Semana del Libro Paraguayo en la Manzana de la Rivera

El 25 de junio se conmemora el día del Libro Paraguayo y la Biblioteca Municipal Augusto Roa Bastos del Centro Cultural de la Ciudad Manzana de la Rivera ofrece a través de sus redes sociales actividades didácticas protagonizadas por funcionarios de la referida biblioteca, adhiriéndose de esta forma al ciclo cultural Nde rógape.

Iniciando la actividad de la mano de Alberto Sisa, se realizará la presentación del acervo de la Sala de Literatura Paraguaya Alfredo Seiferheld y una reseña sobre el porqué se conmemora el Día del Libro Paraguayo en esta fecha. Así también el poeta Jacobo Rauskin, Jefe de la Biblioteca Municipal, realizará en conjunto a Alberto Sisa la presentación de libros de autores paraguayos como Cenizas Redimidas de Herib Campos Cervera y La Babosa de Gabriel Cassaccia.

Del mismo modo ya se encuentran disponibles en las redes sociales del Centro Cultural la presentación de Obras Completas de Manuel Ortíz Guerrero; la presentación libros infantiles de autores paraguayos protagonizado por Elisa Boy y Verónica Hellión, donde narran Karumbita en las garras de la Jungla de Nelson Aguilera.

Así también también se encuentra la presentación de Heddy Benítez con Lo dulce y lo turbio, libro del autor paraguayo Esteban Cabañas y las obras de Mario Halley Mora presentadas por Laura Aquino.

Ubicada en la Casa Vertúa, la Biblioteca Municipal Augusto Roa Bastos tiene un acervo de más de 40.000 volúmenes; cuenta con dos salas de lectura, pupitres individuales (rescatados del Teatro Municipal y que fueran utilizados en la primera Constituyente) y personal capacitado para atención al público y catalogación de los libros.

Asimismo, tiene una sala destinada a literatura paraguaya, llamada “Alfredo Seiferheld”, y una hemeroteca, sitio para lectura actualizada y rápida sobre diversos aspectos del arte y la cultura de diferentes países del mundo.

 

Cultura y derechos humanos en tiempos de COVID-19: Amnistía Internacional impulsa debates virtuales

La organización Amnistía Internacional (AI) impulsa espacios de entrevistas y debates que tienen como fin poner bajo el foco la situación de los derechos humanos y la promoción cultural en tiempos de COVID-19.


Fuente: Aizar Arar (@AizarArar)

Pensando en el contexto mundial a raíz de la pandemia del coronavirus que ha paralizado el curso normal de las actividades, AI busca aportar al proceso de avance, instalando temas a fin de fomentar el debate y generar conciencia.

‘Mitad de Semana’ y ‘After de los Derechos’ son los espacios virtuales conducidos por el periodista y activista Jorge Flores, a través de las redes de la ONG.

“Mitad de Semana es una alternativa de información con enfoque de derechos humanos. Desde este espacio analizamos la coyuntura de la pandemia, en sus diferentes aristas, conversando con entendidos en la materia”, dice Flores en conversación con HOY.

Ministros, infectólogos, periodistas, líderes estudiantiles, sexólogas, nutricionistas o connacionales que retornaron a Paraguay, fueron entrevistados hasta la fecha. “Porque la salud es un derecho humano que todas las personas deberían gozar plenamente, y buscamos brindar información y educar en derechos humanos”.

Una particularidad es que cuenta con lenguaje de señas para personas con discapacidad auditiva: “Apostamos a una comunicación inclusiva para llegar a más gente”.

La emisión se da todos los miércoles a las 10:00. El otro espacio es ‘El After de los Derechos”, emitido los viernes a las 19:00. “Se llama así porque simulamos un after de verdad, incluso hacemos un brindis y la conversación dura lo que dura el trago”.

“En este programa, de formato más distendido, hablamos sobre los temas que fueron tendencia en la semana y también es un espacio de entretenimiento y de difusión cultural”, cuenta Jorge.

Los cantantes Andrea Valobra y Jaime Sacher, vocalista de Bohemia Urbana o el actor Ever Enciso ya participaron del after. “Hace poco anunciamos también el lanzamiento de la primera serie LGBTI de Paraguay”, acota el comunicador.

Jorge comenta que hay muy buena receptividad del público. Agradece a sus compañeros de AI, por el gran trabajo de realización.

Si bien ambos son espacios de entrevistas, las personas tienen la posibilidad de dejar sus preguntas u opiniones, ya que van leyendo al aire: “Las redes sociales y las plataformas digitales democratizan la comunicación, entonces el programa es más participativo”.

“La vida parece suspendida por la propagación de la pandemia y sin embargo, la lucha por los derechos humanos no se detiene nunca. Nosotros queremos ser el cambio y sanar las heridas que nos dividen apelando a una retórica de amor y empatía”, resalta Jorge.

Las transmisiones se realizan en vivo, a través de la página oficial en Facebook de Amnistía Internacional.

 

Aguas contaminadas y mortandad de peces son tema en "Yresay", la primera muestra virtual del CCPA

El Centro Cultural Paraguayo Americano inicia una nueva etapa con muestras virtuales de la Galería Agustín Barrios, en la primera edición presenta,

La muestra fotográfica “Yresay”, de las artistas Teresita González y Belén Rodríguez, están disponibles en la galería virtual Agustín Barrios del Centro Cultural Paraguayo Americano (CCPA).

El apoyo a la cultura ha sido uno de los pilares del CCPA, desde siempre, tal es así que renombrados artistas nacionales e internacionales han realizado exposiciones y presentado propuestas culturales en la Galería Agustín Barrios y en el Teatro de las Américas.

La pandemia del COVID-19 ha obligado al mundo entero a reestructurar las actividades en los distintos rubros, principalmente las artísticas y culturales, las cuales han migrado a las plataformas digitales.

Yresay, reúne a dos artistas cuyos trabajos tienen en común la fotografía y el agua. Teresita González fotografía el Río Paraguay, específicamente el cauce contaminado por objetos de desecho; Belén Rodríguez realiza capturas en el Lago Ypacaraí, donde fotografía, entre otras cosas, imágenes de peces muertos.

Para Teresita González, las tres “i”, ignorancia, inconsciencia, indolencia, son los tres males que aquejan a nuestra sociedad, en todos los ámbitos y en todos los niveles. El resultado es el calamitoso estado de muchas de nuestras fuentes de agua potable en el Paraguay, situación sobre la que esta muestra fotográfica busca llamar la atención.

Belén Rodríguez, instaladora, escultora y fotógrafa. Estudió Artes Visuales en el Instituto Superior de Arte “Dra. Olga Blinder” de la Universidad Nacional de Asunción, y fue becada por un programa de intercambio en la Universidade Federal de Santa Maria, Brasil, donde estudió escultura.

Actualmente forma parte del colectivo de Artistas Taller de Moreno, y ha participado de exposiciones colectivas llegando a exponer en Argentina y Brasil. En 2019 gana el 2º premio del Matisse y en conjunto con el Taller de Moreno el premio Emergentes 2019.

Teresita González, fotógrafa y Dra. Bioquímica. Expuso, en el año 2008, el ensayo fotográfico “Hospital de Caridad” en el Museo del Barro de Asunción. Este ensayo ha integrado la 10ª Muestra Latinoamericana de Fotografías y Documentales (Langreo, España) en el 2010.

En el 2016 su fotografía ha sido seleccionada por la Duncan Miller Gallery de Santa Mónica (EE.UU) para integrar su colección de fotografías. En el 2019 su obra “Plastic life” fue seleccionada en el Premio Henri Matisse que otorga la embajada de Francia en Paraguay.


Las muestras de la Galería Agustín Barrios cuentan con el asesoramiento del artista visual Carlo Spatuzza y el crítico de arte Carlos Sosa. Pueden ser apreciadas a través del sitio web www.ccpa.edu.py.

 

Emprender y fomentar la lectura en tiempos de COVID-19: "Donde hay libro siempre hay esperanza"

Don Julio Sanabria se dedica a la venta de libros. Defiende a la lectura como un bálsamo para el alma en tiempos difíciles y lejos de la incertidumbre por la pandemia, apunta al mañana, fomentando la cultura y generando fuentes de trabajo para colegas.


Fuente: Aizar Arar (@AizarArar)

Dicen que no hay mal que por bien no venga, así como que todo pasa siempre por una razón, y Don Julio puede dar fe de ello. Y es que la cuarentena nacional fue el principal motivo para que pueda dedicarse a los libros, una de sus pasiones.

Sanabria llevaba la coordinación de eventos en el Hotel Paraguay. A la par comercializaba hortalizas orgánicas y libros en la Plaza Italia, del microcentro asunceno, hasta que llegó el COVID-19.

“Estuve como 60 días sin poder hacer nada y los eventos siguen parados, entonces hace 45 días que tomé la decisión de salir a la vereda”, dice en conversación con HOY.

Comenta que se ubicó frente a su casa, teniendo en cuenta todos los protocolos de limpieza y cuenta que día a día es visitado por personas desde distintos puntos del país.

POLÍTICA DE LECTURA

El buen resultado de su iniciativa lo motiva a seguir adelante, no solo por él sino por otros emprendedores que quedaron a la deriva con la cuarentena.

“La gente valora y aprecia mucho el esfuerzo que hago aquí. Me llena de satisfacción y me arma de coraje para solicitar espacios para colegas que ahora están pasando muy mal”.

Asegura que se encuentra en conversaciones con el Municipalidad, a modo de que sus colegas puedan retomar la venta de libros en sus respectivas zonas. Al mismo tiempo trabaja en un proyecto para el paseo central de la Avenida Guggiari, pensando en el verano del 2021.

“Es una linda avenida y la idea es que sea una zona de ferias donde la gente pueda tener la facilidad de adquirir libros a precios módicos. A la vez crear una política de lectura en el barrio”.

Otro meta trazada es el establecimiento de pequeñas bibliotecas que beneficien a sectores carenciados. “Con lo mucho o poco que vendo estoy armando un paquete interesante para enviar al Buen pastor, porque tengo entendido que hay madres con sus hijos ahí”.

UN LIBRO, UNA ESPERANZA

Más allá de una retribución económica, el emprendedor ve en su trabajo como proveedor de libros, la posibilidad de ayudar a alguien más, pues un libro representa un escape y alivio para las personas.

“De alguna manera somos como una fuente de tranquilidad para las personas, quizás con muchos inconvenientes. Por eso digo, ‘donde hay libro siempre hay esperanza’”.

Don Sanabria tiene 58 años, está casado con Martha Beatriz, a quien considera su “compañera de lucha” quien lo hizo padre de cinco hijos, hoy día todos profesionales. “Tengo una bendecida vida por vivir y disfrutar con mis tres hermosas nietas”, expresa.

Su puesto está ubicado sobre la avenida Bruno Guggiari e/ Sajonia (Barrio Palomar), en Lambaré. Atiende de martes a domingo, de 9 a 19 hs. Los interesados pueden contactar con él al 0994701617.