Cortar financiación a Derecho, arancel diferenciado, generar plata: tips anticrisis para UNA

El ministro de Hacienda, Benigno López, reiteró que el Estado no dispone de recursos suficientes para cumplir con los pedidos de aumento presupuestario realizados por diversas instituciones. En el caso de la Universidad Nacional de Asunción (UNA), planteó una serie de opciones que podrían ayudar a sanear la situación financiera y evitar tocar el PGN 2020.

En entrevista con Radio Uno, Benigno López dijo haberse retirado “bastante optimista” luego de la presentación del Presupuesto General de Gastos de la Nación para el ejercicio fiscal 2020 ante la Comisión Bicameral de Presupuesto.

Según indicó, los legisladores “entendieron que tenemos un año difícil y que el año que viene puede continuar siendo difícil si no se dan las condiciones que esperamos que se den”. En igual sentido, habló de “ajustarse los cinturones lo más que se pueda” al tener que aceptar los recortes presupuestarios que fueron contemplados.

López cuestionó que, pese a recibir indicaciones de cómo elaborar sus respectivos presupuestos, las instituciones del Estado de igual manera envían sus pedidos con montos muy elevados. “Hay una creencia popular de que Hacienda tiene dinero y no quiere dar, entonces la gente especula con eso y llegamos a este punto de que nunca están satisfechas las necesidades”.

PEDIDO DE REPROGRAMACIÓN PRESUPUESTARIA PARA LA UNA

Respecto al pedido de reprogramación presupuestaria exigido por la Universidad Nacional de Asunción (UNA) para lograr la nivelación salarial, el ministro sostuvo que “se ha hecho un esfuerzo muy importante” para otorgar G. 28.000 millones este año y G. 56.000 millones el próximo año, sin contar con los G. 30.000 millones a ser destinados a los funcionarios administrativos de la institución.

“No tenemos más recursos, hay otras entidades que reclaman y les estamos diciendo que no, pero no por una cuestión de análisis de dónde conviene enviar los recursos. Los recursos no alcanzan para los reclamos salariales que tiene el Estado”, afirmó.

Sobre este mismo punto, recalcó que nos encontramos en un año muy complicado a nivel económico por la caída en los ingresos y el bajo nivel de recaudación tributaria. “Todo el sector público está en la misma situación, cuál sería el argumento para decirles sí a unos y a otros no”, acotó.

A su criterio, la UNA tiene margen como para hacer una reingeniería interna de su presupuesto a fin de lograr la nivelación salarial exigida por docentes y funcionarios. Para ello, sugirió tratar de repartir los recursos tributarios del Estado y las fuentes de ingreso que allí se generan.

López cuestionó si es que, atendiendo a la coyuntura actual, debería seguir financiándose a la facultad de Derecho UNA con casi 8.000 alumnos “que después no tienen trabajo” o si es que la casa de estudios debería redistribuir su presupuesto en el lugar en donde está la fuerza laboral. Igualmente, habló sobre cobrar un “arancel diferenciado” para aquellas personas que tengan recursos suficientes como para pagar.

 

Sin paridad electoral se comete violencia política de género hacia las mujeres, advierte experta

El acceso a cargos de representación ciudadana deben darse en forma igualitaria, situación que se logró en países que cuentan con leyes de paridad, afirmó la politóloga Laura Albaine. Con la legislación se logra una transformación cultural y permite cambios que visibilizan que el principal obstáculo para promover la participación de mujeres es la violencia política de género.

Con 22 años de cuota de género implementada en Paraguay, el incremento de mujeres en la Cámara Baja fue baja solo con un 12,5% y en la actualidad se tiene un representación del 15% lo que ubica al país muy por debajo de la media en América Latina donde el promedio se mantiene en 30,4%.

Los países que lideran los porcentajes de representación de mujeres como México, Ecuador, Argentina y Costa Rica adoptaron leyes de paridad con lo que lograron promover la participación política de las mujeres, destacó Laura Albaine, investigadora y politóloga de Argentina.

Con respecto a Paraguay, Albaine afirmó seguir implementando el tipo de cuota de género ya no da para más porque el acceso a cargos de representación ciudadana debe ser igualitario.

“No solo desde lo normativo porque se puede ver que está por debajo de lo que se está discutiendo a nivel regional sobre paridad y Paraguay tiene una cuota que rige solo para las internas partidarias cuando que también debería regularse la conformación de listas definitivas y el diseño de cuotas actual es débil”, señaló a HOY.

Lo ideal es avanzar en diseños y adopciones de leyes de paridad electoral y posicionar la importancia de actuar contra la violencia política de género y para lograrlo hay que visibilizarla porque es el principal obstáculo para poder promover la participación política de las mujeres.

Aclaró que no es que las mujeres no quieren participar en política y que la baja representación de estas se debe no solo al diseño legal de los aspectos del sistema electoral sino por la práctica de discriminación y trato desgualitario y otras formas de violencia que las mujeres sufren cuando quieren participar en política.

“Muchas mujeres no logran reconocer la situación de violencia política o deciden no participar por temor a vivir o experimentar situaciones que socialmente quedan en la impunidad como la difamación o el ataque a su familia por el hecho de participar en política, por eso hay que legislar”, agregó Albaine.

Avances en Paraguay

Destacó que Paraguay dio un paso hacia adelante al reconocer el tipo de violencia hacia la mujer al promulgar la Ley 5777 de Protección Integral a las Mujeres Contra toda Forma de Violencia aunque es insuficiente ya que no hay una especificación de sanciones al respecto que sí existen en países como Bolivia y México donde si bien no se adoptó una ley de violencia política de género hay un protocolo de acción de las autoridades político electorales para actuar contra la violencia política.

En vista a las próximas elecciones en Paraguay, Albaine recomendó atender el contexto de violencia de prácticas discriminatorias que se dan sobre todo en el interior de los partidos políticos y que dentro de las instituciones sería posible adoptar protocolos contra la violencia política de género.

“Hay que legislar porque si bien la legislación en múltiples situaciones no se traslada a la realidad, promueve una transformación cultural y necesitamos que Paraguay avance hasta la paridad con leyes. Ya hay 9 países en la región que ya tienen paridad y necesitamos que se sancione la violencia política que sufren las mujeres por motivos de género cuando quieren participar activamente, por eso hay que impulsar la paridad”, agregó.

Acceder a un cargo en igualdad de condiciones

Se dan dos fenómenos en forma conjunta, por un lado, se necesita que las mujeres tengan igualdad de condiciones para acceder a un cargo de representación ciudadana pero que lo puedan ejercer en una competencia libre de discriminación y violencia por motivo de género.

“No todo es violencia política sino violencia específica que sufren las mujeres y no la sufren los hombres y luego hablamos de violencia política de género. Sabemos que las mujeres muchas veces dentro de los partidos se les manda hacer tareas promovidas por estereotipos que se reproducen en el interior de la organización y que se mantienen a nivel social y sabemos que a muchas se las hace renunciar para que acceda su suplente varón. Sabemos también que se las difama por medios de comunicación y otras situaciones que se dan en forma predominante con las mujeres y tiene que ver con condiciones de género”, indicó.

“Las mujeres deben ganarse el espacio”, discurso de detractores de la ley de paridad

Con respecto al discurso de que las mujeres deben ganarse su espacio, Albaine afirmó que el “ganarse el espacio” que alegan los detractores de la ley de paridad es posible si existiera la igualdad de condiciones.

“Ganarse el espacio en condiciones de desigualdad es muy difícil, es como que ponga a correr a un hombre en cemento y a la mujer en barro, para eso primero tenemos que partir de condiciones de igualdad y ahí sí podemos hablar de méritos y tenemos que tener en cuenta que las mujeres acarrean una condición de desigualdad que viene mucho tiempo atrás”, explicó.

Entre las desigualdades citó como ejemplo las tareas de cuidado que no están repartidas en forma equitativa lo que hace que muchas veces los tiempos de la política no se concilien con la vida privada ya sea por los horarios de las reuniones, por las discriminaciones que sufren no solo en el ámbito político sino de la propia familia que cuestiona el interés de dedicarse a la política.

Para ganarse el espacio y hablar de méritos se debe partir de condiciones de equidad, la competencia y eso lo posibilitan las leyes de paridad que establecen que el 50 por ciento de varones y 50 por ciento de mujeres y así tengan la misma posibilidad de competir por un cargo sin considerar el otro tipo de legislación que reproduce situaciones de inequidad a la hora del financiamiento de las campañas.

“Es sabido que las mujeres reciben mucho menos financiamiento para solventar sus campañas electorales y los medios de comunicación también deben estar comprometidos con esta tarea porque muchas veces se las estereotipas, se las burla, se las difama durante las campañas electorales y eso crea condiciones de desigualdad, de violencia y discriminación. Los medios también deben comprometerse en el proceso con cobertura equitativas, no solo en el tiempo sino en la calidad del espacio”, agregó.

Albaine participó como invitada en la Academia de Formación Política para Mujeres que desde mayo cuenta con 80 participantes de todos los partidos políticos de todo el país, espacio promovido por la Comisión de Equidad y Género de la Cámara de Senadores.

 

Matan a paraguaya frente a sus hijas en Madrid: “Salven a mi madre, por favor”

Un ecuatoriano asesinó a puñaladas a su expareja en presencia de la hijas menores. Sucedió en Madrid, España y la víctima es paraguaya.

El hecho sucedió este martes a las 18: 40 de Madrid, distrito de Ciudad Lineal, (12:40 PM de Paraguay), donde resultó víctima de homicidio la compatriota Liz Villagra Aquino (31).

La mujer recibió puñaladas en el pecho y en el abdomen, por parte de su pareja, un ciudadano ecuatoriano de 43 años. Todo esto frente a las dos hijas de 8 y 10 años que ambos tienen en común, según coinciden medios españoles.

Policías llegaron de inmediato y consiguieron un desfibrilador para darle los primeros auxilios a la paraguaya, quien desafortunadamente perdió demasiada sangre y no resistió.

“Le decía a la policía, salven a mi madre por favor, con un desgarro de dolor y sollozos”, comentó una vecina a TeleMadrid. Las niñas llamaron al 112 para comunicar el hecho.

Mientras tanto, otros uniformados buscaron al autor a quien encontraron en el portal del edificio, todavía con el arma blanca en mano. El sujeto agredió a los policías, pero luego quedó detenido.

 

Restringen comisionamiento de policías a entes estatales y empresas privadas

El comandante interino de la Policía Nacional, Francisco Resquín Chamorro, dispuso restringir el comisionamiento de los agentes uniformados a otras instituciones públicas o privadas, de modo a fortalecer las dependencias policiales.

El comandante de la fuerza policial, Francisco Resquín, dispuso la restricción del comisionamiento de su personal a otras instituciones públicas o privadas.

El uniformado resaltó que es necesario racionalizar los recursos humanos en la institución policial, teniendo en cuenta la diferencia entre la cantidad total de la población y el número de agentes que están en las distintas dependencias de la Policía.

No obstante, sí podrán dar seguridad a las instalaciones edilicias de las instituciones públicas y custodiar a las autoridades nacionales.