“El buen patrón” triunfa en unos Goya que se olvidan de Almodóvar y Penélope Cruz

Valencia, España. Llegaba como favorita y cumplió las expectativas: "El buen patrón" se llevó seis Premios Goya y reinó en la gala que marcó el reencuentro del cine español con el público y de la que las "Madres paralelas", de Pedro Almodóvar y Penélope Cruz, se fueron con las manos vacías.

La fina sátira sobre el capitalismo de Fernando León de Aranoa conquistó las principales categorías -incluyendo la de mejor dirección, guión original o actor protagonista para Javier Bardem-, aunque quedó lejos del récord de 20 nominaciones con el que había llegado a Valencia (este), sede por primera vez de la fiesta del cine español.

“Nos vamos muy contentos”, afirmó el realizador madrileño, que se resarcía así de la decepción del martes, cuando la cinta quedó fuera de los aspirantes al Óscar a mejor película internacional. “Siento que quizás falta algún actor”, lamentó únicamente sobre el aplaudido elenco sobre el que construyó el asfixiante universo de Básculas Blanco.

Pese a que contaba con ocho de sus intérpretes nominados, el único que triunfó finalmente fue Javier Bardem, gran favorito por su embaucador y tóxico Julio Blanco, un empresario de provincias que no dejará que nada se interponga para conseguir un ansiado premio.

Como ocurrirá en la noche del 27 de marzo -donde opta al Óscar por su trabajo en “Being the Ricardos”- Bardem compartió nominación con su esposa Penélope Cruz, que esta vez se quedó sin el que hubiera sido su cuarto Goya a mejor actriz.

“Quiero dedicar este premio a Penélope, la mujer que amo, admiro y celebro todos los días. Te quiero, mucho”, le dijo su esposo desde el escenario, antes de dedicarle un sentido homenaje a su madre, la actriz Pilar Bardem, fallecida en julio.

“Con todo el corazón a una mujer que me parió, que me enseñó a vivir, que me ayudó a sobrevivir, que me enseñó el amor y la pasión y el respeto por este oficio tan hermoso”, afirmó emocionado.

Hijo, nieto y hermano de actores, ningún intérprete español tiene más galardones que él en estos premios, donde suma cinco reconocimientos como protagonista y uno como secundario.

Esta vez, sin embargo, la alegría no pudo ser plena ya que los académicos eligieron el trabajo de Blanca Portillo por delante del de Cruz en “Madres paralelas”.

Muy querida por el público, pero todavía sin un Goya hasta esta noche, Portillo consiguió su primer “cabezón” gracias a su aplaudida interpretación de la viuda de una víctima de la banda separatista vasca ETA en “Maixabel”.

La cinta dirigida por Icíar Bollaín, que sumó tres galardones, narra la potente historia verídica de Maixabel Lasa, esposa del político socialista asesinado Juan María Jáuregui, y del arrepentimiento de dos de los tres miembros de ETA que participaron en el año 2000 en el atentado contra su marido, Luis Carrasco (Urko Olazabal), e Ibon Etxezarreta (Tosar).

“Declaro mi amor incondicional por Maixabel Lasa, por poner luz en el mundo, por hacer de este mundo un lugar mejor, por luchar por ello, por no rendirte nunca y por ser tan bonita como eres”, afirmó Portillo a la verdadera Maixabel, sentada en el patio de butacas.

“¡Nos vamos a beber juntas una botella de Chardonnay!”, agregó.

Otra de las triunfadoras de la noche fue “Las leyes de la frontera”, que sumó cinco galardones, entre ellos mejor guion adaptado o actor revelación.

Con los indicadores pandémicos a la baja, la Academia concibió esta gala que salía de Madrid por quinta vez como un reencuentro de la familia del cine español tras la austera edición del año pasado, cuando Antonio Banderas fue el sobrio conductor de una ceremonia desde un teatro vacío en Málaga (sur), y con el país todavía atenazado por la pandemia.

CASI COMO ANTES

El ambiente esta vez fue muy diferente e incluso recordó, en ocasiones, a la añorada antigua normalidad. Volvieron los nerviosos nominados, la alfombra roja, la música y los discursos en directo, pero la mascarilla siguió siendo obligatoria en un patio de butacas con un aforo más reducido que otros años.

Otra de las grandes novedades de la gala fue la entrega del primer Goya Internacional, que la actriz australiana Cate Blanchett recogió de manos de Penélope Cruz y Pedro Almodóvar, con quien trabajará próximamente en el que será el primer largometraje en inglés del oscarizado director manchego.

El galardón a la mejor película iberoamericana fue para el documental chileno “La cordillera de los sueños”, de Patricio Guzmán, que sitúa a su país como el segundo de la región con más galardones, por detrás de Argentina, gran triunfador con 18 “cabezones” desde que en 1987 comenzaron a entregarse estos premios.

Michael B. Jordan alista su debut como director con “Creed III”

La película Creed III, tercera entrega de la exitosa franquicia protagonizada por Michael B. Jordan se estrenará en los cines el próximo 2 de marzo.

En esta tercera entrega, B. Jordan debuta como director, además de regresar en el papel de Adonis Creed.

“Luego de dominar el mundo del box, Adonis Creed ha tenido éxito en su carrera y en su vida familiar. Cuando Damian (Jonathan Majors), un amigo de la infancia y antiguo prodigio del box sale de la cárcel, él está entusiasmado por demostrar que merece una oportunidad en el ring.

El encuentro entre ambos será más que sólo una pelea. Para ajustar cuentas, Adonis tendrá que poner su futuro en riesgo y luchar contra Damian: un peleador que no tiene nada qué perder.

El filme cuenta además con las actuaciones de Tessa Thompson (la franquicia Creed, Passing), Jonathan Majors (5 Sangres, Lovecraft Country), Wood Harris (la franquicia Creed, Blade Runner 2049), Florian Munteanu (Creed II: Defendiendo el legado, Shang-Chi y la leyenda de los diez anillos), la novata Mila Kent, y Phylicia Rashad (la franquicia Creed, Soul).

Jordan dirige a partir de un guion de Keenan Coogler (Space Jam 2: Una nueva era) & Zach Baylin (Rey Richard: Una familia ganadora), con historia de Ryan Coogler (Pantera Negra: Wakanda por siempre) y Keenan Coogler & Zach Baylin.

El estreno está previsto para el 2 de marzo.

Los Razzie se disculpan por nominar a una menor y no volverán a hacerlo

Los Ángeles (EE.UU). El fundador de los Premios Razzie, que reconocen lo peor del cine, John Wilson, se disculpó por la nominación como peor actriz a Ryan Kiera Armstrong, una niña de 12 años, y anunció que a partir de ahora no habrá candidatos que sean menores de edad.


Fuente: EFE

“Creemos que se le debe una disculpa pública a la señorita Armstrong y queremos decirle que lamentamos cualquier daño que haya podido sufrir como consecuencia de nuestras decisiones”, escribió Wilson en un comunicado recogido por medios locales.

Wilson explicó que además de retirar esta nominación, a partir de ahora ningún cineasta o artista menor de 18 años podrá ser considerado para los premios.

Armstrong optaba al premio a la peor actriz por su trabajo en “Firestarter”, junto a Bryce Dallas Howard (Parque Jurásico: Dominio), Diane Keaton (Mack & Rita), Kaya Scodelario (La hija del rey) y Alicia Silverstone (El requin).

John Wilson aceptó las críticas recibidas por la nominación de la menor y reconoció que la organización de los premios había sido “insensible” en este caso.

El pasado 23 de enero se dieron a conocer las nominaciones de estos premios también conocidos como los “anti-Óscar” y en los que el biopic sobre Marilyn Monroe, “Blonde”, lideró las nominaciones con 8 de ellas.

La cinta dirigida por Andrew Dominik está nominada a peor película junto a los proyectos “Pinocchio” (Disney), dirigida por Robert Zemeckis, “Morbius” (Daniel Espinosa), “Good Mourning” (Machine Gun Kelly y Mod Sun) y “The King´s Daughter” (Sean McNamara).

Los Razzie, unos premios controvertidos dentro de la industria de Hollywood por su carácter peyorativo, incluyen entre sus categorías otros apartados como, por ejemplo, la peor pareja en pantalla o la peor secuela.

El nombre de la fundación que entrega estos galardones procede de la frase en inglés “blowing a raspberry”, que se refiere al sonido de un resoplido hecho para evidenciar que algo es de mala calidad.

Leé acá: Tom Hanks en liza por tres premios Razzie, los anti-Óscar

Bad Bunny y Gael García Bernal, a los besos

Las imágenes de Bad Bunny besando a otro hombre tomaron repercusión en redes sociales. Se trata del próximo proyecto cinematográfico que tendrá la participación del famoso cantante junto al actor Gael García Bernal.


Fuente: EFE

Un par de fotos del artista puertorriqueño a los besos con otro hombre circulan en redes sociales avivando el morbo de internautas.

Sin embargo la foto es un fotograma de la película “Cassandro ‘El Exótico’”, basada en la vida del luchador gay mexico-estadounidense Saúl Armendáriz, quien debido a su particular personalidad se destacó no solo en dicha disciplina sino en la comunidad LGBTIQ+.

“El Conejo Malo” integra el elenco y en la escena viral besa al histrión mexicano Gael García Bernal, protagonista del filme al dar vida a Armendáriz. Por su parte, Bunny da vida a Felipe, un interés amoroso quien se acerca al deportista con intenciones aún desconocidas.

El largometraje fue estrenado en la actual edición del Festival de Cine de Sundance y es dirigido por el oscarizado cineasta Roger Ross Williams, cuyo fuerte son los documentales y en esta cinta debuta dirigiendo ficción.

Esta no es la primera vez que Bad Bunny forma parte de una película, pues ya van varios papeles que ha interpretado tanto para la televisión como para el cine.

En la televisión trabajó en la producción de Netflix, “Narcos México”, en donde tuvo un rol recurrente durante una de sus temporadas; en el cine tuvo un pequeño cameo en la novena entrega de ‘Rápido y Furioso’, para después tener su papel más importante, “Bullet Train”, en el que compartió créditos con Brad Pitt.

Además, en el 2024 Bad Bunny tendrá su primer personaje protagónico en la película de Sony y Marvel “El Muerto”, en donde encarnará a un luchador mexicano que adquiere poderes.