deseo sexual

Según estudios realizados en la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Michigan las mujeres que tienen un sueño más placentero disfrutan más del sexo y su deseo sexual aumenta.

Para llegar a estas conclusiones, los investigadores se encargaron de encuestar a un total de 171 mujeres durante dos semanas. Las encuestas se realizaban en horas de la mañana. Las mujeres que participaron de este estudio no consumieron antidepresivos, ya que estas retraen el deseo sexual.

Los resultados de esta investigación demostró que aquellas mujeres que durmieron una hora más, incrementaron también su libido en un 14% y presentaron mayor excitación genital.

"La influencia del sueño en la conducta sexual y en la excitación recibió poca atención, pero estos hallazgos indican que no dormir lo suficiente puede disminuir el deseo en las mujeres", aseguró el doctor que encabezó la investigación, David Kalmbach.

A esto, añadió que en todo caso “el mensaje no debería ser que dormir más es mejor, sino que es importante permitirnos dormir lo que nuestra mente y cuerpo necesiten".

Una buena respuesta genital y el deseo sexual en su nivel preciso es el resultado de descansar lo que el cuerpo y la mente necesita.

Estos resultados se publicaron en The Journal Sexual of Medicine.

 

Sascha Fitness mandó un beso y un gran saludo a Paraguay

La entrenadora profesional venezolana, Sascha Barboza, más conocida como Sascha Fitness, aprovechó un momento durante una grabación para mandar un gran saludo a todas las personas que siguen sus consejos en Paraguay.

“Un saludo a toda la gente de Paraguay, mi nombre es Sascha Barboza más conocida como Sascha Fitness, les mando un besote cargado de salud y con mucho cariño, síganme en mis redes sociales para que aprendan muchísimo todos los días”, fue su mensaje.

La entrenadora a la que llaman “la gurú del fitness venezolano” lanzó un libro de recetas “Las recetas de Sascha Fitness”, así como también una línea de suplementos. Es conocida por dar consejos sobre fitness y nutrición a través de sus redes sociales: Instagram y Twitter.

En su sitio web también se pueden encontrar recetas, tips y acceder a su canal de videos.

Barboza es también madre de una niña llamada Avril, su principal motivación.

 

El encanto de las bajitas

La preocupación de muchas mujeres radica en la falta de unos cuantos centímetros de altura, pero el encanto muchas veces no exige ni el metro y medio. Estas son algunas personalidades que supieron valerse de otros atributos para sobresalir.

En el mundo de la música son varias las cantantes que compensaron la falta de centímetros con su voz y sus grandes éxitos. Avril Lavigne es una de ellas. La cantante canadiense no mide más que 1.56 pero en el 2002 supo mostrar que más que tener una baja altura, tiene mucho talento.

Así también Shakira que con su 1.52 supo sacarle provecho no solo a su voz sino al encanto de sus caderas. Demi Lovato por su parte mide 1.59 y de la pantalla chica a videoclips musicales, también demostró que el éxito no radica en rozar los dos metros de altura.

Grandes estrellas que brillan en la pantalla grande también demuestran que la altura no es nada cuando hay talento de por medio. La actriz que interpreta a la Viuda Negra en la recientemente estrenada secuela de “Los Vengadores”, Scarlett Johansson mide 1.62 pero siempre estuvo a la altura de grandes papeles cinematográficos.

Así como Johansson, también Eva Longoria con 1.55, y la blonda de Hollywood, Reese Witherspoon con 1.57 y Natalie Portman con solo 1.60, a lo que siempre sabe ponerle su toque de sensualidad disfrazada de mucha inocencia.

 

Nuevas esperanzas para pacientes con cáncer de mamas

Valencia.- Científicos del Instituto de Investigación Sanitaria de Valencia (INCLIVA) han identificado una serie de moléculas que crean resistencias a los tratamientos para los casos de cáncer de mama triple negativo, el más agresivo, lo que daría pie a diseñar nuevas terapias con mejor respuesta para las pacientes.


Fuente: EFE

Fuentes de este instituto con sede en Valencia han informado a EFE de que el estudio, coordinado por Pilar Eroles, directora del laboratorio de Oncología Molecular y Celular del Grupo de Investigación de biología del cáncer de mama del INCLIVA, ha sido publicado en la revista internacional 'Journal of celular biochemistriy'.

Sus investigaciones se centran en el estudio de los mecanismos implicados en el desarrollo y el mantenimiento del cáncer, y en particular en los mecanismos de resistencia a los tratamientos actuales, especialmente en los subtipos moleculares de cáncer de mama más agresivos, como el triple negativo.

Según Eroles, el cáncer no es una enfermedad única e incluso dentro del cáncer de mama hay diferentes subtipos según su biología molecular y los diferentes mecanismos reguladores de los procesos celulares.

En el proyecto han comparado la respuesta de una terapia microRNAs de dos subtipos moleculares de cáncer de mama, el luminal y el triple negativo, que según la investigadora "se comportan de forma muy distinta ante los diferentes tratamientos existentes".

"Buscando el porqué, hemos analizado la respuesta de los microRNAs a uno de los fármacos habituales para tratar el cáncer de mama, la doxorubicina, una terapia de quimioterapia que daña las células tumorales", explica la científica.

Ante un mismo tratamiento, las alteraciones de microRNAs varían según el perfil biológico del tumor, y considera que las modificaciones producidas por el tratamiento de quimioterapia pueden ser las responsables de la generación de resistencias.

Los microRNAs son pequeñas moléculas que regulan la expresión de genes y existen alrededor de 50.000 en el genoma humano.

Algunos microRNAs actúan como agentes que favorecen el desarrollo y proliferación de células cancerosas o como supresores de tumores, e incluso existen datos de su participación en resistencia a algunas de los tratamientos anticancerígenos.

Las investigaciones se centran ahora en identificar su función según los tipos y subtipos de cáncer, señalan las mismas fuentes.

El estudio constata que, tras el tratamiento, solo trece microRNAs comunes a las tres líneas celulares se modificaron, veinticinco microRNAs se alteraron específicamente en cáncer de mama triple negativo, y 69 en el caso del cáncer luminal-A.

Posteriormente se analizaron qué genes y vías de señalización podían estar reguladas por estos microRNAs, y se identificaron las vías relacionadas con cáncer, adhesión y quinasas como las más afectadas, y un porcentaje elevado de genes relacionados previamente con la resistencia a la quimioterapia.

A partir de los datos hallados, según afirma la investigadora, "podemos concluir que los niveles de microRNAs cambian en respuesta a la doxorubicina y están implicados, al menos en parte, en la generación de resistencia al tratamiento".

Una segunda fase del estudio será la comprobación del papel regulador que ejercen los microRNAs detectados sobre los genes relevantes en resistencia a la doxorubicina, para poder diseñar tratamientos que mejoren la respuesta de las pacientes.

El cáncer de mama triple negativo representa el quince por ciento de los tumores mamarios y tiene un pronóstico grave, ya que es de los más agresivos.

Este tipo de cáncer es insensible a algunos de los tratamientos más eficaces disponibles para el cáncer de mama, incluyendo el dirigido al gen HER2 (que puede influir en su desarrollo) como el trastuzumab y las terapias endocrinas.

Al no conocerse dianas específicas para diseñar un tratamiento dirigido a este tipo de tumor, la terapia actual se basa en la combinación de tratamientos como cirugía, radioterapia y quimioterapia.

Sin embargo, un porcentaje elevado de pacientes presenta recaídas porque ofrece resistencia y acaban desarrollando metástasis.