Estrés por exceso de estudio y suicidio de alumna: dolencia mental azota a Medicina

Con carteles, velas y lágrimas se unieron al clamor de “No más batas al cielo” luego de que una joven en el inicio de su carrera universitaria decidió poner fin a sus días. El mensaje de la sentata por una salud mental para todos apunta repensar el relacionamiento y el cuidado que se da a los seres que forman parte del entorno más cercano.

Llanto. Oraciones. Silencio. El pasillo principal del Hospital de Clínicas, se llenó de batas blancas con rostros desencajados llorando otra vez una pérdida, esta vez la de una estudiante del primer año de Medicina.

Con carteles, velas y lágrimas se unieron al clamor de “No más batas al cielo” luego de que una joven en el inicio de su carrera universitaria decidió poner fin a sus días.

El mensaje de la sentata por una salud mental para todos apunta tanto a autoridades, estudiantes y familiares en general a repensar el relacionamiento y el cuidado que se da a los seres que forman parte del entorno más cercano.

“Es una nueva tragedia que vivimos como facultad y más que reclamo lo que queremos desde aquí es hacer un llamado de atención de cómo nos estamos ayudando, cómo nos estamos cuidando y los mecanismos con los que contamos en la facultad si están paliando estas cuestiones y evidentemente no es así”, afirmó Esteban Italiano, presidente del Centro de Estudiantes de Medicina UNA.

Destacó que la intención es buscar una solución a lo que está ocurriendo por tercer año consecutivo en la casa de estudios y por primera vez en una estudiante nueva. “Se debería identificar los casos desde el vamos, la facultad debería encargarse de identificar los casos de riesgo y que no se llegue a extremos”, agregó.

Italiano admitió que la carrera conlleva un gran sacrificio además del componente emocional de tratar a personas además de toda la cuestión personal que vive cada estudiante.

“Esto es multifactorial, no es la primera vez y la particularidad del caso es que se da en una estudiante de primer año, en el inicio de su carrera como estudiante”, indicó.

Explicó que el ingreso es complicado porque se da una cuestión de rivalidad y la necesidad de la preparación sicológica para afrontar situaciones de estrés en el trayecto de la competencia por el ingreso a la carrera.

“Sería ideal tener un seguimiento sicológico o siquiátrico para los postulantes”, indicó. En cuanto a los residentes, Italiano afirmó que con el último episodio del año pasado se vieron algunas mejoras pero se requiere de mucho trabajo para cambiar la situación en el trato, el tiempo, las guardias y el día a día.

Como centro buscan que se adhieran otras facultades de Medicina para tomar acciones concretas porque el suicidio es una realidad que afecta no solo a la UNA.

Por su parte, Sebastián Elizeche, estudiante del quinto año se dirigió a los estudiantes del primer año, docentes, médicos a los que acompañaron la iniciativa, que el trato entre colegas es fundamental para llevar adelante la carrera sin situaciones que lamentar.

Abogó porque llegue una generación que rompa el verticalismo que existe en la facultad que implica que una persona que tiene un rango superior tenga derecho a a hacer sentir inferior al otro.

“No nos damos cuenta y utilizamos palabras, rumores, chismes y no sabemos cómo está la otra persona por eso exhorto e imploro a las autoridades, residentes, internos, estudiantes que podemos crear juntos un ambiente saludable en Medicina. Somos los encargados de tratar la salud de la gente y si entre nosotros mismos no nos cuidamos no habrá quien lo haga, hay demasiado en juego son vidas y algo tan grande e importante como eso se toma como un juego”, afirmó.

Desde las autoridades de la carrera, la doctora Celeste Aparicio recordó a la estudiante como “brillante y excelente” y que pasó el segundo semestre de la carrera con excelentes calificaciones y que no había reparos con respecto a ella.

Explicó que en forma urgente se realizó una contención al grupo directo de la joven y que se extenderá la atención a todo el curso y luego ir avanzando hasta abarcar los seis años de carrera.

Esta intervención no se da de manera permanente debido a la falta de profesionales en el Departamento de Salud Mental. “No contamos con presupuesto para dotar de más profesionales, solicitamos de dos a cuatro para hacer las intervenciones y ahora tenemos un plan tutorial para estudiantes que son los que pueden detectar una anormalidad y dan aviso. Estamos trabajando en eso porque lo que queremos es hacer las intervenciones antes del ingreso, durante el cursillo”, adelantó la profesional.

Aparicio señaló que el examen de ingreso es un detonante para muchas patologías de base y es en profesiones de salud que se tiene un alto índice de problemas que se manifiestan durante la carrera.

La profesional indicó que los cursillistas ya llegan desde la secundaria sin una buena preparación y al no haber una articulación entre esa etapa y la secundaria muchas veces se da un quiebre en el estudiante.

“La carrera de Medicina es una carrera de estrés y sobrevivencia, desde antes del ingreso a la facultad y es donde queremos llegar”, puntualizó.

Capturan a ladrón que asaltó a visitantes en un cementerio

La Policía Nacional logró capturar a un delincuente acusado de asaltar a dos visitantes en un cementerio de la ciudad de Capiatá. El mismo cuenta con antecedentes.

Agentes de la Comisaría 8va Central en la noche del sábado concretaron la detención de un presunto delincuente en la ciudad de Capiatá.

Se trata de Cristian David Riveros Sánchez, alias “Ka’i”, de 35 años, domiciliado en el barrio Santa Catalina, a la altura del Km 20,5 de la Ruta PY02 de Capiatá.

Te puede interesar: Vehículo sufrió desperfecto y acabó consumido por las llamas

El hombre fue sindicado como autor del asalto a una mujer de 70 años y un joven que se encontraban de visita en un cementerio, hecho que se registró en la tarde de ayer.

El ladrón fue atrapado por los agentes policiales en una zona boscosa del sector conocido como “Cable Guy”, en el barrio Santa Rosa de la citada localidad.

Leé también: Dan el último adiós a la escribana y su hijo, mientras sigue búsqueda de la pequeña Isabela

Riveros cuenta con antecedentes por tentativa de hurto (2006), hurto (2009), coacción sexual y violación en grado de tentativa (2016) y hurto agravado (2018), además de tener una orden de captura pendiente, menciona el portal Sucesos Paraguay.

Itapúa: niña llegó al hospital con una grave infección y sospechan que fue víctima de abuso

Una niña de 10 años llegó en grave estado al Hospital de Encarnación tras sufrir una infección generalizada. Los médicos sospechan que fue víctima de abuso sexual, debido a la zona donde descubrieron las heridas.

En las últimas horas se tuvo conocimiento de un presunto caso de abuso sexual infantil en la zona de Itapúa, teniendo como protagonista a una niña de 10 años de edad.

La menor -quien es oriunda del distrito de Carlos Antonio López- fue internada en grave estado en el Hospital Regional de Encarnación, a raíz de una infección generalizada, menciona el informe de la corresponsal de Nación Media, Rocío Gómez.

Te puede interesar: Criptominería en inmueble de Cuevas: factura de G. 500.000 vs consumo real de G. 800 millones

Los médicos del centro asistencial constataron que la niña presentaba una fisura en el esfínter anal, la cual no fue tratada a tiempo y posteriormente derivó en la sepsis.

Este hallazgo hizo sospechar a los profesionales de blanco que la paciente había sido víctima de abuso sexual, motivo por el que dieron aviso a la Policía Nacional y el Ministerio Público para tomar intervención.

Las autoridades creen que la niña era mantenida en deplorables condiciones, esto considerando que tenía piques, piojos y caries, además de no contar siquiera con una cédula de identidad. De igual manera, se confirmó que apenas llegó a cursar el primer grado.

Leé también: Sospechoso incendio de Caja de Jubilados: dedos acusadores contra funcionario

Al ser entrevistada, la madre -quien no lee ni escribe- entró en algunas contradicciones al hablar sobre quién pudo haber lastimado a su hija. Incluso, habría afirmado que no se dio cuenta de la situación en que la misma se encontraba sino hasta el día de su internación.

El fiscal Gustavo Riveros finalmente formuló imputación contra la madre de la niña por el hecho punible de falta al deber del cuidado. Se prevé que, como parte de la investigación, se le quite la custodia de sus otros 7 hijos.

Criptominería en inmueble de Cuevas: factura de G. 500.000 vs consumo real de G. 800 millones

El perjuicio patrimonial por la sustracción de energía para criptominería en la propiedad del exdiputado Miguel Cuevas superaría los G. 800 millones, según la ANDE.

Una comitiva del Ministerio Público y la ANDE encabezó esta mañana un allanamiento en un inmueble ubicado en la compañía Yarigua’ami del distrito de Sapucai, departamento de Paraguarí.

Dicha propiedad se encuentra registrada a nombre del exdiputado Miguel Cuevas y, según confirmó su representante legal, había sido arrendada hace un mes a una mujer de nombre Ramona Peralta, quien reside en la zona de Alto Paraná.

Nota relacionada: En propiedad de Miguel Cuevas intervienen una granja ilegal de criptomonedas

En el lugar se constató la instalación de una granja ilegal de criptominería, incautándose un total de 396 máquinas procesadoras de criptomonedas. Asimismo, se descubrió una conexión clandestina, alimentada por un transformador de 3.150 kVA.

Según informaciones proveídas por la ANDE, el suministro de este inmueble tenía una facturación mensual que se encontraba en torno a los G. 500.000, aunque el monto no condice con el consumo real.

Leé también: Gobierno busca fortalecer sistema eléctrico mediante modificación de dos leyes

Se estima que el daño patrimonial para la empresa estatal alcanza los G. 873.000.000, esto en base a la capacidad del transformador hallado en la propiedad perteneciente al exparlamentario colorado.

El fiscal Alfredo Ramos dispuso la incautación de las máquinas mineradoras, que fueron trasladadas al depósito de la Fiscalía de Paraguarí para su resguardo. Por su parte, el transformador debió ser dejado en el sitio, debido a que no pudo ser removido por su gran peso y tamaño.