Casi la mitad de los seguidores de Joe Biden en Twitter son cuentas falsas

El 49,3 % de las cuentas que siguen al presidente estadounidense en la red social no serían personas reales, indica un estudio de la empresa de 'software' SparkToro.


Fuente: RT en español

Casi la mitad de los 22,2 millones de seguidores que el presidente de EE.UU, Joe Biden, tiene en Twitter son cuentas falsas, según informó este martes la revista Newsweek, citando una herramienta de auditoría proporcionada por la empresa de ‘software’ SparkToro.

El análisis reveló que el 49,3 % de las cuentas que siguen a Biden (@POTUS en la red social) son “seguidores falsos”.

Para realizar la auditoría, SparkToro revisó una serie de factores, incluidos problemas de ubicación, imágenes de perfil predeterminadas y nuevos usuarios.

Compra suspendida

La semana pasada, el director ejecutivo de Tesla y SpaceX, Elon Musk, anunció que la adquisición de Twitter “está temporalmente en suspenso” a la espera de que la empresa demuestre que los ‘bots’ en esa red social representan menos del 5 % de sus usuarios, una cifra que según el empresario se acerca en realidad al 20 %.

El lunes, el director ejecutivo de Twitter, Parag Agrawal, reconoció que detectar cuentas falsas rigurosamente es un “gran desafío”. Y explicó las razones: “Una cuenta formada por un nombre de pila seguido de muchos números y sin foto de perfil […] puede parecer un ‘bot’ o ‘spam’, pero detrás de escena aparecen múltiples indicadores de que es una persona real”, dijo.

Para Elon Musk, las argumentaciones de Agrawal no resultaron suficientes, por lo que probablemente buscará rebajar el precio de la compañía que desea comprar.

“Mi oferta estaba basada en la rigurosidad de las presentaciones de Twitter ante la SEC (la Comisión de Bolsa y Valores de EE.UU.). Pero ayer, el CEO de Twitter se negó públicamente a mostrar pruebas de esa cifra. El acuerdo no puede seguir adelante hasta que lo haga”, desafió Musk.

El mundo tardará años en acabar con el covid y prepararse para otra pandemia

El covid hizo que el mundo se replanteara su forma de afrontar las crisis sanitarias, pero los cambios son demasiado lentos y se tardará años tanto en acabar con esta enfermedad como en estar preparados para futuras amenazas, advierte la última gran evaluación global sobre la respuesta a la pandemia.


Fuente: Efe

El tercer informe del panel independiente de expertos creado con el beneplácito de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para analizar la gestión de la pandemia, es pesimista: estamos igual de expuestos que antes de 2020.

“Si una nueva amenaza sanitaria surgiera este año, el mundo dependería de las mismas herramientas que tenía a finales de 2019”, señaló la ex primera ministra de Nueva Zelanda Helen Clark, que encabezó el panel independiente junto a la expresidenta de Liberia y premio Nobel de la Paz Ellen Johnson Sirleaf.

Al actual ritmo, y con el desvío de la atención que han causado nuevos desafíos como la guerra en Ucrania o la espiral inflacionaria, “podría tardarse años en lograr un fiable sistema internacional que pueda identificar y contener con rapidez una nueva amenaza pandémica, algo que puede aparecer en cualquier momento”, afirmaron.

CONTAGIOS Y MUERTES MOSTRARON LA FALTA DE PROGRESOS

Las cifras ilustran bien esta falta de avances: en el año transcurrido desde que el panel emitiera sus primeras recomendaciones ha habido 352 millones de contagios de covid (el doble que los detectados antes de mayo de 2021) y 2,8 millones de muertes (casi el mismo número que había hasta entonces).

Una de las cuestiones en las que ha habido más parálisis es en la equidad de reparto de las vacunas: mientras en los países de ingresos medios y altos el porcentaje de personas con al menos la primera pauta completa supera el 70 %, en las naciones de bajos ingresos es de apenas el 12 %.

“Año y medio después de lograr el asombroso descubrimiento de las vacunas contra la covid, 2.800 millones de personas en el planeta siguen esperando una primera dosis”, alertó la experta del panel Joanne Liu, expresidenta de Médicos Sin Fronteras (MSF).

El nuevo informe advierte que muchos países no alcanzarán la meta fijada por la OMS de alcanzar un 70 % de personas vacunadas en sus territorios a mediados de este año, entre ellos naciones latinoamericanas como México, Bolivia o Paraguay, todas las de África, gran parte del este europeo o gigantes como India y EEUU.

LENTITUD EN LAS REFORMAS DE LA OMS

El grupo de expertos, que ya hace un año aconsejaba aumentar la financiación de la OMS, garantizar su independencia y su capacidad de dictar eficaces normas preventivas, señala en este nuevo informe que los avances en este sentido son demasiado lentos.

Por ejemplo, los miembros de la OMS han acordado recientemente aumentar hasta un 50 % el porcentaje del presupuesto de la organización sufragado por los Estados, con el fin de hacerlo menos dependiente de donaciones y empresas, pero esta reforma se aplicará progresivamente y no se aplicará totalmente hasta 2030/31.

Del mismo modo, hay pasos hacia la creación de un tratado internacional de preparación ante pandemias o mecanismo equivalente, y para cambiar las regulaciones internacionales de salud con el fin de dar más autonomía a la OMS en caso de emergencia, pero no se espera que se apruebe todo ello antes de 2024, y pasará más tiempo hasta que entre en vigor.

UN FONDO GLOBAL DE LUCHA

Los expertos piden además acortar el mandato del director general de la OMS a un único periodo de siete años (ahora puede llegar a diez), y que los países destinen anualmente entre 10.000 y 15.000 millones de dólares a programas de preparación para pandemias.

Esas contribuciones, que deberán repartirse de acuerdo con el poder económico de cada país, “no deben confundirse con la ayuda humanitaria, porque este fondo ha de ser para todos, no sólo para los países en desarrollo”, afirmó el colombiano Mauricio Cárdenas, miembro del panel y exministro de varias carteras en su país.

Los expertos también reclaman que la Asamblea General de Naciones Unidas organice un encuentro de alto nivel “para establecer una agenda coherente hacia el fin de la covid y la gestión de futuras posibles pandemias”, destacó hoy Helen Clark.

“La actual podría y debería ser la última pandemia con efectos tan devastadores, pero para ello se requiere prestarle mayor atención, incluso en un momento en el que el mundo lidia con tensiones geopolíticas, inflación y el impacto del cambio climático”, concluye el informe.

Protestan en Londres contra extradición de Julian Assange

Entre 200 y 300 personas se manifestaron este martes en Londres para exigir al gobierno británico negarse a extraditar al fundador de Wikileaks Julian Assange, buscado en Estados Unidos por una fuga masiva de documentos confidenciales.


Fuente: AFP

 

Tras una larga batalla legal, la justicia británica autorizó formalmente el 20 de abril la entrega del australiano de 50 años a la justicia estadounidense, pero depende de la ministra británica del Interior, Priti Patel, la firma del decreto de extradición, que puede ser apelada.

La defensa de Assange presentó el martes los argumentos para rechazar la extradición, tuiteó su esposa, Stella Assange.

“El asunto político, la persecución política de Julian Assange está ahora formalmente en las manos de Priti Patel”, declaró el redactor jefe de Wikileaks, Kristinn Hrafnsson.

Señaló que Assange, “privado de libertad desde hace una década”, se siente “reconfortado por el hecho de que el público y los políticos de todo el mundo se unen a su causa”, y que “cada vez más gente entiende la importancia de este caso”.

Más de una veintena de organizaciones defensoras de los derechos humanos y la libertad de prensa lo respaldan.

Para Amaru Narvaez-Reyes, un actor de 25 años presente en la manifestación, la extradición de Assange “pondría miedo en el corazón de muchos periodistas e impediría probablemente que mucha información salga al público”.

El fundador de WikiLeaks es buscado por la justicia estadounidense por la publicación, a partir de 2010, de más de 700.000 documentos clasificados sobre actividades militares y diplomáticas de ese país, especialmente en Irak y Afganistán. Se expone a 175 años de prisión.

Fue detenido en 2019 tras pasar más de siete años refugiado en la embajada ecuatoriana de Londres.

Fiscalía de Perú pedirá extradición de capitán de barco italiano por derrame de Repsol

El Ministerio Público peruano pedirá la extradición del capitán del buque cisterna 'Mare Doricum', nave de bandera italiana involucrada en el derrame de unos 12.000 barriles de crudo en aguas de Perú hace cuatro meses, informó el martes a la AFP una fuente de la entidad.

 

La extradición se solicitará luego que se verificó que Giacomo Pisani abandonó Perú el 9 de marzo pasado pese a existir sobre él una medida judicial que le impedía salir del país, dijo una fuente del Ministerio que requirió la reserva.

El pedido formal lo presentará la Unidad de Cooperación Judicial Internacional de la fiscalía peruana aunque sin especificar a la justicia de cual país.

Ese derrame ocurrió el 15 de enero mientras el ‘Mare Doricum’ descargaba crudo en la refinería de La Pampilla, en Ventanilla, 30 km al norte de Lima, propiedad de la petrolera española Repsol.  La compañía atribuyó el siniestro al oleaje causado por la erupción volcánica en Tonga, al otro lado del océano Pacífico.

Pisani es investigado por su presunta responsabilidad en el derrame de petróleo, lo que ocasionó un gran impacto contra la flora y fauna del litoral peruano, según las autoridades del país sudamericano.

El capitán , quien habría vuelto a Italia según distintos medios, dejó el país 24 horas después del pedido del Ministerio Público, aseguró el semanario local Caretas.

Inmovilizado a pedido de la justicia, el buque permanece desde hace cuatro meses anclado a seis millas de la costa peruana bajo vigilancia de guardacostas de la Marina.

El ‘Mare Doricum’ es un carguero tipo Suezmax, construido en 2009 y propiedad de la armadora Fratelli d’Amico, con base en Nápoles.

La Fiscalía investiga además a ocho directivos de Repsol, quienes tampoco pueden salir del país por el incidente, entre ellos el presidente de Repsol Perú, el español Jaime Fernández-Cuesta Luca de Tena. Los demás ejecutivos son peruanos.

Repsol fue demandada la semana pasada ante la justicia peruana por 4.500 millones de dólares por daños y perjuicios.

La querella la presentó la agencia de Defensa del Consumidor, pero Repsol la rechazó alegando que carece de fundamentos.

Por su parte, el Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA) impuso también cinco multas a Repsol por unos 620.000 dólares.

El derrame de crudo se esparció por aguas y costas hasta 140 kilómetros al norte de la refinería, provocando la muerte de una cantidad indeterminada de peces, aves y mamíferos marinos.

Las actividades pesqueras y turísticas en la zona se han visto perjudicadas a partir del momento del siniestro, considerado la peor emergencia ambiental registrada por Perú.