Demi Lovato anuncia que se identifica como persona no binaria

Los Ángeles (EE.UU.). Demi Lovato anunció este miércoles que se identifica como una persona de género no binario después de reflexionar durante varios meses sobre su propia identidad.


Fuente: EFE

“Durante el último año y medio me he dedicado a sanar y autorreflexionar. Y después de ese trabajo, tuve la revelación de que me identifico como no binario. (...) Siento que eso representa mejor la fluidez en mi expresión de género y me permite sentirme más fiel a la persona que sé que soy y que todavía estoy descubriendo”, afirmó en su nuevo podcast, “4D With Demi Lovato”.

También pidió que sus nuevos pronombres sean “they” y “them”, que en inglés se utiliza indistintamente para el plural masculino y femenino, además de para nombrar a las personas que no se identifican con ninguno de los dos géneros.

“Todavía estoy aprendiendo sobre mí, y no pretendo ser una voz experta. Compartir esto con ustedes abre otro nivel de vulnerabilidad para mí”, añadió.

Lovato contó que entendió mejor su expresión de género tras hablar con Sam Smith, cantante que también se identifica de esta manera.

El anunció llega dos meses después de que Lovato estrenara una serie documental sobre su vida que hace especial hincapié en los episodios más traumáticos.

Lovato contó que sufrió un infarto y tres derrames cerebrales después de la sobredosis por la que ingresó en el hospital en 2018 y tras la que casi pierde la vida.

“Los médicos dijeron que solo tenía 5 o 10 minutos más de vida”, afirmó en “Dancing with the Devil”, título del documental y de su último disco, que ha supuesto su regreso a la música tras varios años lejos de los focos.

“Me quedé con daño cerebral y todavía estoy lidiando con los efectos. No puedo conducir vehículos porque tengo puntos ciegos en la vista. Durante mucho tiempo no pude leer”, explicó.

Lovato aseguró que esos efectos secundarios le recuerdan lo que podría haber pasado y lo que sucedería si vuelve a “esa zona oscura otra vez”.

 

Templos católicos alemanes desafían al Vaticano y bendicen a parejas homosexuales

Un centenar de templos católicos en Alemania celebraron una jornada central de bendición de parejas denominada "Servicios religiosos de bendición a los que se aman" que recibe además a parejas homosexuales.


Fuente: EFE

Sus organizadores, que agregan el lema “El amor vence” a su iniciativa, pretenden evitar lo que denominan una “bendición por la puerta de atrás”, en alusión a la que imparten algunos párrocos sin el visto bueno de la jerarquía católica y que consideran “vergonzante”.

La iniciativa tiene relación con la idea de dos párrocos - Burkhard Hose, de Würzburg (Baviera), y Bernd Mönkebüscher, de Paderborn (Renania del Norte Westfalia)- que convocaron el pasado marzo un llamamiento público al constatar la negativa del Vaticano a admitir las bendiciones de uniones entre homosexuales.

La Congregación para la Doctrina de la Fe emitió el 15 de marzo una “Responsum ad dubium”, una respuesta a una duda, sobre la cuestión “¿dispone la Iglesia del poder para impartir la bendición a uniones de personas del mismo sexo?. Y la opinión fue negativa.

El debate sobre la cuestión se suscitó por unas declaraciones del papa Francisco recogidas en un documental estrenado hace unos meses sin precisar el contexto en las que las hizo el pontífice y que se interpretaron como un beneplácito a las uniones civiles entre homosexuales.

Los párrocos Hose y Mönkebüscher emitieron tras conocer la respuesta del Vaticano un comunicado en el que anunciaron que bendecirían “a las personas que se comprometen a una unión vinculante, a quienes también acompañaremos en el futuro. No rechazamos una celebración de la bendición”.

Ambos entregaron el pasado 27 de marzo más de 2.600 firmas en apoyo de una iniciativa que entonces llevó aneja la etiqueta #másBendición al obispo Helmut Dieser, en representación de la Conferencia Episcopal alemana, y a Birgit Mock, por el Comité Central de los Católicos Alemanes.

Tanto Mock como Dieser integran uno de los cuatro grupos de trabajo del conocido como Camino Sinodal, una iniciativa de la Iglesia católica alemana no exento de controversia y que en su caso aborda cuestiones relacionadas con la moral sexual y el acercamiento de la institución a los homosexuales.

El Camino Sinodal” es el proceso de reformas internas lanzado por la Iglesia católica alemana tras los escándalos causados por los casos de abusos sexuales y se basa en un debate con los fieles.

LAS BENDICIONES CONTINUARÁN EN LOS PRÓXIMOS DÍAS

Los actos de bendición ya comenzaron este fin de semana en varias localidades del país y continuarán durante los próximos días según el calendario de actos convocados que los párrocos han publicado en redes sociales y en un sitio en internet.

Esta iniciativa fue apoyada este domingo por la Liga de los Jóvenes Católicos (BDKJ), cuya asamblea general pidió a los obispos alemanes que “introduzcan un rito de bendición para las relaciones del mismo sexo”.

En cuanto a la jerarquía católica alemana, el presidente de la Conferencia Episcopal, Georg Bätzinz, criticó la iniciativa por considerar que los servicios de bendición en las iglesias “no son un instrumento adecuado para las manifestaciones o protestas eclesiástico-políticas”.

En el caso del obispo de Aquisgrán, Helmut Dieser, medios católicos alemanes informan de que, aunque no ha permitido la bendición de uniones entre homosexuales en templos, declaró en relación con la iniciativa que en cada caso “los sacerdotes están vinculados por su conciencia” a la hora de decidir cómo proceden.

 

Joven denuncia raje de 'pecador' restaurant por su condición sexual: "Maleducado de mier**"

Un joven denunció discriminación por parte de propietarios del restaurant “Pecadora”, del Grupo Cruz. Expuso un audio en el que se escucha a su exjefa, lanzando improperios.

El joven de nombre José “Chapi” Insfrán dio a conocer en su cuenta de Instagram que el pasado 30 de enero fue desvinculado “sin motivo”, sin embargo, aseguró el despido se debe a su orientación sexual

Según expuso, el 10 de febrero pasado los propietarios lo contactaron para que pasara a cobrar su liquidación. Ya en el lugar, le informaron que dicho pago lo darían de forma fraccionada a lo que el joven accedió, ya que no tenía otra opción.

Sin embargo, la historia da un giro inesperado cuando el 4 de abril, luego de comunicarse con los dueños para cobrar parte de su liquidación, recibió todo tipo de agresiones verbales y amenazas laborales a través de audios por parte de Natalia Guerrero.

“Cuando paso por el local para cobrar, empiezo a recibir todo tipo de insultos por parte del señor Juan Carlos Guerrero. Me gritó y amenazó de que si pasaba de vuelta por esa cuadra “suya” me pasarían cosas”, expresó en su publicación.

Contó que agarró el dinero y salió de la oficina sin decir una sola palabra a Guerrero. No obstante, el hombre comenzó a seguirlo hasta la vía pública donde continuó gritándolo e insultándolo.

El restaurant La Pecadora, de donde fue desvinculado, se encuentra ubicado sobre Cruz del Chaco y Alberto de Souza. “Los mismos dueños de el Pozo Colorado, Pez de Mar Dulce y La Provista”, acotó.

“Al momento que van a consumir algo de uno de esos locales, están apoyando la explotación laboral, el maltrato verbal y psicológico. Apoyas a una empresa que hace trabajar en negro a las personas que atienden y la discriminación”.

Finalmente, dijo que hizo pública su situación porque vive con miedo a que algo le suceda y responsabiliza de forma directa a los dueños si algo llegara a sucederle.

En su post, Insfrán adjuntó un audio en el que se escucha a la propietaria de manera prepotente.

“Yo no soy tu socia para que vos me estés escribiendo ni mandando emojis ni nada. Vení a cobrar tu plata en este mismo instante y no te quiero ver en esta cuadra. Malísimas referencias tuyas voy a dar. Sos un mal empleado, por eso se te echó.

La mujer llega incluso a los insultos. “Vení a buscar tu plata maleducado de mierda. Yo soy la dueña de esta empresa y nadie te da vueltas con nada. Me chupa un huevo lo que te vayas a decir a la prensa”.

Adjuntó además capturas de pantalla en los que evidencia el reclamo del pago de su liquidación.

 

Gemelas trans brasileñas pasan juntas por cirugía de reasignación de sexo

Mayla y Sofia se preguntaban desde niñas por qué nacieron con órganos genitales masculinos. "Nunca nos identificamos" como varones, cuentan estas dos gemelas trans brasileñas que, a sus 19 años, se recuperan de una exitosa cirugía de reasignación de sexo.


Fuente: AFP

"Es el único caso reportado [de gemelas trans realizándose juntas esta cirugía] en el mundo", afirma el médico José Carlos Martins que realizó las operaciones de casi cinco horas, con un día de diferencia.

Una semana después del procedimiento, las jóvenes sonríen, bromean y también lloran al recontar el camino de adaptación que han recorrido desde niñas, cuando tomaron consciencia de su cuerpo.

"Yo percibí que siempre amé mi cuerpo, pero no estaba satisfecha con mis órganos genitales (...) Soplaba los dientes de león y le pedía siempre a papá del cielo que me transformara en una niña", dice Mayla, que dice haber llorado de emoción al verse por primera vez después de la cirugía.

De cabello oscuro, cejas y mejillas marcadas, se emociona con más facilidad y es más altiva que su hermana, Sofia, rubia y con un pequeño tatuaje en el hombro derecho.

La camaradería es evidente. Se interrumpen las oraciones e hilan un sinfín de anécdotas sobre como se enseñaron y se apoyaron mutuamente durante su infancia y adolescencia, marcadas por episodios de acoso sexual, bullying y violencia física.

- Alivio -

Mayla y Sofia nacieron en Tapira, una ciudad de apenas 4.000 habitantes en Minas Gerais, sureste de Brasil.

"El miedo de nuestros padres no era a lo que éramos, sino a que la sociedad nos maltratara", afirma Mayla durante la entrevista con AFP, realizada por videollamada.

Su abuelo paterno remató una propiedad para pagar las cirugías, que costaron casi 100.000 reales (USD 20.000).

"Cuando se asumieron, para mi fue un alivio (...) Ni me acuerdo que un día fueron ellos, para mí siempre serán ellas", dice su mamá, Mara Lucia da Silva, de 43 años.

Mara llevó desde pequeñas a Mayla y Sofia a psicólogos y médicos. "Mi corazón siempre supo que eran niñas y que estaban sufriendo", dice.

Madre de otras dos hijas, esta secretaria de escuela las ha apoyado durante las terapias hormonales y los tratamientos quirúrgicos y psicológicos, pero aún guarda tristezas: "Sufro por no haberles dado una muñeca o un vestido, por no haberlas hecho más felices cuando eran niñas".

"Cuando pasábamos por algo en la calle, lo que más queríamos era llegar a casa, contarle a mamá y que nos abrazara, porque ella era como una leona, siempre nos protegió con uñas y dientes", se emociona Mayla.

- Orgullo de ser mujer trans -

Sofia estudia ingeniería civil en Sao Paulo y Mayla, medicina en Argentina. Ahora solteras, ya ataron noviazgos fugaces.

Querían operarse en Tailandia pero Mayla descubrió una clínica en Blumenau, una pequeña ciudad en Santa Catarina, en el sur de Brasil.

El Transgender Center Brasil fue fundado en 2015 por los doctores José Martins y Claudio Eduardo para atender pacientes del exterior.

"Aún predominan clientes de Europa y Estados Unidos, pero ahora un 30% es local" y llegan personas más jóvenes o de la tercera edad, asegura Martins a la AFP.

La reasignación de sexo se puede realizar en Brasil a partir de los 18 años. Está contemplada en la red pública de salud por ley desde 2011, pero sólo cinco hospitales realizan el procedimiento. La larga espera estimula la alternativa privada.

La demanda permitió al Transgender Center Brasil crecer incluso durante la pandemia, pero Martins aclara que, estadísticamente, "de 3 a 5% [de las personas transgénero] tienen necesidad o indicación para la cirugía genital".

Con 175 personas trans asesinadas en 2020 (una cada dos días), Brasil lidera el ranking mundial de la Asociación Nacional de Travestis y Transexuales (Antra). El balance divulgado en enero muestra un aumento de 41% frente a 2019.

"Me indigna. Vivimos en el país más transfóbico del mundo", lamenta Sofia. El miedo, relata, es una constante para ellas y su familia.

"Me enorgullezco de ser una mujer trans. Viví con miedo por la sociedad y lo que pido es respeto", agrega Mayla quien carga noche y día una imagen de San Sebastián que su abuelo le regaló.

Sofia, quien también es religiosa, cree que "Dios creó almas y no cuerpos", y espera que su historia sirva para enfrentar prejuicios: "quiero ayudar a que la gente vea que también somos seres humanos".