“Bud Sex”: Ni gays, ni bi, sexo entre hombres por placer

Una nueva tendencia como alternativa poco convencional se está gestando a la hora de disfrutar del sexo. Se trata de hombres heterosexuales que mantienen relaciones entre ellos solo por placer.

¿Se pueden mantener relaciones homosexuales sin ser gay o bisexual? se pregunta el redactor de El Mundo de España como antesala para explicar sobre el “Bud Sex”.

Traducido como “Sexo entre colegas”, varios medios internacionales se hicieron eco de este nuevo concepto que define la relación sexual entre hombres sin llegar a nada serio ni mucho menos optar por otra orientación sexual.

El colectivo de Bud Sex reivindica que son heterosexuales y, en muchos casos, con pareja estable e hijos pero que tienen relaciones sexuales con otros hombres con el único fin de satisfacer sus instintos, según especifica Clarín.

En ese contexto, el término no solo interpreta el modo sino que también en el contexto, generalmente se practica en ambientes rurales o en el entorno de las cárceles.

En ambos casos donde no hay acceso fácil a compartir momentos íntimos con una mujer y que muchas veces se interpreta como un desahogo sexual generado a veces por las circunstancias, todo estos datos estipulados por un estudio elaborado por la Universidad de Oregon, Estados Unidos.

Lejos de lo que pueda parecer, y a pesar de alternar a lo largo de su vida encuentros heterosexuales rutinarios con sus parejas con el Bud Sex, aquellos hombres que lo practican no suelen sufrir ninguna crisis de identidad sexual a lo largo de su vida debido a cinco factores que, para ellos, les diferencian claramente de los puramente homosexuales y que se también recogían en el citado estudio.

Entre los puntos destacables se encuentran que el individuo lo realiza por diversión o pasatiempo, como también se determina que al no haber caricias ni besos, queda en claro los términos con la otra persona.

Además se destaca que no es una actividad que se mantiene con frecuencia sino que son acciones esporádicas.

Otra publicación, en este caso realizada por Jane Ward, profesora de la Universidad de California, ahonda en la realidad de este colectivo asegurando que sus miembros, a pesar de mantener sexo con otros hombres, “rechazan fuertemente los comportamientos gays”, poniendo el acento en lo prosaico de estos desahogos sexuales, cosificándolos y calificándolos en muchos casos como simples “juegos”.

 

Nuevo negocio, compra-venta de perfiles falsos: para insultar, inflar votos, estafar o ser más famoso

La compra de perfiles falsos en redes sociales, sobre todo en Facebook y Twitter, es un negocio que ha ido creciendo paulatinamente. De acuerdo a un experto, existen empresas con “granjas” de cuentas fake que manejan un precio de 10 dólares por cada 100 perfiles.

Günter Krone, experto en temas informáticos, en entrevista con la 970 AM fue consultado sobre el negocio de los perfiles falsos en redes sociales y afirmó que esto puede estar a cargo tanto de una sola persona como también de empresas formalmente constituidas.

Al respecto, reveló que existen firmas especializadas que se dedican a la “gestión de ejércitos de opinólogos o votantes”, los cuales están disponibles para lo que se necesite, ya sea asuntos de marketing o cuestiones políticas.

Krone puso como ejemplo las pasadas elecciones generales y mencionó que si una persona X lanzaba una encuesta en Facebook o Twitter preguntando quién sería el próximo presidente de la República, en ciertas ocasiones se lograba juntar más de 16 millones de votos, superando ampliamente la cantidad de votantes habilitados en el padrón nacional.

“Existen empresas que se dedican a eso y tienen granjas de perfiles y en algunos casos solo sirven para entrar a votar”, manifestó el experto a la emisora radial.

En lo que se refiere a los precios que se manejan en este “mercado virtual”, Krone indicó que -al menos durante la época electoral- se fijó una tarifa de 10 dólares por 100 perfiles, lo cual incluye likes, votos o comentarios.

Aprovechó la entrevista para recordar el caso de un amigo suyo que tenía una agencia de viajes y había lanzado una encuesta en la que pedía subir una foto para ganarse un viaje al exterior. En dicho concurso, algunas familias juntaban en promedio 500 votos, mientras que la familia ganadora llegó a sumar 12.000 likes, cifra que levantó las sospechas de los participantes e hizo suponer que se habían contratado los servicios de una empresa para obtener más votos.

En más de una ocasión se llegó a mencionar que algunos políticos, empresarios, marcas importantes y hasta “influencers” recurrían a las cuentas “fake” para obtener más likes en sus posteos o “abultar” su cantidad de seguidores. Si bien muchos niegan que tal cosa sea realidad, existen otros que confirman dicho rumor, dando cuenta de que efectivamente existe un submundo en el que vender perfiles falsos se ha vuelto rentable.


 

A pura fiesta en la noche latina del Retrovisor

La noche del sábado se disfrutó con el Retrovisor, donde se recordaron temas latinos y estuvo presente el grupo Bacilos.

Una nueva edición de la clásica fiesta retro más conocida de todos, “El Retrovisor”, se llevó a cabo ayer en una “Noche Latina” que tuvo a la banda multinacional de pop rock latino Bacilos como la atracción principal de la noche.

 

La pinta no es lo de menos, más aún siendo presidente: Abdo luce desaliñado y despreocupado, dicen

La asesora de imagen y estilista, Nadys Coronel, compartió una serie de recomendaciones estéticas y corporales para transformar el aspecto del presidente de la República, Mario Abdo Benítez. En esta nota te explicamos en qué consiste ese trabajo de imagen.


Fuente: Por K Elizabeth Conteiro

A la hora de proyectar una versión mejorada de uno mismo, son varios los factores que inciden, no solamente jugando con lo estético o lo que se encuentra nada más a la vista.

El asesoramiento de imagen es un trabajo que se viene desarrollando hace décadas, antiguamente como una exclusividad entre artistas y políticos pero que hoy en día cualquier persona del rubro que sea puede acceder a ese servicio especializado.

Sin embargo, la demanda principal sigue siendo la de asesorar a políticos. Pues al estar en constante visibilidad, en paralelo, es una evaluación insistente en los gestos o los pasos en cada aparición.

Desde la asunción de Mario Abdo, mucho se dijo sobre su estética actual; un poco desaliñada y hasta despreocupada.

De hecho, se vio reflejada durante el traspaso de mando ya que se percibieron varios detalles que no pasaron desapercibidos como un traje que no era de su talla o el pantalón que carecía de prolijidad ya que le quedaba grande y hasta largo por la terminación de la parte final que sobraba.

En cuanto al saco, Mario tuvo problemas para poder moverse con facilidad, lo que provocó que en sus expresiones faciales se lo viera incómodo y hasta casi duro en sus movimientos.

La importancia para algunos es nula ya que casi siempre el “speech” que queda en evidencia es solo notar la labor en el Poder Ejecutivo y que la figura es solo un aspecto secundario, o hasta invisible.

En Twitter, la estilista Nadys Coronel refutó ese concepto con varios puntos que podrían beneficiar al actual presidente si recurre a un ligero cambio de imagen, pues según la especialista, eso crearía mayor poder de influencia, autoridad y hasta liderazgo.

“No solamente como presidente, sino como imagen personal. Es su tarjeta de presentación para el mundo”, expresó en contacto con HOY la asesora de imagen sobre sus recomendaciones “en línea”.

Asimismo, asegura que no es un parámetro superficial ya que aborda mucho más que solo un corte de pelo o cambios en su forma de vestir, pues consiste en un proceso de transformación trabajando con los gestos, la comunicación verbal y un poco de psicología.

“Si vos aún no sabiendo sobre asesoría de imagen ves a una persona parada o caminando mal; o sentada con mala postura te dice mucho, y en este caso que esa persona no te está presentando atención en una conversación”, refiere.

El trabajo de un asesor es el conjunto de muchas disciplinas que ayudarán al interesado en transformar esos hábitos negativos en una mejor versión de si mismo.

“Se trabaja en la confianza, yo tengo que conocer mi cuerpo para saber que talla usar y que tipo de prendas recurrir para dar una imagen pulcra, sostificada y de confianza”, dice.

En ese contexto, hace énfasis en varios puntos sobre la imagen de Marito para cambiar, comenzando por el pelo y un ‘trabajo’ con la barba.

“Necesita un nuevo corte para afinar su rostro y que quede un poco sofisticado, además de separar la figura de ‘Marito campaña’ con ‘Marito presidente de la República’”.

El siguiente ítem sería reconocer y aceptar su cuerpo tal cómo es y no visualizar uno que no es propio, para no caer en el error de usar ropa que no es a medida.

“Si uso ropa ajustada, estoy incómoda, si estoy incómoda no presto atención a lo que pasa alrededor. Como también lo es si uso ropa holgada ya que estoy idealizando a mi cuerpo”, explica.

Luego se encuentra trabajar en el lenguaje no verbal; cómo referirse a sus pares, hablar en público o tener buena oratoria.

“Si a la hora de dar un discurso lo hace despacio o lineal no dará la confianza suficiente para atraer o dar seguridad. Al sentarse también dice mucho como cuando cruzás los brazos que por ejemplo quiere decir que no estoy prestando atención, o si me toco la mano, o si juego con una lapicera que quiere decir que estoy físicamente nada más”, esclarece Coronel.

“El lenguaje no verbal debe ser su llave como mandatario”, añade.

Previo a todo este proceso, se realizan varias reuniones entre el asesor y el asesorado para pactar los acuerdos en común ante la venida de los cambios.

Primero se comienza con una entrevista, para luego resaltar las virtudes y lo que se tiene que trabajar, también aclarar los primeros pasos para la transformación y que no sea un “shock”.

Según Nadys, el trabajo en una persona puede durar de 3 a 6 meses como también 1 año, trabajando siempre en conjunto.

“Empezamos con lo más sencillo que es el corte de pelo, que en gran parte significa grandes cambios, además crea una armonía en el rostro y es parte de lenguaje no verbal”, insta la especialista.

En su experiencia, la estilista comenta que los primeros cambios se dan a partir de los 3 meses, también se determina la voluntad de la persona en continuar con los cambios. Cuando hay resistencia de por medio, se recurren a las charlas y a un proceso más lento para acompañar a la transformación.

NO A LOS CAMBIOS

Pero, ¿Qué pasaría si un mandatario no recurre a un asesor de imagen? Un ejemplo actual es el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, un gran cuestionado en cuanto a la no presencia a su lado de una persona que lo asesore.

Ya pasaron varios años desde su asunción, y su imagen sigue manteniéndose como cuando asumió al igual que el trato que mantiene con otros políticos o con su esposa, Melania Trump.

“Si realizan esos cambios (por Mario); se le abrirían muchas más puertas, tendría seguridad y va a sentirse con más confianza, al igual que a su entorno”, enuncia.

Coronel confiesa que le fascina que haya más debate, ya que no solamente se trata sobre la imagen, sino más bien es un estilo de vida.

“Es crear una armonía visual. No es algo superficial, es algo necesario; se debe transformar el ‘así nomás’ para hacer bien las cosas”, sintetiza.

Por último, menciona que Mario Abdo debe estar a la altura de su esposa y Primera Dama, Silvana López Moreira, quien desde sus primeras apariciones públicas acertó con cada look.

“Silvana está siendo asesorada, noto eso, y marca un estilo propio, es por eso que entre ambos se deben nivelar”, cierra.