Lucio fue golpeado, mordido y abusado: su madre y la novia fueron condenadas

La madre de Lucio Dupuy y su pareja fueron declaradas culpables este miércoles por el atroz asesinato del niño de 5 años, en noviembre del 2021 en Argentina, por lo que recibirán una pena de prisión perpetua.


Fuente: Clarín / Infobae

El Tribunal de Audiencias de La Pampa declaró a la madre del niño, Magdalena Espósito Valenti, autora material del “homicidio triplemente calificado por el ensañamiento, por la alevosía y por el vínculo”, pero fue absuelta por el abuso sexual, mientras que los jueces entendieron que su pareja Abigail Páez fue autora material del “homicidio calificado por ensañamiento y alevosía y por abuso sexual gravemente ultrajante” de Lucio.

Según informa Clarín, el 13 de febrero se conocerá la pena que recibirán las condenadas. Sin embargo, los delitos y agravantes que les imputaron indican que recibirán prisión perpetua.

Los principales argumentos de los jueces

Los magistrados acreditaron que el 26 de noviembre de 2021, aproximadamente entre las 18 y 19, en el interior del domicilio en donde vivían las mujeres junto al niño, Abigail Páez y Magdalena Espósito Valenti “agredieron físicamente a Lucio Dupuy ocasionándole múltiples lesiones que posteriormente provocaron su fallecimiento”.

Para llegar a esa conclusión, los jueces enumeraron diversas circunstancias que se transcriben a continuación:

– “Amén de la existencia de violencia física, psicológica y sexual, ejercida sobre Lucio Dupuy -al menos- durante los últimos meses de su vida; el 26 de noviembre, ambas acusadas ejercieron actos de violencia física que le provocaron la muerte”.

Nota relacionada: Golpeado, mordido y quemado con cigarrillos: el calvario de Lucio, el niño asesinado en Argentina

– “En este devenir violento es posible advertir un crescendo de violencia, a la luz de los chat mantenidos entre ambas imputadas, a partir de mediados del mes de octubre de 2021, momento desde el cual se exacerba la irritación que evidentemente el niño provocaba en ambas y en el riesgo de que ello quebrara su relación sentimental, algo que ninguna de las dos parecía estar dispuesta a soportar. Ello aparece de modo sumamente gráfico en la conversación mantenida el 18 de octubre, en la cual Magdalena Espósito Valenti refiere que no permitiría que Lucio impida que “nuestra relación fluya””.

– “Se corrobora –también- en las lesiones severas que padeció Lucio Dupuy pocos días antes (6 o 7 días) del 26 de noviembre, descriptas en la autopsia, consistentes en grandes hematomas en la zona de la ingle derecha y en el glúteo derecho, de tal gravedad que, según el médico forense “debió dificultarle la caminata”.

 “El fallecimiento del niño fue declarado a las 21.45 por el Dr. Argüello, aunque sabemos que ya llegó muerto al Hospital Evita, aproximadamente a las 21.30 hs., conforme las declaraciones del propio médico Argüello y las enfermeras Aldama y Howes. Todos ellos refirieron que el niño estaba inconsciente, no tenía pulso ni respiraba”.

– “Pero incluso ya antes, al momento que Abigail Páez sale del domicilio con Lucio Dupuy en brazos, el niño ya estaba muerto, tal como lo refirieron Edgardo Mourino y la enfermera jubilada Elsa Quintín, quien indicó que no tenía pulso. El vómito expelido en circunstancias que estaba siendo atendido por esta última testigo, fue explicado por el médico forense como un reflejo vagal de la persona cuando ya está muerta”.

– “Pericialmente, quedo definido el horario de la muerte de Lucio Dupuy entre las 19 y 21 hs. del día 26 de noviembre”

– “Pero la data que más interesa es aquella relativa a la producción de las lesiones que luego acarrearon la muerte de Lucio Dupuy, lo que fue determinado entre las 18 y 19 hs. y, con mayor precisión, sostuvo el médico forense que las más graves se pueden ubicar 15 o 20 minutos antes de las 19 hs., lapso temporal en el cual –tal como ya se ha dicho- las acusadas se encontraban solas con el niño en su domicilio”.

– Esto permite descartar de plano la defensa intentada por Abigail Páez, que la coloca a ella en mejor situación procesal y -fundamentalmente- a Magdalena Espósito Valenti, a quien directamente excluye del lugar del hecho al momento del ataque físico concretado el 26 de noviembre”.

– “La declaración de Abigail Páez es mendaz. Tal como se dijo, ya para el momento que ella retorna al departamento, Lucio Dupuy había fallecido producto de las lesiones originadas con anterioridad. Pero más evidente es aún su falsedad si consideramos que como toda alusión a la marca estampada en el omóplato del niño, sostiene “que lo tocó con el pie para ver si reaccionaba”; argumento pueril que desentona totalmente con la intensidad que ha debido tener no sólo para dejar esa impronta en la piel, sino para provocar el desgarro de órganos internos”.

– “La causa de la muerte fue el edema cerebral como consecuencia de politraumatismos, circunstancia que el Dr. Toulouse amplió durante el debate, explicando que ese edema al no poder hincharse el cráneo, como pasaría con cualquier otra parte del cuerpo, provoca el enclavamiento de las amígdalas cerebelosas que producen un paro cardíaco. Pero también explicó que otras lesiones internas indicadas en la autopsia habrían provocado la muerte por hipovolemia, si no se hubiera producido el paro cardíaco que detuvo -naturalmente- el flujo sanguíneo”.

– “Las múltiples lesiones provocadas en dicho lapso presentan una etiología muy diferente. Por una parte existen mordeduras en el glande y en el brazo izquierdo (que puede interpretarse como defensiva); hematomas en la cabeza, del lado derecho e izquierdo, algunos hechos con/contra objeto plano y otros por golpe de puño; hematomas numulares en el tórax, provocado por un palo tipo de escoba con punta redondeada; hematomas en la cara interna del muslo izquierdo, producido por rasguño y otras en la zona inguinal que excede el rasguño y lucen tipo de arrastre y, finalmente múltiples lesiones en la espalda y específicamente un “pisotón” sobre el omóplato lo suficientemente fuerte como para provocar las lesiones internas en la zona abdominal, entre otras desgarro del hígado”.

– “La autoría de esta última lesión pudo determinarse con total precisión, por cuanto la marca en la piel del omóplato se corresponde perfectamente con el calzado que Abigail Páez tenía colocado en ese momento; no así las restantes, fundamentalmente en razón de las características de este tipo de sucesos intramuros, a los cuales ya se hizo referencia y que conllevan dificultades –aunque no la imposibilidad- a la hora de la reedición histórica de los hechos”.

– “Se trata de múltiples lesiones, de diferente etiología, realizadas en un tiempo relativamente breve, en un ámbito pequeño, intramuros, todo lo cual determina la actuación de ambas imputadas ejerciendo violencia sobre el niño, sin poder precisar si ello se cumplió en forma conjunta o alternativa”.

– “Como se dijo, ello también es compatible con la estructura psíquica y las características del vínculo de ambas imputadas. Ambas poseen una personalidad perversa, caracterizada por rasgos de irritabilidad, agresividad e impulsividad (pasaje al acto), ausencia de culpabilidad, remordimiento y falta de empatía, capacidad de manipulación, engaño y simulación”.

El abuso sexual

Los jueces determinaron que Lucio fue víctima de diversas agresiones sexuales reiteradas al menos durante dos meses, cuyos detalles se evitan en esta crónica. Sin embargo, la prueba reunida no les permitió a los magistrados inferir que ambas acusadas hayan sido las autoras de estos ataques.

“Si bien entonces no albergo dudas acerca de la ocurrencia del hecho, el modo, el tiempo y elemento utilizado (o al menos uno de ellos); sí, en cambio, creo que las partes acusadoras sólo han logrado producir prueba respecto de la autoría de una de ellas: Abigail Páez”, se especificó.

Espósito Valenti fue beneficiada entonces por el beneficio a la duda en base a uno de los principios rectores del derecho penal: in dubio pro reo.

Nota relacionada: Crimen de Lucio en Argentina: autopsia revela que también fue víctima de abuso sexual

“En cuanto a la calificación jurídica propuesta, las acusaciones refirieron a este respecto que se trata de un hecho de abuso sexual gravemente ultrajante por las circunstancias de realización, con acceso carnal vía anal, agravado por haber sido la guardadora, con el concurso premeditado de dos personas y aprovechando la convivencia preexistente respecto de un menor de 18 años de edad, como delito continuado”, detalló el tribunal.

 

La autopsia

La más importante, quizás, de las pruebas presentadas en el juicio fue la autopsia. Estuvo expuesta por Juan Carlos Toulouse, el médico que realizó el estudio del cuerpo de Lucio, en la cuarta audiencia del debate oral.

Ante los magistrados, Toulouse reafirmó que el niño falleció a causa de una “feroz golpiza” y que presentaba “lesiones en varias partes del cuerpo”, según informaron fuentes judiciales.

Aseguró que había sido víctima de abusos sexuales “recientes y de vieja data”, al mismo tiempo que presentaba “un fuerte golpe que le afectaba la cadera, el glúteo y la pierna, con una data de 7 a 8 días”.

“Hubo una agresión puntual que le provocó la muerte”, según la autopsia presentada en la causa. Lucio murió a raíz de una hemorragia interna provocada por una paliza. Además de los signos de abuso, presentó quemaduras y mordidas.

El documento forense también evidenció que, al igual que Fernando Baéz Sosa, Lucio tenía la suela de una zapatilla marcada en la espalda. Gracias a una pericia scopométrica, se determinó que el calzado le pertenecía a Abigaíl Páez, la novia de la madre.

“Abigail Páez lo pisó con tanta fuerza en su espaldita que, probablemente, le reventó el corazón junto a distintos órganos”, revelaron los médicos que hablaron en el juicio.

Los chats entre las acusadas

Tal como reveló Infobae, las conversaciones que tuvieron las imputadas, entre ellas, a través de WhatsApp los meses previos al asesinato se convirtieron en una prueba esencial. Básicamente porque allí relataban los castigos que le propinaban al nene.

“Qué no se te vaya la mano que nos vamos a mandar una cagada”, fue uno de los mensajes que le mando la mamá de Lucio a su novia cuando faltaban pocos días para el homicidio. “Estoy harta. Yo tengo que estar todo el día con este pendejo”, era una respuesta habitual en Abigaíl Páez.

Ante un episodio, de octubre del 2021, en el que Lucio vomitó, las imputadas hablaron entre ellas del castigo que se le aplicó al nene. “¿Cómo le pegaste? Ya van dos veces que vomita”. Luego de eso La novia de la madre escribió: “No lo quiero ni ver a Lucio porque me amarga la vida”.

Inició fin de gratuidad de la salud pública argentina para extranjeros

Por primera vez en décadas, un gobierno provincial argentino anunció un decreto en torno al arancelamiento de la atención sanitaria para los extranjeros que se encuentren en la Argentina, tanto de manera temporal como de vacaciones o en una residencia precaria.

El gobernador salteño Gustavo Sáenz decretó que, los extranjeros deberán contribuir a pagar los gastos de su atención sanitaria en los centros de salud provinciales, tanto para sí mismos o a través de un seguro de salud.

“La medida procura garantizar la solvencia del sistema de salud pública salteño”, indicaron voceros gubernamentales de la provincia.

Antes, la atención sanitaria para los no argentinos era gratis. Ahora, por ejemplo, los paraguayos que concurran al servicio sanitario público deben abonar poco más de un millón de guaraníes diarios por internación.

En la resolución se manifiesta que, estará garantizada la gratuidad de la atención para casos de primeros auxilios o de emergencias.

Con esta medida se cumple uno de los anuncios hechos por el presidente argentino Javier Milei, quien en plena campaña proselitista dijo que, al asumir la presidencia, iba a ordenar el fin de la gratuidad del acceso a la salud pública para todos los extranjeros.

Milei argumenta su postura como una acción tendiente a ahorrar recursos fiscales, ante la crisis económica que azota al país vecino.

Es noticia: Muere el periodista deportivo Héctor Corte

VIDEO| Deslizamiento de grandes rocas aplasta dos camiones en Perú

Un deslizamiento de rocas de gran tamaño aplastó el sábado a dos camiones que transitaban por la Carretera Central de Perú, en la provincia de Huarochirí, departamento de Lima.

Un impactante video muestra el preciso instante que unas rocas se desprenden, ruedan hacia la Carretera Central en el sector de Cacray por San Mateo y caen sobre dos camiones que iban por la ruta.

Como si se tratara de una película de acción, se ve que una primera gran roca aplasta un camión y luego otras rocas caen sobre un segundo vehículo, desde donde se grabó toda la espeluznante escena.

Increíblemente ambos conductores lograron sobrevivir al fuerte impacto. Incluso, una cámara grabó la rápida reacción de uno de los choferes, quien en cuestión de segundos se soltó el cinturón de seguridad y salió del vehículo.

Como se era de esperarse, la vía, ubicada altura del kilómetro 097+800, quedó bloqueada y dejó varadas a decenas de unidades de transporte en ambos sentidos.

Mientras las autoridades investigan los hechos, se cree que las recientes lluvias podrían haber contribuido a desestabilizar el suelo.



“¿Quién me llamará madre ahora?”, dice mujer que perdió a sus bebés en Gaza

Rania Abu Anza esconde su rostro lleno de lágrimas, devastada tras perder a sus bebés mellizos fallecidos en un bombardeo en Gaza, a unos metros de unos hombres que siguen buscando este domingo a sobrevivientes entre los escombros de su casa destrozada.

Esta mujer palestina contó que tuvo que someterse a múltiples tratamientos de fertilidad para lograr ser madre, un largo anhelo que terminó con la ofensiva israelí en la Franja de Gaza contra el movimiento islamista Hamás.

“¿Quién me llamará madre ahora? ¿Quién me llamará madre?”, dijo entre sollozos, abrazando a sus bebés sin vida. El rostro de uno de ellos aún estaba salpicado de sangre.

Según el Ministerio de Salud de Gaza, controlado por Hamás, Wisam y Naim, que no tenían ni seis meses, se encuentran entre las 14 personas muertas por un bombardeo en la noche del sábado en la ciudad de Rafah, en el sur de la Franja, imputado a Israel.

Todos los fallecidos forman parte de la familia Abu Anza. Se suman a los cerca de 30.400 muertos, en su mayoría mujeres y menores, que según el Ministerio de Salud de Gaza han perecido desde que Israel inició su operación militar contra Hamás.

Esa ofensiva fue lanzada en respuesta al ataque que milicianos islamistas llevaron a cabo el 7 de octubre en el sur de Israel, causando al menos 1.160 muertos, según un recuento de la AFP basado en cifras oficiales israelíes.

La AFP contactó con el ejército israelí pero este declinó hacer comentarios sobre el bombardeo en Rafah.

- “Todos eran niños” -

Mientras Rania Abu Anza esperaba para enterrar a su hijo y a su hija, tras ella, entre los restos de su casa, los hombres gritaban nombres de otros familiares con la esperanza de que siguieran con vida: “¡Yaser! ¡Ahmed! ¡Sajar!”.

Israel afirma que su campaña busca eliminar a los combatientes de Hamás, pero Shehda Abu Anza explicó que la casa pertenecía a su tío, y aseguró que allí solo había civiles.

“Estaban durmiendo a las 11H00 de la noche. Todos eran niños. Honestamente, no había ninguna presencia militar en la casa, solo civiles”, sostuvo.

“Ningún soldado, solo civiles”, recalcó.

Otro familiar, Arafat Abu Anza, condenó la falta de herramientas para sacar a posibles sobrevivientes.

“Había quince personas en la casa (...) Estoy limpiando la zona. Estamos intentando sacar a la gente, ver dónde están. Se han derrumbado cuatro pisos”, explicó.

Cerca de 1,5 millones de palestinos han buscado refugio en Rafah, procedentes de otros puntos de la Franja. Llegaron aquí huyendo de los combates, alentados por el ejército israelí, que les aconsejó desplazarse hacia el sur.

Ahora, temen una ofensiva terrestre israelí contra la localidad, que podría cobrarse muchas vidas.

Los mediadores en el conflicto están intentando lograr una tregua que permita, al menos temporalmente, interrumpir los combates durante el mes sagrado musulmán del ramadán, que empieza el 10 o el 11 de marzo, dependiendo del calendario lunar.

Un dirigente de alto rango de Hamás dijo a la AFP que el movimiento envió una delegación a El Cairo, y un medio estatal egipcio indicó que a la capital llegaron enviados de Estados Unidos y de Catar para participar en unas conversaciones este domingo.

Pero, para Rania Abu Anza, cualquier acuerdo de tregua llegará demasiado tarde.

Cuando le dijeron que sus pequeños habían muerto, Rania empezó a gritar: ‘¡Mis hijos, mis hijos!’”, relató. “Le pedí a los rescatistas que buscaran a mis niños entre los escombros. Los sacaron. Me dijeron: ‘Tus hijos están muertos’”.

Fuente: AFP.