En Caacupé defendieron que la Iglesia se meta en política

Durante la celebración religiosa en Caacupé, influencia de la Iglesia en el ámbito político fue uno de los puntos abordados y defendidos.

Nuestro mayor anhelo, como Iglesia, radica, en colaborar desde la formación de una conciencia cristiana para la reconstrucción de nuestro pueblo, de nuestra nación paraguaya, iluminar con la luz del Evangelio la historia del Paraguay”, refirió este jueves el obispo de Caacupé, Ricardo Valenzuela.

Resaltó que es necesario plantear una evaluación de la realidad actual, no simplemente para criticarla sino para enmendar errores, corregir desaciertos, reorientar la vida de la nación con el fin de no experimentar aquella amarga profecía del Señor Jesús sobre su patria que se dibujaba amenazante para el futuro cercano de entonces.

El obispo hizo una mirada a todos los aspectos de la vida de la nación: los ámbitos social o político, la economía, la educación, la Iglesia, la ciencia, la administración de la justicia, los poderes del Estado y todo aquello que incide en la dinámica cotidiana de cada paraguayo: los pobres, indígenas, los sin tierra, la droga, el narcotráfico, el uso y abuso de la política entendida hoy como negocio y tráfico de influencia.

No pocas veces se escucha, en ciertos círculos, la errónea e interesada idea de que “la Iglesia no debe meterse en política”, una equivocación conceptual que se debe refutar con el mismo texto evangélico que se suele esgrimir para pretender silenciar la voz profética y arrinconar el mensaje del Reino de Dios en las sacristías y en la intimidad de la conciencia individual, como nos decía san Juan Pablo II, en el Palacio de los López”, comentó.

En otro momento indicó que la Iglesia “no se mete en política”, como se acostumbra decir; más bien ilumina la política con la Palabra de Dios porque “la política debe ser la forma más alta de caridad” (citando al Papa Francisco). “Desde el Papa León XIII (1891) con su Encíclica Rerum Novarum la Iglesia ha mostrado, con mayor fuerza, su preocupación por los trabajadores, por las políticas económicas y el bien común (upe ñande rupytypava entérope)”.

Es noticia hoy: En Caacupé dan tirón de orejas a Marito: endeudamiento y rapiña de fondos del IPS

En otro momento resaltó que el Estado no puede sobrepasar sus límites ni hacer lo que quiera con la imagen de Dios que es el hombre y la mujer, el anciano, el joven y el niño nacido y por nacer porque no son propiedad de Estado sino del Altísimo Señor. Y aquí interviene la Iglesia en su misión profética y humanitaria.

Añadió: “La Iglesia está llamada a impulsar el desarrollo espiritual de los creyentes y de todas las personas sobre todo en un tiempo, como el nuestro, en el que el pueblo se siente asediado y acosado por ideologías extrañas y por propuestas políticas y modelos administrativos carentes de seriedad y de sustento moral”.

Señaló que “lo político” y “lo social” no se pueden disociar y que es necesaria una rigurosa fiscalización del manejo de la cosa pública. “Todos deseamos una vida mejor, una vida digna, con trabajo, salarios justos, formación, salud, descanso como respuesta al propio esfuerzo, como lo hacen tantos padres y madres, hermanos, hijos, nietos, con tesón, en un esfuerzo mancomunado. También esperamos ese “esfuerzo” de nuestro “Cajero guasú”, el Estado paraguayo, cuyos administradores necesitan con urgencia lecciones rápidas de idoneidad y de honestidad”, resaltó.

Pidió a las autoridades nacionales, departamentales y municipales que hagan bien lo que deben hacer y que administren honestamente los recursos que la gente les confía. Que los administren a favor de la gente, en especial de la gente humilde. Recordó en ese sentido que a las autoridades, el pueblo como soberano, no les ha dado poder para enriquecerse más y más como lo observamos a diario en las denuncias cotidianas de corrupción. Al contrario, se les otorgó la misión de resguardar e invertir el dinero público para el bien de los ciudadanos y sobre todo de los más necesitados.

Descubren millonario faltante de dinero en Capasa: de G. 325 millones, solo había G. 23 mil

Autoridades de Cañas Paraguayas SA (Capasa) realizaron una sorpresiva auditoría en la institución y detectaron que, en lugar de G. 325 millones que se esperaba encontrar en la caja fuerte, solo hallaron G. 23 mil en monedas. El hecho fue denunciado al Ministerio Público y, en menos de 24 horas, devolvieron más del 60% del dinero.

José Ocampos, actual titular de Capasa, explicó que el pasado jueves realizaron un inesperado arqueo en caja para constatar en físico un dinero que figuraba en el balance.

Te puede interesar: Hambre Cero se pondrá en marcha luego de las vacaciones de invierno

Grande fue la sorpresa cuando exigieron a los responsables del área de Tesorería la llave de la caja fuerte y estos manifestaron que no la tenían en la oficina, sino en sus casas, por lo que, se retiraron para ir a buscarla.

Ante la llamativa demora de los funcionarios, se convocó a una escribana pública, auditoria, un cerrajero y a la propia Policía.

Ocampos comentó a la radio 1020 AM que, finalmente, en horas de la tardecita su pudo abrir la caja y descubrieron la inexistencia de 325 millones de guaraníes, solo encontraron 23.500 guaraníes. El hecho fue denunciado inmediatamente ante el Ministerio Público.

Una sola persona era el encargado directo. Como se trata de un delito de acción penal pública, fruto de esto las investigaciones van a llegar a lo que todos presumimos y sabemos, que una sola persona no pudo ser participe de todo esto, confiamos en que todo se va a dilucidar”, expresó el titular de Capasa quien, además, agregó que hoy se devolvió el 60% del dinero.

Unos 200 millones de guaraníes fueron devueltos por un abogado, representante del encargado de Tesorería. Según expresó José Ocampos, se comprometieron, a través de una escritura pública, a devolver el resto del dinero la próxima semana.

Lea también: Argentinos cruzan a Encarnación para realizar compras y comerciantes están optimistas


Identifican a hombre hallado muerto en zona de la Costanera de Asunción

La Fiscalía logró dar con la identidad de la persona hallada muerta días atrás en las cercanías de la Costanera de Asunción.

El agente fiscal Giovanni Grisetti, de la Sede 1 de Asunción, a cargo de la investigación, informó que el hombre hallado muerto, el pasado domingo 14 de abril; fue identificado como Luis Estigarribia Duarte, de 29 años.

El mismo es oriundo de la localidad Mbaracayú (Departamento de Alto Paraná), según reportes de la Policía Nacional.

Puede interesar: Aprueban declaración de emergencia por inundación en Ñeembucú

La representación fiscal, solicitó la colaboración de la ciudadanía para localizar a sus familiares y proceder a la entrega del cuerpo que permanece en la Morgue Judicial.

Hambre Cero se pondrá en marcha luego de las vacaciones de invierno

El Gobierno quiere implementar el plan Hambre Cero en las escuelas desde el retornos el momento en el que los alumnos retornen de las vacaciones de invierno. La ley ya promulgada por el Ejecutivo aguarda su reglamentación mientras los responsables de ejecutar el plan trabajan en la implementación.

La vocera del Gobierno, Paula Carro, informó acerca de la primera reunión del Consejo Nacional de Alimentación Escolar (CONAE) e indicó que el plan Hambre Cero es la máxima prioridad del presidente de la República.

Te puede interesar: Argentinos cruzan a Encarnación para realizar compras y comerciantes están optimistas

Adelantó que el proyecto pretende ser implementado en muchos distritos del país tras el receso de invierno, es decir, a partir de julio aproximadamente.

Actualmente, están ajustando todos los detalles para que pueda ser ejecutado tal como indica el plan en las instituciones públicas de los 22 municipios seleccionados por ser los más vulnerables del país.

En la reunión de hoy del CONAE, el Ejecutivo pidió acelerar la reglamentación de la Ley 7.264/24, que crea el programa “Hambre Cero en las Escuelas” y para la semana que viene está prevista una nueva reunión donde serán invitados los gobernadores.

La vocera Carro reiteró que los programas ejecutados con recursos del fondo ahora derogado no quedarán desfinanciados. Entre ellos se encuentran el de Arancel Cero, el fondo de Salud y recursos para proyectos de investigación y educación.

Lea también: Essap registra 60% de morosidad e inicia cortes masivos