Mujeres emprendedoras luchan por sus sueños rompiendo estereotipos

Tres emprendedoras, Daysi, Mirna y Marcelina; fueron beneficiarias del proyecto SAPE’A 2.0, programa que desarrolla Plan International con financiación de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID). Se trata de un proyecto de apoyo y capacitación para el empleo, dirigido a adolescentes y jóvenes en Paraguay.

Gracias al impulso, hoy emprenden sus negocios en sus comunidades y pueden ayudar a más jóvenes y adolescentes lograr realizarse tanto personal como profesionalmente.

A ellas 3 las une la misma fuerza, el mismo compromiso con su comunidad y sus ganas de seguir adelante. Son mujeres fuertes, valientes, emprendedoras, abriéndose paso en áreas mayormente dominadas por hombres, rompiendo con los estereotipos.

Daisy, se dedica a la carpintería. “Soy madre de dos chicos. Antes era ama de casa y ahora, gracias Plan International y la Cooperación Española, pude emprender. Mi idea es ayudar a más mujeres del Bañado”.

Marcelina, trabaja en la elaboración de comida balanceada para animales. “Antes era lavandera y limpiadora, pero gracias al apoyo recibido pude desarrollar mi propio emprendimiento y hoy en día doy trabajo a personas de mi comunidad”.

Mirna, lleva adelante un emprendimiento de forrado de termos. “Gracias al capital semilla que obtuve a través de Plan International, logré capacitarme y hoy en día trabajo desde mi casa, puedo cuidar a mi hija y tengo control de mi tiempo”.

Encuentro con S.M. la Reina Letizia

S.M. la Reina Letizia tuvo oportunidad de conocer estas tres mujeres emprendedoras, quienes le presentaron sus proyectos de negocio y compartieron con ella sus experiencias. Desarrollado conjuntamente con el Ministerio del Trabajo, Empleo y Seguridad Social (MTES), este programa busca dar respuesta a las necesidades de personas jóvenes a la hora a acceder a un empleo decente, y se lleva desarrollando desde 2014.

Sobre SAPE´A 2.0

Tiene como objetivo ofrecer a las personas beneficiarias: formación profesional, intermediación laboral o formación en planes de negocio adaptados a sus territorios, para que la distancia o limitaciones económicas no sean una barrera para su desarrollo.

El programa, con un marcado componente de inclusión, cuenta con una intervención adaptada a población indígena y personas con discapacidad. Además, incluye acciones específicas para fortalecer la participación de las mujeres en condiciones de igualdad.

En un país con una tasa de pobreza del 26,9%, cifra que alcanza al 34% en las zonas rurales, SAPE’A 2.0 significa una oportunidad real de reescribir el futuro para cerca de 9.000 personas jóvenes desde el 2014.

Sobre Plan International Paraguay

Es una organización humanitaria y de desarrollo que tiene el propósito de trabajar por un mundo justo que promueva los derechos de la niñez y la igualdad para las niñas. Trabaja en Paraguay desde 1994 implementando programas y proyectos en Central, San Pedro, Guairá, Caaguazú y Paraguarí, trabajando en más de 370 comunidades y cuenta con más de 23.500 niños y niñas patrocinados.

Cae paraguayo con orden de detención por tráfico de drogas en Brasil

Un compatriota cruzaba el Puente de la Amistad desde Ciudad del Este hacia Foz de Iguazú, Brasil, cuando las autoridades aduaneras le exigieron los documentos, verificando que tenía una orden de detención dictada por la justicia del vecino país.

Según el informe, el procedimiento fue realizado por los efectivos de la Policía Federal y la Fuerza Nacional de Seguridad de Brasil, ayer, en horas de la madrugada, en la cabecera brasileña del Puente de la Amistad.

El compatriota estaba cruzando la frontera en una camioneta con chapa paraguaya, acompañado de otra persona. Tras la verificación del rodado, pidieron los documentos al conductor y, al constatar en el sistema, detectaron que el paraguayo tenía orden de detención por tráfico internacional de drogas.

El mismo fue llevado a la sede de la Policía Federal, mientras las otras personas y el rodado fueron liberados, finaliza el informe.

Unas 560 empresas están interesadas por invertir en Paraguay, asegura viceministro

Unas 560 empresas han demostrado interés en radicar sus inversiones en el país, desde el inicio del actual gobierno, lo que representa un 40% más en comparación al mismo periodo del año anterior, informó Rodrigo Maluff, viceministro de la Red de Inversiones y Exportaciones (Rediex).

Maluff explicó que en lo que va del 2024, se duplicaron la cantidad de empresas interesadas en Paraguay, por lo que destacó que la diplomacia económica del Ejecutivo está dando resultados importantes.

Te puede interesar: Peña reafirma compromiso para que el agua llegue en abundancia al Chaco

“Significa que en cada salida del presidente o de los ministros estamos metiendo por lo menos un 60, 65% de la agenda en reuniones de trabajo con empresarios, con gremios que quieren escuchar más sobre sobre este país que estamos promocionando”, explicó durante una entrevista con la vocera de Gobierno, Paula Carro.

Señaló que la función principal de Rediex consiste en lograr que el Paraguay pueda salir a hacer negocios con el mundo, conectando al sector privado a grandes empresas para desarrollar inversiones y de ese modo, generar más puestos de trabajo.

Sobre eso, el viceministro sostuvo que apuntan a inversiones entre 100 y 200 millones de dólares, que tienen que ver con los lazos de confianza que ya existen y refirió que los paraguayos que están triunfando en el exterior, son claves para armar la agenda de negocios.

Unas 560 empresas han demostrado interés de invertir en el país, desde el inicio de este periodo de gobierno. Eso es un 40% más que en el mismo periodo del año anterior”, sentenció Rodrigo Maluff.

Lea tamnbién: Enfrentamiento en el penal de CDE deja un interno fallecido

Compañía automotriz busca aportar al proceso de ensamblaje de buses eléctricos en Paraguay

El interés en Paraguay se sustenta en la ubicación del país, los costos y mano de obra competitiva, según manifestaron.

Representantes de la firma Marco Polo, que opera en el país a través de la empresa Imperial SRL, que cuenta con 50 años en Paraguay, mantuvieron una reunión con la viceministra de Industria, Lorena Méndez, donde los visitantes se mostraron interesados en posibles operaciones directas en territorio nacional, tomando como una de las posibilidades aportar en la producción de buses eléctricos y productos híbridos.

En ese sentido, los empresarios programaron una segunda reunión exploratoria, para seguir avanzando en las posibilidades reales de aterrizar fuertemente en el país.

Según explicó Aníbal Giménez, director General de Política Industrial del MIC, los visitantes exploraron las áreas de inversión, las oportunidades abiertas para Marco Polo en Paraguay.

”Les pusimos en conocimiento sobre todas las herramientas de incentivos, los diferentes instrumentos que tenemos, la presencia de proveedores de autopartes locales, quedaron sorprendidos. Hablamos de posibilidades de explorar la parte de buses eléctricos, productos híbridos y otros productos que ellos tienen en Brasil, analizamos producir algún tipo de componente, partes, piezas, insumos, autopartes para Marco Polo Brasil y engancharnos con su cadena productiva”, apuntó.

Por su parte, Andre Vidal Armaganijan, CEO de Marco Polo, mencionó que discutieron sobre oportunidades de colaboración en la producción de vehículos eléctricos y resaltó la apertura institucional del MIC. Sostuvo que están explorando alternativas de cooperación con empresas y entidades públicas.

Agregó que la empresa está en conocimiento de la posibilidad de que se empiece a ensamblar vehículos eléctricos en el país, y se mostró interesado en participar de esta oportunidad en aportar al proceso desde Marco Polo, sabiendo que hay un movimiento fuerte en Paraguay para la producción de buses eléctricos.

“Estamos hablando con el Gobierno, con el Ministerio, con los taiwaneses, estamos haciendo misiones para ver alternativas y entender la capacidad local de producción, para definir un plan de cómo podemos hacer un gana-gana entre los países y las empresas”, explicó Armaganijan.