Martes 12 de Abril de 2016 | 20:31

Quieren evitar que el fútbol se inmiscuya en lavado de dinero
1266

El fútbol debe estar controlado, según el diputado Edgar Acosta (@psp_py) El fútbol debe estar controlado, según el diputado Edgar Acosta (@psp_py)

El diputado liberal Edgar Acosta habló a Radio UNO y explicó la ley que intenta regular el movimiento de las transferencias de jugadores, así como los ingresos que perciben estos en sus instituciones. El parlamentario pretende transparentar el movimiento financiero de las entidades, que a su parecer manejan montos siderales.

“La finalidad de la Seprelad es tener un mayor control de los ingresos por sueldos y transferencias”, declaró el diputado.

Este aclaró en todo momento que la intención de la ley no es aplicar impuestos, sino ejercer un mayor control de cuánto dinero mueven los clubes.

Explicó que la ley, que ya se creó en 1997 “no prevé que clubes o asociaciones deportivas informen sus movimientos”, y considerando que “el fútbol maneja montos siderales, creemos que es necesario que ese ámbito informe a la Seprelad”.

La Seprelad (Secretaría de Prevención de Lavado de Dinero) se ocupa de evitar con mecanismos de control el lavado de dinero tanto en entes públicos como privados.

“Nosotros recibimos informes de los movimientos de financieras, bancos y casas de cambios, pero lo que se maneja en el fútbol no”, contó.

Al respecto dijo que “a partir de la promulgación de la ley ellos deben hacer saber lo que gana un jugador”, y que no existe interés de implementar impuestos al deporte.

“El control es más eficiente que la confianza. Tenemos que procurar que el dinero que fluye en el país no sea objeto de contrabando o lavado de dinero”, refirió.

Agregó que “si controlamos el dinero público tenemos también que apostar a la transparencia de las entidades privadas”, y que en ese sentido nadie está en contra del desarrollo del fútbol, que a su criterio mueve masas.

Acosta mencionó que la Seprelad entra en acción cuando las entidades manejan montos superiores a los diez mil dólares, y que la regencia estatuida en 1997 ahora tendrá una extensión.

Sobre ese punto recordó los casos de corrupción desatados en mayo pasado. “Existen miles de irregularidades y eso pudimos comprobar con todo lo que sucedió el año pasado con organismos que se ufanaban de ser intocables”, manifestó.

Consultado si sabe que los clubes evaden impuestos, el parlamentario no dio una respuesta concluyente.

“De eso debería ocuparse Tributación. Ellos dicen que encuentran algunas inconsistencias. No hay interés de controlar sus ingresos, pero sí un mejor control de salarios o transferencias”, dijo.

Esgrimió además que “al no estar en la cadena de control ya se entra al campo de la especulación”, y que en los registros debe figurar exactamente lo que se mueve en materia de finanzas.

“Si un jugador gana diez mil dólares al mes, con aguinaldo y premios puede alcanzar 200 mil. Pero si bancariamente registra un movimiento de 800 mil, cómo podría justificar”, indicó.

Acosta convocó hoy a una audiencia pública para explicar detalles, pero sólo asistió el vice presidente de Sol de América, Oscar Acosta.

El jueves se vuelve a tratar el tema en la Cámara de Diputados, en la que el proyectista busca se le de la media sanción. El proyecto fue presentado en junio del 2015 y su tratamiento se postergó cuatro veces, según manifestó.

 
 
 
De que se habla hoy
Hoy en las redes
twitter hoy
facebook hoy