"El feminicidio no es una moda", afirma el Ministerio de la mujer

El Ministerio de la Mujer, emitió un comunicado explicando su molestia en torno a las expresiones expuestas por el Abogado Federico Campo Lopez Moreira, sobre el caso Sabryna Breuer.

La Ministra Nilda Romero expreso su rechazo a las palabras del abogado, que en una entrevista en compañía de su defendido, se refirió al feminicidio como un “delito de moda”.

Recordemos que el abogado afirmó que la mujer falleció a raíz de una sobredosis y no a causa de los maltratos de su marido.

Esto causó fuertes reacciones en las redes y el Ministerio de la Mujer salió al paso ante dichas palabras:

“El feminicidio no es una moda, es una realidad que afecta a toda la sociedad y se encuentra tipificada por el Art. 50 de la ley 5777/2016, que castiga con pena privativa de libertad de diez a treinta años. El feminicidio constituye, además un fenómeno social de características catastróficas, por la muerte violenta de una mujer”, menciona el comunicado.

También aclaró en dicho comunicado que esta problemática tiene que ser abordada con seriedad, y su erradicación debe resultar de un esfuerzo conjunto en colaboración con el estado y la sociedad.

 

Experta alerta que las urnas electrónicas están expuestas a fraude: hay ejemplos, dice

La organización TEDIC, vinculada al desarrollo de tecnología cívica abierta y la defensa de los derechos digitales, se muestran contraria a la implementación de urnas electrónicas en Paraguay debido a los riesgos de vulneración (hackeo) que existen.

Maricarmen Sequera, directora ejecutiva de TEDIC, en entrevista con Radio La Unión sostuvo que la implementación del voto electrónico en nuestro país podría poner en riesgo el artículo 118 de la Constitución Nacional que habla sobre el secreto del voto.

Sobre este punto, explicó que el secreto del voto guarda relación con el hecho de que el elector tenga la certeza de que los encargados de mesa o cualquier otra persona no sabrá por cuál candidato votó durante el sufragio.

“Hoy necesitamos que ese proceso no se digitalice porque es el proceso que más bien funciona dentro del sistema de elección”, indicó al hacer referencia sobre la digitalización del voto.

La experta manifestó que la utilización de urnas electrónicas también podría acarrear otros riesgos como la posibilidad de vulnerar el sistema con algún mecanismo para identificar al votante y qué opción eligió, lo cual a su vez podría acarrear algún tipo de represalia.

Citó el caso de Venezuela en el que se implementa esta modalidad incluyendo la identificación biométrica del votante y aseguró que este mecanismo podría ayudar a saber más fácilmente quién votó, a qué hora y por cuál candidato.

“Implementar el sistema de voto electrónico supone renunciar a un control ciudadano de este proceso electoral en pasos esenciales. La gestión electoral, la determinación de los resultados deben ser comprobados por los ciudadanos de manera fácil y confiable”, refirió.

Sequera admitió que no se debe confiar del todo en las tecnologías debido a que las mismas son muy vulnerables y no existe una que sea 100% segura. “El voto electrónico se puede vulnerar de cualquier manera, tanto desde la empresa que crea el software o del Estado si sabe cómo está el código”, agregó.

A su criterio, en caso de que se llegue a implementar este mecanismo se debería auditar el código de cómo fue creado el software de las urnas, de manera a determinar si no se incluyó algún malware malicioso que pueda afectar los equipos y vulnerar los resultados.

En algunos países en los que ya se llegó a implementar el voto electrónico como Alemania, Dinamarca u Holanda, entre otros, se tuvo que retroceder en esta idea debido a que demostró que había vulneraciones del voto y que se podía llegar a hackear el sistema, según mencionó la directora ejecutiva de TEDIC.

Teniendo en cuenta estos aspectos, desde esta ONG que desarrolla tecnología cívica abierta y defiende los derechos digitales en favor de una cultura libre en Internet abogan por no implementar las urnas electrónicas como parte de la propuesta de desbloqueo de listas sábanas.

 

La 'otra cara' de la asistencia: "Esconden lo que entregamos para volver a solicitar"

El ministro de Emergencia Nacional, Joaquín Roa, lamentó que muchas familias damnificadas esconden las asistencias que ya le fueron entregadas y solicitan nuevamente, privando de esta forma que todos los afectados reciban apoyo

“Lamentablemente hemos tomado conocimiento de familias que están construyendo las paredes de sus viviendas con hasta cuatro placas de madera terciada encimadas, y pasan nuevamente a solicitarnos apoyo (...); chapas de eternit escondidas, acomodadas al lado de las viviendas…”, explicó el ministro de la SEN, Joaquín Roa.

Destacó que los mismos damnificados informan de estos hechos, y aseguró que el control y la transparencia seguirán marcando la gestión de la institución.

“Nuevamente entramos en ese juego perverso de esconder lo que ya el Gobierno Nacional ha entregado como insumos de apoyo a las familias”, lamentó Roa en entrevista con un medio televisivo. “Hemos encontrado chapas de eternit (fibrocemento) escondidas, acomodadas al costado de las viviendas, que ya fueron entregadas, y nuevamente nos reclama la gente que volvamos a entregar los mismos insumos”, añadió.

“Nosotros estamos trabajando sobre una base de cinco años de gestión transparente, en los que siempre nos caracterizamos por hacer las denuncias pertinentes”, finalizó Roa.

En la capital del país ya son 11 804 las familias desplazadas de sus hogares por la crecida del río Paraguay, que en poco más de un mes creció 4,54 metros en Asunción.

Del total de familias damnificadas, 4 200 aproximadamente se encuentran en los albergues habilitados por el Gobierno Nacional y administrados por la SEN, mientras otras 7 600 se encuentran instaladas en parques, paseos y plazas habilitados por la Municipalidad de Asunción, siendo también asistidas por el Gobierno Nacional.

 

Bebé sufre quemaduras en hospital de San Ignacio, el padre acusa negligencia

Un recién nacido sufrió quemaduras en la unidad de terapia intermedia del Hospital de San Ignacio, Misiones. Los padres denuncian este caso y atribuyen la responsabilizando a los médicos que lo atendieron.

El bebé tuvo quemaduras a raíz de una compresión excesiva de los aparatos del departamento de terapia intermedia, según se informó. Los Médicos no se percataron de las heridas que tenía el bebé en sus pies.

El padre de la criatura, Ceferino Arzamendia, tras observar las marcas en los pies de su hijo realizó la denuncia.

El pequeño fue derivado al Hospital de Ayolas, ya que no contaban con anestesistas en el Centro asistencial de San Ignacio.

El Director de la octava región sanitaria, el Dr. Rodney Gimenez dijo que se interiorizará con el caso, y acudirá a una reunión con los enfermeros y doctores de ese departamento para hablar sobre el tema y advertirles que esto no puede volver a ocurrir.

Afortunadamente el niño está fuera de peligro, y sus heridas ya fueron atendidas y medicadas.

Hay otras personas, que también denunciaron irregularidades por falta de médicos e insumos.

Con esto se suman los supuestos casos de negligencia en dicho nosocomio.