La Fiscalía acusa al ministro de Educación brasileño de homofobia

La Fiscalía General de Brasil presentó este lunes una denuncia formal por homofobia contra el ministro de Educación, Milton Ribeiro, debido a una entrevista en la cual afirmó que la homosexualidad es producto de "familias desajustadas".

La denuncia fue presentada ante la Corte Suprema, la cual deberá decidir si el ministro, también pastor de una iglesia evangelista, responderá a un juicio penal por homofobia, un delito que las leyes brasileñas equiparan al racismo y castigan con penas de hasta cinco años de prisión.

De acuerdo con la acusación, “al afirmar que jóvenes homosexuales proceden de familias desajustadas, el denunciado discrimina a esos jóvenes por su orientación sexual y, con prejuicios, descalifica a las familias”.

La entrevista en cuestión fue dada por el ministro en septiembre de 2020 al diario O Estado de Sao Paulo, que le preguntó su opinión sobre la educación sexual en las escuelas, la cual consideró “importante” siempre que no aborde cuestiones de género o relativos a la homosexualidad.

“Creo que el adolescente, muchas veces, se va por el camino del ‘homosexualismo’ (sic)” porque procede de “familias desajustadas”, en las que “falta atención del padre y de la madre”, respondió.

Agregó que cuando “vemos a un chico de doce o trece años que opta por ser gay” hay por detrás “cuestiones de valores y principios” que, en su opinión, responden a ese supuesto “desajuste” familiar.

Esas declaraciones levantaron una enorme ola de críticas, surgidas sobre todo en organismos de derechos humanos, y el ministro intentó explicar que “jamás” quiso “discriminar o incentivar alguna forma de discriminación” y pidió “disculpas” en una nota oficial.

Sin embargo, la Fiscalía General recibió autorización del Supremo para investigar el asunto y este lunes presentó una denuncia formal.

Ribeiro asumió en julio de 2020 el Ministerio de Educación, que ha sido un dolor de cabeza para el presidente Jair Bolsonaro, líder de la ultraderecha y quien también ha sido acusado diversas veces de homofobia.

El pastor sustituyó al economista Carlos Alberto Decotelli, quien estuvo en el cargo solo cinco días y renunció en medio de escándalos por una serie de falsedades en su currículum.

Antes de Decotelli, había dirigido ese despacho el economista Abraham Weintraub, un polémico agitador de ultraderecha que dimitió por fuertes presiones de la base parlamentaria oficialista.

Weintraub había sucedido al filósofo colombiano naturalizado brasileño Ricardo Vélez Rodríguez, quien también impuso una fuerte carga ideológica a su breve gestión, que duró tres meses y acabó con su renuncia exigida hasta por sectores afines al Gobierno.

Putin y Macron conversan sobre crisis de Ucrania y “garantías de seguridad”

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, y su homólogo francés, Emmanuel Macron, conversaron este lunes por teléfono, por segunda vez en cuatro días, sobre las tensiones en Ucrania y las preocupaciones sobre seguridad, informó el Kremlin.

“El intercambio de opiniones continuó sobre la situación en torno a Ucrania y los asuntos vinculados con la provisión a Rusia de las garantías de seguridad a largo plazo y legalmente establecidas”, afirmó la presidencia rusa, en un comunicado publicado tras la llamada.

Según el Kremlin, Putin “volvió a mencionar en detalle los enfoques de principio de esos problemas.

Los dos líderes, que ya habían conversado el viernes, acordaron continuar los contactos por teléfono pero también, según el Kremlin, estudiar “la posibilidad” de reunirse en persona.

Según la presidencia francesa, el intercambio de este lunes es la continuación de las conservaciones de Macron con Putin y presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, del 28 de enero y se enmarca en la lógica de la “desescalada”.

La llamada es la última de una serie de conversaciones diplomáticas entre altos funcionarios de Moscú, Bruselas y Washington sobre el conflicto de Ucrania y los desacuerdos entre Rusia y Occidente en materia de seguridad en Europa.

Rusia es acusada de concentrar desde fines de 2021 hasta 100.000 soldados en la frontera ucraniana con miras a un ataque. Ante ello, Estados Unidos y el Reino Unido han amenazado con nuevas sanciones contra Moscú.

El gobierno de Rusia niega planear una invasión y exige garantías escritas para su seguridad, incluyendo el rechazo de una adhesión de Ucrania a la OTAN y el fin del reforzamiento militar de la Alianza Atlántica en el Este.

Sin embargo, esta demanda clave fue rechazada por Estados Unidos la semana pasada en una respuesta escrita a Moscú. El Kremlin dijo que estaba considerando su reacción.

Derrame petrolero afectó a reserva ambiental y un río en Amazonia ecuatoriana

El derrame de petróleo que desde el viernes afecta a la Amazonia ecuatoriana llegó hasta uno de los ríos que abastece a comunidades indígenas, y contaminó una parte de una reserva ambiental de 400.000 hectáreas, informó el lunes la autoridad ambiental.

“La afectación se encuentra dentro del Parque Nacional Cayambe-Coca”, señaló el ministerio de Ambiente en un comunicado. El derrame – precisó – ocurre en el área “protección” de la reserva.

Con 403.000 hectáreas protegidas, el parque alberga a gran variedad de fauna y es una importante reserva de agua.

En principio están afectadas dos hectáreas por el crudo derramado, que también avanzó hasta el río Coca, uno de los principales de la Amazonia y que surte a poblados indígenas.

La emergencia ambiental se produjo a raíz de la rotura del Oleoducto de Crudos Pesados (OCP), de propiedad de privados.

El mal tiempo en la zona desprendió grandes piedras que cayeron sobre el tubo a la altura de un sitio denominado Piedra Fina, a 80 km de Quito, en los límites de las provincias amazónicas de Napo y Sucumbíos.

Ni el gobierno ecuatoriano ni la empresa OCP Ecuador han cuantificado la cantidad de petróleo vertido. Sin embargo, la autoridad ambiental anticipó que se trata de un derrame “de magnitud”.

La policía detiene a dos sospechosos tras asesinato a tiros de agentes en Alemania

Dos policías alemanes resultaron muertos a tiros este lunes en un control de carretera, según la policía, que informó haber detenido a dos sospechosos cuya motivación aún no ha sido determinada.

Los investigadores detuvieron a dos hombres de 38 y 32 años durante dos intervenciones distintas. El mayor era objeto de un aviso de búsqueda de la policía y la fiscalía desde media tarde.

Identificado como Andreas Johannes Schmitt, de pelo castaño y barba fina, vive en la región vecina de Sarre, según las autoridades. Fue detenido a unos 8 kilómetros de su casa.

El otro sospechoso fue detenido sin oponer resistencia, según los servicios de investigación, que no ofrecieron más detalles hasta ahora.

Los dos policías asesinados, un hombre de 29 años y una mujer de 24, fueron abatidos durante un control de rutina a las 04h20 de la mañana cerca de la ciudad de Kusel, no lejos de Kaiserslautern, ciudad del estado regional de Renania Palatinado.

Tras el asesinato de los agentes de seguridad, la policía inició una gran operación de búsqueda de los sospechosos con helicópteros, perros rastreadores y fuerzas policiales especiales, según informó horas antes.

El crimen causó estupor y la ministra del Interior, Nancy Faeser, hizo alusión a una “ejecución”.

“Independientemente del motivo: este crimen se asemeja a una ejecución y muestra que la policía arriesga su vida todos los días por nuestra seguridad”, agregó.

La policía de Kaiserslautern dijo ignorar las motivaciones de los agresores, e instó a los automovilistas a no recoger a personas que hacen autoestop.

Según el sitio Internet del diario Bild, los policías pudieron mandar un mensaje de radio antes de ser asesinados, indicando que habían detenido a un vehículo sospechoso que transportaba en el maletero una presa de cacería.

“Los colegas señalaron que se habían efectuado disparos”, explicó a la cadena Welt.TV un portavoz de la policía del Palatinado Occidental, Bernhard Christian Erfort. “Luego, perdimos el contacto por radio […] Las fuerzas de intervención llegaron entonces al lugar y encontraron a los compañeros, uno herido y la otra muerta”, añadió, sin confirmar la información sobre eventuales cazadores.

La joven policía ni siquiera tuvo tiempo de desenfundar su arma, indicó Bild, citando fuentes próximas a la investigación. El otro agente realizó varios tiros antes de que lo hirieran. Poco después falleció.